¿Cómo conducir la moto en lluvia?

A continuación te daré consejos sobre cómo conducir bajo la lluvia en moto. Si eres motero sabrás que es sumamente delicado la conducción bajo la lluvia.

Por eso es vital comprender y saber en todo momento cómo actuar ante una imprevista tromba de agua. Aunque incluso deberemos cumplir con todas las precauciones aunque la lluvia no sea especialmente intensa.

El momento más crítico de la conducción en lluvia de una moto es justo cuando empieza a llover, ya que probablemente no estemos concienciados para ello y por ejemplo no tengamos puesto el chubasquero, quizá tengamos una visera ahumada, o no llevemos las protecciones y equipación debidas.

Otro de los problemas, que muchos no conocen, es que cuando comienza a llover el agua se junta con la suciedad que tiene el asfalto y esto puede hacer que la mezcla convierta en asfalto en más resbaladizo que incluso cuando lleva horas lloviendo.

Efectos de la conducción en moto en lluvia

La lluvia dificulta mucho la visibilidad, a mayor cantidad de lluvia menos veremos, esto sería válido también para coche, pero lo es mucho más para la conducción bajo lluvia en moto.

Las gotas se quedarán en nuestro casco reduciendo la visibilidad.

Dependiendo de la estación del año y de la diferencia de temperatura entre el interior del casco y el exterior podría entelarse la visera, más aún si conduces con gafas.

Si conducimos bajo la lluvia durante la noche las luces molestarán más. Sobre todo en autovías de dos sentidos, las gotas que resbalan por nuestra visera del casco podrán hacer efecto lupa ante las luces provenientes de los coches que vienen en sentido contrario, lo que es toda una molestia.

Cuando la lluvia lleva tiempo sin cesar el agua caída puede acumularse en charcos, normalmente si la carretera está bien peraltada este agua debería irse hacia los lados, pero no siempre será así y a veces la tendremos acumulada en la calzada.

El asfalto estará resbaladizo por lo que tanto la distancia como el tiempo de frenada aumentará exponencialmente.

Consejos para conducir en lluvia

Consejos para conducir en lluvia

Son tan sólo unos pocos los consejos que deberás seguir para conducir la moto de una forma mucho más segura en caso de lluvia.

A modo de resumen todo ellos se basan en alargar los tiempos y distancias para la reacción ante imprevistos. Con ello conseguiremos tener una mayor capacidad de anticipación.

Otro punto importante es el de evitar que la visión se degrade en exceso mientras conducimos la moto bajo una tormenta.

Obviamente existen otras opciones, que también vamos a comentar y que son relativas a los consejos para cuando es inevitable el accidente, y que pertenecen al grupo de las protecciones.

Antelación y suavidad en la conducción

Aunque en el siguiente párrafo hablo de la distancia, lo que siempre otorga mayor capacidad para antelación, en este párrafo me centro en que deberemos extremar la suavidad con nuestras monturas.

Acelerar de forma más progresiva, más lenta, y no llevar el motor hacia altas revoluciones. Es mejor circular en lluvia a 3.000 rpm que a 6.000 rpm, de forma que el motor no sea excesivamente brusco ante un golpe involuntario al mando gas.

Anticiparse a la frenada, comenzando a frenar antes y de forma mucho más suave, es decir, alargar la frenada, reducir las marchas con menos velocidad y contundencia, buscamos que el motor tenga poca retención, dejando más protagonismo a la deceleración natural ayudada por el freno.

Las brusquedades con el gas, y sobretodo con el freno evitarán patinar sobre un asfalto resbaladizo.

Conseguir más tiempo y espacio para la reacción

Aumenta la distancia de seguridad con el resto de vehículos. Esto te dará un mayor tiempo para reaccionar ante posibles imprevistos, como una salida de la vía del vehículo que te precede, un frenazo del mismo o un cambio inesperado de dirección.

Deja como mínimo la distancia suficiente para que no te llegue el agua que levanta el vehículo que llevas delante.

