Compartir la cuenta de Netflix con otros usuarios

En la foto se aprecia un envoltorio de un dulce a medio abrir, dentro se ve un ticket o entrada con el logotipo de Netflix

Compartir la cuenta de Netflix con otros usuarios

Compartir tu cuenta de usuario de acceso a servicios de reproducción de vídeo online tales como Netflix, HBO, Amazon Prime Vídeo, DAZN o inclusive de servicios de música online como Spotify, te puede parecer de entrada algo extraño, pero que en el fondo no lo es en absoluto.

Me refiero al hecho de compartir una cuenta propia de Netflix con otros usuarios, por ejemplo, dejar utilizar tu cuenta de acceso a Netflix a tus mejores amigos o a tus familiares, con los que puedes llegar a pagar a medias el coste de los servicios que te permiten ver los contenidos desde dos sub-cuentas y así abaratar tu coste mensual de consumo multimedia.

Inclusive algunos usuarios acaban haciendo negocio y comparten o venden sub-cuentas con desconocidos, a través de foros como forocoches, canales de Telegram y a través de dudosas páginas web.

Pero todo lo que brilla no es oro y la idea de compartir cuentas puede plantearnos serios peligros, delicado en un momento en que aumenta la delincuencia en Internet.

Si alguna vez este tema te ha interesado o estás compartiendo tu cuenta de Spotify, de Netflix o cualquier otra, sigue leyendo.

Es cierto que cada vez son más aquellos que deciden compartir con amigos el nombre de usuario y la contraseña de las plataformas de vídeo en streaming como Netflix o HBO para ahorrar dinero, porque no pueden pagarlas todas cada mes y por ejemplo les interesa ver una determinada serie que sólo están en HBO, como la famosa Juego de Tronos, o una serie exclusiva de Amazon Vídeo, o de Netflix.

Los peligros de compartir una cuenta con un familiar

Podrías pensar que si compartimos la cuenta con un familiar en principio no resultará en gran problema. Claro, pero aunque puede no resultar muy peligroso,  que pasa si ese familiar accede a tu correo electrónico y desde él a tus cuentas bancarias, no para robar si no por pura diversión, para chafardear a ver lo que tienes, en que te gastas la pastas y otras cosas por el estilo ¿te gustaría? A mi no por supuesto.

Seguro que pensarás que es imposible pero no del todo porque esto de acceder a tu cuenta de e-mail con tu acceso de Netflix no es ninguna locura ya que mucho más a menudo de lo deseable, las personas usan la misma contraseña para varios servicios, por lo que si comparten su información con otros, pueden arriesgar el resto de sus cuentas.

Y no, no es ninguna locura, existen estudios de como más del 30% de usuarios utilizan la misma clave en diferentes servicios, así que puede ser habitual que un usuario que comparta la clave para acceder a Netflix esté compartiendo, sin ser consciente del todo, la contraseña de su e-mail.

Quizá ahora pienses que son pocos los usuarios que comparten sus contraseñas, verdad? pues tampoco son pocos, pues según otro estudio, este realizado sobre cuentas de Google dice que más del 40% de los usuarios americanos han compartido contraseñas con otra persona, y que más del 20% lo hacen para utilizar esos servicios de streaming.

Los peligros de compartir la cuenta de Netflix con un desconocido

Pero el verdadero peligro llega si compartimos la cuenta con un tercero que no conocemos de nada, o que conocemos sólo de un chat, así que si con ello pretendemos tratar por ejemplo de que nos salga más barata o como hacen algunos para hacer cierto volumen de negocio vendiendo sub-cuentas de Netflix, DAZN u otras a bajo precio, podemos acabar pagando de más, y es que aquí los peligros si que pueden representar un problema.

