Portada » Juegos » Análisis Acer Nitro 5 i5-11400H
Análisis Acer Nitro 5 i5-11400H

Análisis Acer Nitro 5 i5-11400H

Probamos el portátil gaming de Acer que más ha rebajado su precio en los últimos tiempos, se trata del modelo Acer Nitro 5 AN515-57 con procesador Intel Core i5 11400H y RTX 3050Ti.

Este portátil ha llegado a disfrutar de un precio de 629 euros al principio de septiembre de 2022, un precio muy contenido para contar con una potente configuración de procesador Intel Core i5 11400H acompañado de 16 Gb de RAM, 512 Gb de almacenamiento NVMe y una gráfica Nvidia RTX 3050 Ti.

Un precio, que visto lo visto, es lo más que destacable de este Acer, ya que en el mercado encontraremos el mismo chasis con otras variantes de componentes, algunas superiores, con un i7 y algunas inferiores con procesadores i5 de la generación 10, o gráficas GTX o la mitad de memoria RAM.

En este Acer Nitro 5 lo que más destaca junto con su precio es su gráfica una RTX de la serie 3000 con especificación Ti y un consumo máximo de 75W, tampoco deberemos olvidar que dobla la cantidad de memoria RAM habitual para estas gamas de precio de portátiles gaming.

La presencia del Acer Nitro 5

Visto cerrado y desde arriba es bastante discreto

El portátil Nitro 5 de Acer de 2022 tiene un diseño con un marcado estilo gaming aunque tampoco este enfoque resulta especialmente evidente con el portátil cerrado como en algunos productos de sus rivalels como Asus o MSI.

Cerrado, sobre la tapa veremos algunas hendiduras que recorren la superfice al estilo gaming, no existiendo otros detalles que hagan revelar que estamos ante un equipo para gamers, claro que esto será depende del ángulo por donde lo mires, ya que si lo visualizas por la parte trasera observarás que cuenta con una trasera espectacular.

El sello indiscutible de un portátil gaming son las salidas de aire

Es ahí donde el Acer revela que tipo de equipo es, y es que cuenta con dos grandes toberas traseras, es decir, salidas de aire adornadas con una placa de aspecto metálico de color cobre mate que parecen emular los escapes de un coche ultradeportivo, lo que le da un toque bastante gaming al equipo.

Espectaculares salidas de aire traseras en el Acer Nitro 5

Al abrir la tapa del portátil veremos una superficie casi totalmente negra pero con detalles en rojo, este rojo está en la serigrafía de las teclas y su contorno, siendo especialmente marcado en las teclas WASD y los cursores, de forma que ya no nos quedará duda alguna sobre el tipo de equipo que tenemos delante.

En cuanto a su presencia y estética le damos un 7/10 de nota.

Los acabados del Acer Nitro 5

Su construcción es enteramente plástica, algo que lo penaliza en nuestra percepción y puntuación, aunque cabe destacar que este plástico cuenta con una buena calidad ya que se siente muy robusto al tacto y al manejo desde el minuto 1, pero seguirá siendo plástico.

La tapa del portátil, es decir la pantalla en su parte externa, cuenta con un acabado mate con alguna zona de brillo como la de las hendiduras y la de la marca Acer, grabada en la parte intermedia en el mismo color de la carcasa.

Las esquinas de la pantalla y el reposa muñecas no acaban en ángulo recto o algo redondeado como viene siendo habitual, en el modelo Acer Nitro tienen un corte en diagonal para así conferir algo más de empaque a ese aspecto gaming del equipo, verdaderamente luce muy bien.

El tacto del teclado, del touchpad y la calidad de imagen de la pantalla te dan una sensación de buenos acabados así que bien por Acer en este aspecto.

En cuanto a sus acabado la nota conseguida es de 6/10

La portabilidad del Acer Nitro de 15,6″

La conectividad es buena

Se trata de un portátil con unas medidas de 36,3 x 25,5 cm y con una altura total cerrado de 2,3 cm, si bien como gaming es más bien un equipo pequeño a pesar de su generosa pantalla 15,6″ será mayor que ordenadores ultrabooks y portátiles de uso generalista de 15,6″.

En los aspectos de portabilidad está muy bien resuelto para ser un equipo para juegos, cuenta con unos marcos de pantalla laterales reducidos y un cuerpo no especialmente grueso para albergar un hardware gaming, el cual normalmente requiere un mayor espacio para ventiladores y canalizaciones.