Mejorar el campo de visión

Uno de las desventajas de la conducción de una moto bajo lluvia respecto a otros vehículos como los coches, es el empeoramiento de la visión bajo la lluvia.

Las motos, a diferencia de los coches no incorporan parabrisas y ni muchos menos escobillas limpia cristales, así que la lluvia hace que sus gotas y pequeños regueros surquen por la visera del casco, lo que hace que la visión empeore. Para limpiarte las gotas, deberás hacerlo con la mano. Este agua en tu visera que pueden contener fango y suciedad, sobretodo si proceden del propio asfalto cuando el vehículo que te precede levanta el denominado spray. Al pasarte la mano estarás soltando el manillar durante breves segundos, por ello siempre es mejor utilizar la mano izquierda, ya que soltar la derecha implica quedarse sin gas y sin freno delantero durante ese breve periodo de tiempo.

Alargar esta distancia con los vehículos que se sitúan delante además te otorgará un mayor campo de visión, verás más vehículos y sobretodo podrás tener más distancia de visión del asfalto, evitando que los vehículos que van delante tuyo no te dejen ver ciertos imprevistos como un animal u objeto en medio de la carretera, un bache, un banco de agua o cualquier otro elemento. A mayor distancia mayor tiempo para esquivar dicho obstáculo de una forma más suave.

Si delante llevas un camión todavía más, pues este hará que se disminuya tu campo de visión. Evita que el spray que levantan las ruedas de los coches que te preceden lleguen a tu casco. Este agua además de ser molesta puede contener barro y manchar el casco, enturbiando la transparencia de la visera.

Si tu casco tiene una visera ahumada, oscurecida para el sol, procura cambiarla por una totalmente trasparente cuanto antes. Sabemos que estas viseras quedan muy bien y que durante el verano y los días de sol te protegerán del sol, pero créeme, es más práctica la visera transparente y en todo caso llevar siempre unas gafas de sol a mano.

Si conduces bajo la lluvia con gafas puedes que tengas un problema añadido más aún cuando la temperatura es baja, se te empañarán, abre la visera un poco y conduce unos metros con la cabeza girada

La equipación y sus protecciones

El chubasquero de lluvia debería ser un elemento extra, obligado, y de serlo, mejor que este fuese de color flúor, amarillo ya que es uno de los colores que más se ven bajo la lluvia. El chubasquero para moto suele ser bastante económico y apenas ocupa espacio pues se suele doblar hasta ocupar un espacio parecido al de un puño cerrado.

Obviamente deberás conducir con un buen casco, que sea integral, créeme que los jet, los modulares y todos esos inventos son cómodos, sí, pero en caso de accidente, no son seguros. Por mucho que nos lo quieran vender, un jet ni hablamos, y un modular, depende de donde reciba el impacto se abrirá y siempre aguantará menos que uno de una pieza, que un integral.

Los guantes deberán ser de moto, si son impermeables mejor que mejor, y a mayor largada, mayor protección.

La cazadora, los pantalones y las botas por supuesto que deben ser homologadas y con todas las protecciones pertinentes.

La moto preparada para la lluvia

Por supuesto, que además de la equipación del piloto existen ciertas protecciones o medidas de seguridad con las que deberás contar en tu moto, veamos algunas de ellas.

Los neumáticos son lo más importante, sobretodo su estado, por supuesto que deben tener suficiente dibujo para ser seguros bajo la lluvia, y si estos neumáticos son especialmente diseñados para la conducción en mojado, mejor que mejor.

No es una locura llevar neumáticos de lluvia durante todo el año en nuestras motos, no pienses que pierdes agarre en verano ni cosas por el estilo.

Unos neumáticos como la serie Pilot Road, no te los acabas en conducción deportiva, y además bajo la lluvia son tremendamente seguros. Si quieres pásate por esta web de neumáticos de moto, donde te hablan de todos los tipos de neumáticos, incluidos los neumáticos para la lluvia.

Si tienes cúpula regulable en altura en tu moto, súbela al máximo siempre y cuando no te moleste para ver la carretera.