Ya no me refiero al hecho de que de con otra cuenta tuya bajo tu clave, no, tan sólo piensa que quizá como usuario compartido de tu cuenta de Netflix, puede tener los mismos privilegios y derechos que tú y podría cambiarte la contraseña de acceso o el email de la cuenta y claro entonces tú no podrías acceder ni ver contenidos en Netflix, y realmente no se yo como podrías recuperarla si por ejemplo cambio del e-mail de tu usuario.

O imagina que tienes contratado determinado paquete de Netflix que tiene un coste de 8,99 euros y el usuario decide cambiar al de un coste mayor, como Netflix tiene tus datos bancarios, pagarás tú el incremento de precio del servicio en lugar de él.

Más peligros en el futuro

Pensando ya en el futuro, espero que no tomen nota de esta idea los señores de Netflix, o de cualquier otro sistema de streaming bajo cuota de pago mensual, donde se inventen un pago extra por visionado en determinadas películas o series.

Imagina por un momento que Netflix acaba haciéndose con las películas de estreno que están en cartelera, porque las grandes productoras mundiales han decidido vender los derechos de emisión a Netflix además de las salas de cine, sencillamente porque se dan cuenta que cada vez vamos menos al cine y su subsistencia está en las plataformas de streaming.

Entonces por ejemplo si Netflix puede que decida unilateralmente que las películas en estreno no estén incluidas en su cuota normal, la que tienes compartida con amigos o familiares, acabarás pagarñando más y sin saberlo.

Si Netflix decide que a partir de ahora estas películas de cartelera tienen un pago por visionado de por ejemplo 9 euros, lo mismo por ejemplo que vale verla en los cines, para así no enfrentarse con la industria de servicios que mueve las salas, puede que a tu amigo, familiar o desconocido le apetezca verla, aunque sepa que tiene un coste extra.

Pues si pasa esto, y la cuenta va a tu nombre, que sepas que vas a pagar tú esos 9 hipotéticos euros de más por cada película de estreno que decida ver la persona con la que compartes cuenta.

Sabiendo esto, te pregunto ¿tú te atreverías a ceder los datos de tu cuenta de Netflix? Más aún cuando con quien compartes es desconocido o alguien con el que tan sólo compartes un grupo de Telegram donde lo conocisteis.

Conclusiones sobre si es bueno o no compartir una cuenta de Netflix

Desde luego esto de compartir cuentas de Netflix es posible, digo Netflix pero realmente esto es perfectamente válido para cualquier otro tipo de sistema de streaming de vídeo o música, incluido por ejemplo los servicios para ver MotoGP online a través de DAZN.

Es algo práctico, ahorrarás algo de dinero y digamos que no es del todo ilegal.

Si bien Netflix podría capar a alguno de los lugares si detecta una IP diferente y simultánea para varios dispositivos, para estos casos deberías recurrir a nuevas argucias, como acceder ambos usuarios desde una misma IP mediante un sistema de VPN o similar, pero esto es algo que se escapa de este artículo y que quizá despierta vuestro interés nos hará escribir un nuevo artículo sobre esa posibilidad

Eso sí te animo que sigas mis recomendaciones para de compartir tu cuenta de Netflix:

  • Si puedes y tienes más de una cuenta de correo no utilices tu e-mail principal
  • Utiliza una clave única para ese servicio, una clave que no repitas en ningún otro servicio
  • Cambia la clave cada cierto, tiempo, digamos que un par de veces al año
  • Realiza el pago con una tarjeta VISA Virtual que sea recargable
  • Comparte la cuenta tan sólo con familiares o amigos íntimos
  • No compartas tus cuentas de streaming con «conocidos»
  • No compartas tus cuentas de streaming con desconocidos

Con estos simples pero eficaces consejos podrás compartir tus servicios de streaming con total seguridad.

Nuestra puntuación

Escrito por: Helios

¿Qué puedo decir de alguien que siempre tiene el regazo lleno de restos de palomitas? No pienses por ello que no para de tragarse series, ya que entre capítulo y capítulo además también se traga alguna película.

Compartir en