Su peso es de 2,3 Kg. sin el transformador, un transformador que lamentablemente deberás llevar contigo si te desplazas con el portátil, esto es debido a que tiene una autonomía baja, de escasas dos horas y media para trabajos contenidos y sobre una hora y media en sesiones de juego. Lo normal es equipos gaming.

Por suerte tambien las dimensiones y peso del cargador son como el resto del equipo, bastante contenidas.

Por este motivo le otorgamos una nota de 7/10 en el aspecto de la portabilidad.

Los componentes del Acer Nitro 5

Se trata de un equipo con componentes de gama media alta, pero todos ellos bajo ese toque gaming por lo que a nivel prestacional se traduce en que una gama media de gaming siempre será superior y más ampliable que otros portátiles considerados de gamas ultrabook.

Identificación de la CPU del Acer Nitro

El procesador es un procesador fabricado por Intel bajo un proceso de 10m que se corresponde a la generación 11 de dicho fabricante, es de los denominados procesadores de portátil de rendimiento, con especificación H.

Cuenta con 6 núcleos y 12 hilos, sin distinción entre núcleos de rendimiento y eficacia ya que eso es algo que se inicia en la siguiente generación, la 12.

Sus frecuencias de trabajo van desde los 2,3 Ghz hasta los 4,50 Ghz. lo que lo convierte en un equipo muy capaz.

El TDP máximo es de 45W.

Se trata de un core i5 que no destaca especialmente, más que nada porque existe otro Acer Nitro con el mismo chasis y casi las mismas especificaciones pero con un procesador i7, además este i5 ha quedado relegado a un segundo plano por el empuje de los Ryzen 5 para portátiles desde su generación 3000, ya que hasta 3 veces han superado a los de Intel, tanto en rendimiento como en eficacia energética.

Es este i5-11400H el inicio de ese acercamiento de Intel a AMD a niveles prestacionales, rindiendo casi lo mismo, algo menos que su rival de AMD, el Ryzen 5 5600H.

Este camino llevará a Intel a que posteriormente con la siguiente generación, la 12, Intel ha conseguido incluso ponerse algo por delante de los AMD en algunos procesadores.

Si lo comparamos con otros procesadores del mismo fabricante de misma generación como el i7-1165G7, que cuenta con 4 núcleos y 8 hilos, el i5-11400H se lo come con patatas en todos los aspectos, incluso en la potencia de renderizado con Blender y es que esos procesadores i7 no son lo que se esperaba de un fabricante como Intel, quizá por ello con los de especificación H, como es este i5-11400H han corregido el rumbo claramente.

Sin embargo quedará detrás del i7-11800H ya que el i7 cuenta con 8 núcleos y 16 hilos además de 100 Mhz de turbo más, algo que a la postre lo sitúa un 11% por encima del i5. Una diferencia que no notaremos en gaming ya que con 6 núcleos será suficiente, siendo más determinante la gráfica.

Respecto a su gráfica, esta es dedicada toda una Nvidia RTX de la serie 3000 concretamente la 3050 pero con especificación Ti y 4 Gb de GDDR6 además cuenta con hasta 75W de TDP o consumo, lo que la convierte en superior al modelo base.

Cifras que vienen a representar un incremento en rendimiento cercano al 15% respecto a la 3050 normal, un 40% respecto a una GTX 1650 Ti para quedar casi empatada con una RTX 2060 Max-Q.

Si te lías con todo esto de RTX GTX Max-Q, dale un vistazo al artículo sobre ¿qué es RTX?

La cantidad de memoria RAM del portátil también destaca por ser de 16 Gb cuando por estos precios rara vez consigues más de los 8Gb, una cifra, la de 8 que es del todo insuficiente para los requisitos de los juegos actuales. Viene con un único módulo de 16 Gb y un slot libre, por lo que su configuración no es en dual channel.

La capacidad de almacenamiento es más que destacable, y no porque lleve una rápida unidad NVMe de 512 Gb si no porque además cuenta con 2 slots internos, uno para insertar otro m2 bien sea PCIe o SATA además de un espacio para un disco SATA de 2,5″ donde podremos instalar otro SSD económico de 2,5 o un mecánico de gran capacidad y bajo precio.

La nota general sobre los componentes es de 8/10, sólo la ausencia de lector de tarjetas y el simple echo de ser de generación 11 cuando vamos por la 12 le bajan la nota.

La pantalla del Acer Nitro 5

Grado máximo de apertura de la pantalla de Acer Nitro 5

Cuenta con una pantalla de 15,6″ y unos marcos bastante reducidos, que sin ser los más estrechos del mercado se sienten suficientemente modernos.