Respecto a los puños calefactables, si estos son de origen o son de una marca reconocida y están en buen estado no deberías suponer mayor problema llevarlos encendidos en el caso de que tengas frío en las manos, pero en caso contrario mejor llevarlos desconectados. Los mandos del embrague y sobretodo del gas sufren desgaste del uso y podrían tener poros o estar agrietados cosa que haría que se pudiese cortocircuitar el sistema de puños calefactables conduciendo bajo la lluvia, esto haría que saltase un fusible, y si este afectase a cualquier otro elemento, como las luces, pues sería muy incómodo ponerse a cambiar un fusible bajo la lluvia. Es una posibilidad remota, pero ahí está, por lo que mejor no encenderlos.

Apps de lluvia para el móvil

App de Lluvia para Android

El teléfono móvil no es en sí una parte de la equipación, aunque en realidad sí que lo sea. Muchos lo utilizamos como GPS, bien mediante un soporte en el manillar, o bien mediante órdenes de voz conectado a nuestros intercomunicadores.

También forman parte del sistema manos libres de nuestra moto al permitirnos responder llamadas telefónicas. Y sobretodo el teléfono móvil nos sirve en caso de emergencia, un pequeño accidente, un pinchazo, gracias a él podremos llamar a la grúa o allá donde necesitemos.

Sin embargo, y volviendo al tema principal de este artículo, el conducir una moto bajo la lluvia, hay otro aspecto en el que nuestros móviles nos pueden ayudar enormemente, y esa es mediante la predicción meteorológica.

Todos tenemos instalados en nuestros teléfonos móviles aplicaciones sobre meteorología, que nos dicen las temperaturas, si va a estar soleado, y si va a llover o no. Pero nosotros queremos ir más allá.

Existen apps especializadas en lluvia, es decir, que nos pueden alertar por ejemplo si está lloviendo a nuestro alrededor, algunas de estas apps permiten decirle la distancia a la redonda. Es decir, un avísame si llueve en un radio de 25 Km.

De esta forma la app de lluvia te alertará de que está lloviendo cerca, hay una en concreto que es mi preferida, se llama «Alerta de Lluvia» y además de notificarnos de que se acerca una lluvia, nos mostrará un mapa de nuestra ubicación con el movimiento de las nubes con lluvia, muy a lo programa de «El Tiempo» de cualquier televisión, lo que nos permitirá intentar adivinar que tamaño e intensidad tiene esa tormenta, y hacia donde se dirige.

La app Alerta de lluvia te permitirá sortear la tormenta, ya que te mostrará por dónde circula la tormenta y cuales son los puntos de mayor lluvia.

Casi siempre con esperar un rato a buen refugio, tomando un café calentito, la tormenta amaina y luego podrás rodar con mayor seguridad. Aunque recuerda, si la lluvia ha sido intensa podríamos encontrarnos agua acumulada, ramas de árboles y cualquier desperfecto en la calzada producido por el agua.

Cómo conducir la moto bajo la lluvia

Aunque en todos los párrafos anteriores ya te he dado indicaciones, nunca está de más reiterarse en lo básico, dulcificar la conducción, anticiparse y crear distancias mayores de seguridad.

Algo que deberás saber es que si tu moto es moderna y tiene modos de conducción podrás activar el modo lluvia. Esto te lo aconsejamos encarecidamente.

Si bien estos modos de conducción o mappings pueden ayudar a conducir la moto en lluvia de forma más segura, no harán milagros.

Si en tu moto no tienes modos, siempre puedes simularlos. Conducir con una marcha engranada más de la que lo harías de forma normal hará que el motor y sobretodo la respuesta en rueda sea más dosificable y menos agresiva, frenar con ambos frenos a la vez de forma muy progresiva hará que la moto no tenga cambios de dirección en las frenadas.

Si ves que te van adelantar facilita la maniobra y en cuanto te rebasen decelera para evitar el spray que levantan los coches

Busca preferiblemente vías de dos carriles y circula por la derecha a suficiente distancia para que el spray que levanten el resto de vehículos no te moleste

Author: El editor

Share This Post On