A nivel técnico comentar que se trata de una pantalla con tecnología IPS, con buenos ángulos de visión, acabado mate, resolución full HD y atención, 144 hz de refresco, lo que sin lugar a dudas es aconsejable para el gaming.

Aún con las especificaciones excelentes de que disfruta, luego pierde algo cuando al utilizarla y ver algunas imágenes en negro casi absoluto te das cuenta que tiene algunas fugas de luz, más de 4 aunque las mismas no son excesivas.

El brillo de su pantalla es como en casi todos los equipos actuales, demasiado justo para su uso en exteriores, pero suficiente en interiores.

Su anclaje al chasis es muy robusto, mediante dos bisagras ubicadas a cada lado del equipo, la pantalla no registra movimientos molestos durante la escritura a gran velocidad.

El grado de apertura de la misma es considerable, sin llegar a quedar plano, cosa que no sirve para nada, podemos disfrutar de una inclinación superior a la media, algo que es de agradecer para las personas de mayor altura.

La nota sobre la pantalla es un 7/10 a pesar de ser de 144 Hz no se lleva muy bien con los tonos negros y presenta demasiadas fugas de luz.

El sonido del Acer Nitro 5

El equipo tiene un audio que pasará probablemente sin reparos pero sin brillo al menos para la mayoría de los usuarios, en todo caso y buscando un poco las cosquillas diría que le faltaría algo de nivel de volumen.

Según se lee en el propio teclado cerca del botón de encendido, el equipo cuenta con certificación DTS. Esta certificación equivale a una calidad superior a la media en cuanto a su sonoridad.

Escuchando música se aprecia una sensación estéreo mayor de la habitual, contando con una separación de canales digna de destacar, siendo esto lo más destacable del denominado sistema DTS.

En cuanto a sus frecuencias, y sin entrar en el plano técnico, la percepción es de un dinamismo algo superior al habitual, eso sí, sin contar con unos bajos destacables que por el tamaño del chasis bien podrían estar algo por encima de la media. Sus medios no obstante son lo mejor y es que consiguen un punto de inmersión más que destacable. Los agudos, están, pero sin el brillo necesario para destacar.

Si tuviese que dar una nota esta sería de pasable, no más 5/10.

El teclado del Acer Nitro 5

Las teclas WASD destacada es en el teclado sobre el resto revelan su tipología gaming

Las teclas del Acer Nitro 5 las siento algo más pequeñas de lo habitual, algunas, como la tecla suprimir me cuesta mucho de acertar.

Al contar con teclado numérico, el teclado normal se encuentra desplazado hacia la izquierda al igual que el touchpad, quedando descentrado respecto a la pantalla, algo que no me gusta en absoluto ya que me paso una gran cantidad de horas al día escribiendo artículos tanto para este medio, tiroriro.com como para otros.

Es un teclado retroiluminado y se enciende rápidamente al primer toque, es decir sin las demoras o lag de un segundo existentes en otro portátil. Aunque no tiene un sensor de proximidad que encienda las teclas al acercarlas al mismo, esto sumado al casi inexistente contraste del serigrafiado rojo sobre la tecla negra hace que me resulte incómodo utilizarlo para escribir o programar en condiciones de poca luz.

Esta retroiluminación es en un único color, el rojo, si que puedes establecerlo en un total de 4 niveles más el apagado, sin embargo al máximo será relativamente poco luminoso.

Determinadas teclas están destacadas del resto con una iluminación extra y una serigrafía diferente, me refiero a las teclas WASD, las de cursor y la de activar o desactivar el teclado numérico. Todas ellas usadas por los gamers amantes del videojueguismo a base de ratón y teclado.

El teclado no cede de forma apreciable en ningún punto mientras tecleas, al igual que la pantalla que no cimbrea por muy rápido que seas capaz de escribir.

Aunque te acostumbras, la falta de constraste y la necesidad prioritaria que necesito para escribir me hace bajarle la nota para suspenderlo hasta un 4/10.

Conectividad del Acer Nitro 5

Conectores en el lateral derecho del Acer Nitro 5

La conectividad de este equipo es excelente, realmente sólo tiene un pero, no tiene lector de tarjetas, sin embargo dispone de un puerto HDMi de tamaño estándar, un conector de auriculares, 3 conectores USB con velocidad 3.0 además de un puerto USB del tipo-c y un conector RJ45 para red ethernet.

Conectores en el lateral izquierdo del Acer Nitro 5

En cuanto a su conectividad inalámbrica dispone de Wifi 6 y Bluetooth 5.2, la Wifi 6 funciona realmente muy rápido, lo que unido a la potencia del procesador hace que descargar aplicaciones e instalarlas sea realmente rápido.

La nota es de un 8/10, si tuviese el lector de tarjetas hablaríamos de 10 sobre 10.

La instalación de Windows 11

Este equipo, como casi todos los equipos gaming de la actualidad nos viene sin sistema operativo, al arrancar un escueto menú textual en inglés nos informará de las particiones del disco y poca cosa más.

Deberemos ser nosotros, los que dispongamos de una licencia de Windows para instalar en el equipo, son muchas tiendas, algunas con precios muy baratos en las que podremos encontrar los códigos de Windows 10 o 11.

Instalar Windows 11 en él, es algo que sin ser excesivamente complicado si que requerirá algo de conocimientos informáticos.

Sin ir más lejos nosotros en la redacción nos encontramos con el problema de que el instalador de Windows 11 descargado de la web oficial de Microsoft y una vez preparado en una unidad USB no reconocía la unidad de almacenamiento interna del Acer Nitro 5.

Esto hacía imposible la instalación de buenas a primeras, por suerte, en la web de soporte de Acer encontramos el driver necesario, un controlador que deberás grabar en la misma unidad u en otra e insertarlo en el PC para cargarlo desde la pantalla donde te habías quedado sin poder continuar la instalación.

Posteriormente descubrimos que la unidad NVMe tenía una partición de 10 Gb con todos los drivers, algo que es totalmente inútil si el propio instalador de Windows 11 no reconoce dicha unidad.

Tras este sencillo pero obligado paso la instalación de Windows 11 se sucedió con gran celeridad, aunque con algunos trompicones inesperados ya que también cabe destacar que el panel táctil del portátil, no fue reconocido hasta el primer reinicio de Windows 11 y tuvimos que conectar un ratón externo para movernos por el menú de instalación.

Moverse por los menús del instalador es algo que también puedes hacer con el teclado recurriendo al uso de la tecla de tabulación para cambiar el botón enfocado y la tecla de la barra de espacio para aceptar, aunque sin lugar a dudas siempre representará un mayor lío para el usuario.

La nota sobre la dificultad de instalación de Windows 11 es de un 4/10, Windows 11 debería a estas alturas reconocer enteramente el hardware de un equipo fabricado por Acer, es uno de los grandes, además Acer debería indicar esto en algún papel destacable, en color amarillo o similar con la URL de descarga de los drivers necesarios para instalar Windows.

Rendimiento del Acer Nitro 5

Estamos ante un procesador, el i5-11400H, de 6 núcleos y 12 hilos de la generación 11 de Intel, que a su vez es rival directo del Ryzen 5 5600H.

El papel de esta generación 11 del fabricante Intel a priori debería haber sido la vuelta a la lucha por esta gama media tras haber quedado relegado en las generaciones 9 y 11 por debajo de los respectivos modelos de AMD.

En nuestras propias prueba observamos ya hace mucho tiempo que la generación 10, donde estava el predecesor de este Intel Core i5-11400H, me refiero al i5-10400 quedaba lejos, muy lejos de su rival por aquel entonces Ryzen 5 4600H.

Si lo ha conseguido o no, pues mayormente sí por ello antes de entrar al detalle de las pruebas, resumo mi perecepción en cuanto a potencia, que puede ser incluso más realista que el resultado de las pruebas, en este sentido decir que el equipo anda y mucho, en ocasionas te hace exclamar un «qué rapido!».

Así que te diré que se trata de un equipo muy capaz, en el momento de setup del equipo, donde instalamos los programas que vamos a utilizar en nuestro día a día, se notaba realmente dispuesto, aunque confieso que algo menos de lo esperado, o al menos un poco por debajo de lo que sientes con un Ryzen 5 de la serie 5000.

Posteriormente y tras usarlo durante largas jornadas te das cuenta de que dicho rendimiento a veces sorprende sí, pero de alguna no es tan sostenido como el que siento con esos equipos Ryzen 5 de la misma generación, aunque sea puntualmente tiene determinados parones en contados momentos a lo largo del quehacer diario.

La puntuación en cuanto a rendimiento general es de 7/10.

Pruebas sintéticas

Rendimiento Geekbench 5

Bajo el software de pruebas sintéticas Geekbench 5.4.5 y con el equipo desconectado de corriente y configurado por defecto en rendimiento equilibrado obtuvimos una puntuación en el rendimiento en un único núcleo de 1272 por los 4279 del multinúcleo.

Puedes consultar el detalle de la puntuación obtenida en la siguiente dirección online.

En la prueba de rendimiento gráfico OpenCL su Nvidia RTX3050 Ti consiguió alcanzar los 51658 puntos mientras que la prueba bajo Vulkan 42635 con el equipo alimentado por baterías.

700 puntos más en multinúcleo al conectarlo a corriente

Posteriormente repetimos la prueba pero esta vez con el equipo ya conectado a la corriente eléctrica para detectar si este portátil sufre del casi normal thermal throttling por el que el equipo desciende su desempeñoo máximo para preservar la batería cuando no está conectado a una toma de corriente.

Al repetir también la prueba de OpenCL pero con el equipo conectado a corriente la puntuación ascendió a 68478 puntos y en Vulkan fueron 56958, en cuanto al resultado en la prueba CUDA, específica para dedicadas de Nvidia, fueron 69434 puntos.

Resultados en CineBench 3D

En la prueba estática de potencia de renderizado de Cinebench R23 el Acer Nitro 5 con el equipo conectad a corriente ofreció un resultado de 9036 puntos para la prueba multinúcleo por 1453.

Una puntuación que es sin lugar a dudas un excelente resultado, sobre todo por ese ratio de 6,22 donde nos estaría diciendo que mantiene las frecuencia turbo bastante arriba en todos sus núcleos durante la prueba.

Estos excelente resultados podrían también estar adelantado lo que a la postre conseguiremos más adelante en las pruebas reales de renderizado 3D de diferentes escenas con varias complejidades bajo el software Blender.

Llegamos a las pruebas sintéticas de velocidad del disco duro, o en este caso de su unidad de almacenamiento.

El Acer Nitro 5 dispone de una NVMe PCie con una excelente velocidad, en resumen y tras las pruebas observamos que sobrepasa los 3500 Mb/s en lectura y supera los 3.000 en escritura.

En otras unidades NVMe probadas en otros portátiles rara vez obteníamos una simetría tan cercana entre lectura y escritura, y es que si bien todas sobrepasan los 2500 Mb/s en lectura rara vez pasaban de los 2000 en las pruebas de escritura.

Rendimiento unidad de almacenamiento

Para algunos, los más sibaritas que sueñan con unidades de 5.000 y 6.000 mb/s comentar que si bien estas existen, su acceso a día de hoy todavía es prohibitivo, y que unos resultados superiores a 2.500 son ya de por sí un claro sinónimo de rendimiento a nivel gaming.

La velocidad de la unidad la notas en cualquier carga de programas, sean estos aplicaciones pesadas o juegos.

Aunque se ha comentado previamente, en relación al almacenamiento comentar que este portátil dispone de un segundo conector interno para unidades en formato m2 2280 compatible tanto con unidades NVMe como con unidades SSD SATA.

Por si esta segunda unidad fuese poco, además trae una bahía de 2,5″ en la que podrás instalar un disco mecánico o SSD de gran capacidad y así poder tener multitud de juegos instalados en ella.

En este sentido de las bahía de 2,5″ comentar que la unidad recibida llevaba el cable específico para conectar un disco de este formato, en una bolsita en la caja donde va también transformador.

Pruebas reales del Acer Nitro

La unidad de almacenamiento que utiliza el Acer Nitro 5 es rápida el arranque de Windows 11 sucede en sólo 7 segundos, el uso de programas como GiMP, Inkscape y otros habituales en la redacción de tiroriro.com funciona de forma ejemplar.

En nuestras habituales pruebas bajo el programa de modelado tridimensional Blender bajo la versión 3.2 y estableciendo los settings para que CUDA aprovechase tanto la RTX 3050 Ti como el procesador i5-11400H.

Las primeras pruebas las hicimos con el equipo desconectado de corriente para luego proceder a conectarlo y repetirlas.

Un tiempo excelente con el equipo desconectado de corriente

Con la prueba del renderizado de la pantalla de carga de la versión 2.83 el render fue completado en 10 segundos y medio, cuando repetimos la prueba con el Acer Nitro conectado a corriente el tiempo se quedó en 6 segundos y 58 décimas, un tiempazo.

Fotograma 120 de Nishita

Continuamos con la prueba de Nishita, se trata de una animación de la que vamos a renderizar únicamente el fotograma número 120, donde el Nitro demoró 2 minutos y 22 segundos en completar el render.

El Asus VivoBook con procesador Ryzen 5 5500U que probamos hace ya cerca de un año fue superior, a pesar de ser un procesador de bajo consumo tardó 02:07 en las mismas condiciones de alimentación por batería.

Con el equipo alimentado a 220V nuestro Acer Nitro 5 marcó 1 minuto 26 segundos mientras que el Ryzen 5 5500U dejó el crono en 1 minuto 36 segundos pero, una mejora sustancial en ambos entre renderizar conectados a corriente o no.

La prueba de Andy y Nacho es una prueba ya bastante exigente

Llegamos a la escena de Andy y Nacho, una escena con un look de dibujos animados que destaca de las anteriores por ser una prueba que habitualmente demora más allá de los 10 minutos, el Acer Nitro 5 con procesador i5 y RTX 3050 Ti marcó 12 minutos 30 segundos.

En esas mismas condiciones de alimentación el VivoBook con 5500U empleó 16 minutos 50 segundos en completar el render.

Tras conectarlo a corriente el Nitro renderizó Andy y Nacho en tan sólo 7 minutos 38 segundos, quedando en mejor puesto que el Ryzen 5 5500U que lo completó en 9 minutos y retrasado respecto al HP Pavillion con Ryzen 7 5800H y GTX 1650 que lo dejó en 05:44.

Con el render de Blenderman, que se corresponde a la imagen de carga la versión 2.78 de Blender el tiempo fue de 26 minutos 54 segundos.

Un tiempo de renderizado inferior a los 30 minutos para la escena más compleja

Llegamos al renderizado de mayor duración que se corresponde con la pantalla de carga de Blender 3.0, y donde el tiempo de renderizado ya con el PC conectado a 220V fue de 28 minutos.

Pruebas del Acer Nitro 5 con juegos

Quizá he tardado mucho en llegar a esta sección, ya que claramente este equipo tiene un enfoque al gaming, y bueno que decir que funciona de forma totalmente satisfactoria.

Al tratarse de una RTX tiene la posibilidad de activar el trazado de rayos en los juegos compatibles, sin embargo por ser la RTX de entrada de gama su rendimiento con el RTX activado estará muy lejos de ser el apropiado.

Fuera de esta consideración y con el DLSS activado, que mejora el rendimiento general, el portátil nos ha sorprendido gratamente por su buen hacer.

Lo hemos probado tanto con su monitor o panel integrado, es decir a resolución de 1080p como conectado a un monitor externo ultrawide a 1440p.

El Acer Nitro ya nos sorprendió de entrada al jugar a Control, como sabrás se trata de un juego algo exigente y que tiene compatibilidad con trazado de rayos y DLSS. Pues bien, obtuvimos con ambos sistemas activados y unos settings medios a una resolución 3440 x 1440 píxeles una experiencia perfectamente jugable y de calidad.

En Elder Ring teníamos una respuesta correcta en un monitor externo 1440p y con los settings altos, tal y como lo detectaba el propio videojuego. Sin embargo la tuvimos que bajar un poco para poder disfrutar de una tasa de refresco mayor, por supuesto a 1080p en el panel integrado del portátil se jugaba a las mil maravillas.

En CyberPunk 2077 con el panel de 1080p el juego se disfrutaba con los settings medios incluso alguno en alto, en monitor externo debíamos tocarlos casi todos para conseguir una tasa de juego aceptable.

Con Sifu, el juego de lucha con estilo cell shade que tanto y tanto nos gustó el día que lo probamos hemos podido disfrutar en Acer a 1440 p con todo en ultra, un lujazo indispensable.

En Borderlands 3 la jugabilidad fue también buena a esos 3440 x 1440 rozaba los 50 fps con los settings medios, así que con algunos retoques fácilmente se superarán los 60 fps.

En el videojuego Aliens Fireteam Elite a 3140×1440 píxeles tuvimos que tocar hacia abajo los settings, sombras en bajo, texturas en medium, limitar a 60fps, desactivar la oclusión y reducir otros parámetros hasta poder disfrutar de forma fluida en pantalla grande a 1440p. Cabe señalar que jugando a 1080p en el panel del portátil aguantaba mucho mejor con todos estos settings en medium o high.

En Crackdown 3, con la resolución nativa del portátil y subiendo los settings casi al máximo obteníamos entre 70 y 90 fps, uno de los juegos más o menos modernos que nos ofreció una mayor tasa de fotogramas a 1080p.

Con el juego de simulación de conducción Automobilista 2 nos encontramos que si bien a 1080p podíamos jugar con un elevado número de FPS manteniendo unos settings medio-altos en 1440p el juego se resentía en algunos momentos por lo que la jugabilidad del mismo se veía comprometida y debías bajarlo la ambición gráfica a unos valores medio-bajo.

Si nos vamos a algún juego de dos ruedas en lugar de cuatro, como es MotoGP 22, la verdad es que esta 3050 ti es más que suficiente para jugar con el monitor externo a 1440p con una calidad y fluidez más que correcta.

Teníamos Prey en nuestra biblioteca de Epic, y no lo habíamos jugado hasta ahora, probablemente proveniente de algún regalo semanal de esta plataforma, así que nos dijimos vamos a darle una oportunidad, lo probamos directamente bajo resolución de 3440 x 1440 píxeles con los settings en alto, lucía fenomenal.

Con Wolfstein: The New Order la experiencia tanto a 1080p como a 1440p fue de alto nivel, tanto en su pantalla nativa como en el monitor externo y los settings en ultra y es que con juegos con una cierta edad podrá casi con todos los settings al máximo.

Con Metal Gear Solid V Ground Zeroes pudimos jugar con todo a tope en el propio panel a 1080p, no lo probamos a 1440p ya que este juego no está optimizado para dicha resolución.

En el juego Redout conectamos el portátil a nuestro monitor ultrawide de 34″, lo que fuerza a subir la resolución de FullHD del panel integrado hasta los 3440 x 1440 píxeles, y el juego se movía perfecto con todos los settings en el nivel épico. Claro que este juego tiene unos años y no es especialmente demandante, pero oye, poder puede y a tope.

Probamos Assasin’s Creed Syndicate desde el lanzador de Epic Games y nos llevamos la sorpresa de que el mismo no se iniciaba.

Emuladores en el Acer Nitro 5

Dentro del análisis del Acer Nitro 5 con videojuegos también tuvimos un espacio para poder probar emuladores, fuimos directos a una de las consolas más difíciles de emular en la actualidad, la Switch y es que emular en el PC una Switch requiere un hardware avanzado para poder sacarle el máximo jugo.

En el caso de este Nitro 5 y utilizando el emulador Ryujinx con Monster Hunter Generations Ultimate los resultados fueron totalmente satisfactorios a 60 fps en resolución nativa de la consola pero incluso quedando la GPU con mucho margen para emular a Switch pantallas externas de más resolución.

La nota en cuanto al rendimiento en juegos sería de un 8/10, algunos podrían decir que optimista para un i5 y una 3050, sin embargo les diría que para jugar a 1080p con el panel de portátil esta combinación es más que suficiente, querer más es querer por querer.

Autonomía de la batería del Acer Nitro 5

Este es uno de esos apartados donde decir la verdad hace daño y es que los fabricantes siempre dan una cifras de horas de uso del todo inalcanzables.

Jugar con él usando la batería es bastante complicado, me explico, deberás tener el equipo totalmente cargado en el momento de empezar a jugar es decir al 100% y aún con ello no sobrepasarás la hora y media de juego antes de que se quede seco.

Fuera del ámbito de los juegos, utilizando el ordenador para trabajar con él bajo tareas pesadas también notas como la autonomía no es desde luego su fuerte.

Simples tareas como arrancar con baterías con el equipo cargado al máximo y ejecutar el test de GeekBench 5 de CPU ya consumió un 5% del total de la batería.

En este mismo sentido renderizar 4 imágenes con Blender con un tiempo acumulado de render de 30 minutos consumió más de un 40% de la batería.

Sin embargo, cuando lo sometes a cargas normales, como puede ser la reproducción de vídeo desde plataformas de streaming, la descarga de torrents, la navegación por internet, el equipo muestra un menor apetito eléctrico llegando a alcanzar entre 2 y 3 horas de uso más o menos intensivo.

En este punto debo dejar constancia que otros configuraciones, sobre todo las de su rival AMD consiguen una mejor eficacia energética que prolonga la autonomía del mismo.

El transformador es de tamaño mediano y pesa, pero sin llegar a ser un monstruo como en algunos otros portátiles, y eso que es de 180W potencia suficiente para cargar el portátil mientras se juega, a pesar de que la gráfica es de 75W.

Lo que sí que destaco es que las primeras veces parece que no funcione, y es que para conseguir conectarlo correctamente hay que hacer más fuerza de lo que en principio uno piensa, justo hasta que se oye un sonoro clic metálico.

La nota de la autonomía es la peor puntuación de todas, un 3/10 y es que como apretes al equipo estando conectado la batería durará un suspiro.

Las térmicas y sonoridad del Acer Nitro 5

Obviamente a un equipo destinado al gaming no le podemos pedir bajas temperaturas ni ausencia de ventiladores.

Aunque con esto, el Acer Nitro 5 me ha sorprendido con su contención sonora para tratarse de un equipo gaming, si bien cuenta de un poderoso sistema de ventilación con dos turbinas capaces de alcanzar las 6.000 rpm cada una, no será especialmente ruidoso, incluso cuando estamos exigiendo el máximo al conjunto de CPU y gráfica, el volumen de sonido que proviene de los ventiladores es aunque apreciable, claramente por debajo de otros equipos gaming de prestaciones similares.

La potencia máxima de refrigeración es algo que quedará patente o bien a voluntad, mediante el software Nitrosense que puedes descargar desde la siguiente dirección online y donde podemos definir niveles de rendimiento o cuando actualicemos firmwares donde los mismos se ponen a tope durante el proceso, luego se silencian.

Capturada justo tras jugar a God’s Trigger

Durante nuestras pruebas de trabajo reales, renderizando con Blender oíamos como el equipo hacía girar con mayor velocidad sus ventiladores, sobre todo a partir de los 5 minutos del render, no obstante siempre de una forma muy contenido y en absoluto molesta.

Al instalar varios programas al unísono, mediante la Epic Game Store, Steam y algún repack comprimido desde disco externo el sonido se incrementaba dentro lo de los límites razonables, subiendo el giro de los ventiladores a unos tolerables 2600 rpm, pero todavía tener esa sensación de avión a punto de despegar de otros equipos gaming.

Al jugar el sonido se eleva pero no en exceso, claro que esto dependerá del juego concreto al que juegues y su nivel de exigencia gráfica.

En todos esos momentos de exigencia se aprecia una mayor temperatura en la superficie del teclado, especialmente entre las teclas 6 y 9, manteniendo el resto de la superficie bajo una temperatura de sensación neutra.

En cambio cuando lo utilizamos para navegar y escribir artículos el equipo es francamente silencioso, hasta el punto de no escucharse nada o casi nada el respirar del equipo.

En cuanto a los flujos del aire, parece que las rejillas laterales son las que soportan un mayor soplido, que inevitablemente resultará en que se caliente cualquier cable o dispositivo conectado cerca de la rejilla y por supuesto si tenemos un ratón externo conectado al equipo y movemos la mano en su cercanía notaremos dichas molestias a ambos lados.

Las grandes rejillas traseras son las que deben coger el aire, las tomas pues no se aprecia tanto flujo de aire hacia afuera.

La nota relativa a la capacidad de refrigeración, el sonido y las térmicas es ejemplar, 9/10 y es que se trata de un equipo gaming con desprende frescura, nunca mejor dicho.

Conclusión del Acer Nitro 5 con procesador i5

Tras cinco días de uso intensivo tengo ya una valoración perceptiva de la potencia del conjunto, tanto trabajando desconectado de la corriente como conectado a él, e incluso conectado a mi estación de trabajo con teclado mecánico, ratón y monitor de 34″.

Lo he utilizado para redactar este artículo, realizar multitud de benchmarks, setups e instalaciones en él así como para jugar a bastantes videojuegos, que sin dudas es su enfoque más indicado.

Se trata de un equipo muy ampliable, y que no adolece fallo de consideración alguno, y esto aunque no lo parezca es algo de digna mención y además cuenta con algunas ventajas o extras.

A pesar de su contenido precio ofrece algunas ventajas contra sus rivales, esos 144 Hz de refresco pasarán casi inadvertidos ya que donde destaca es en los 16 Gb de RAM en un único módulo, que podrás ampliar económicamente hasta los 32 Gb añadiendo un único módulo de 16 Gb, así como en la capacidad de poder albergar 3 discos duros en su interior.

Por supuesto no debemos olvidar la presencia de una gráfica Ti con 75 W de TDP que acerca sus valores un poquito más al rango superior de gráficas como las 3060.

A su vez destaca por el desempeño que ofrece con videojuegos y por su excelente sistema de refrigeración superior a lo visto en generaciones anteriores y en soluciones de la competencia con las que comparte arquitectura y componentes.

No consigue el sobresaliente por poco y es que la salidas de aire en los laterales es algo que me molesta pues suelo trabajar con ratón conectado en modo portátil, y en modo escritorio conectado al monitor dejo el portátil ubicado a mi derecha, donde habitualmente tengo también el ratón, y ambos casos al ir a cogerlo con la mano notas el flujo del aire caliente en los momentos de juego, instalación y setup de programa, lo que no resulta agradable.

En ese mismo supuesto, en otros portátiles lo cambio para que el mismo esté ubicado a mi izquierda, pero el problema es que este Acer Nitro tiene salida de aire por ambos laterales, así que estaríamos más o menos igual.

La puntuación en cuanto a percepción de uso es de 8/10.