Consola emulación Super Console X

Aparece en el mercado una nueva consola de emulación de videojuegos retro de la mano del fabricante Kinhank.

Una consola retro perfecta para cargarla hasta los topes de las mejores ROMs de juegos a los que jugamos en nuestra infancia. Aunque según el fabricante viene ya cargadita con hasta 40.000 juegos.

Se trata de la Super Console X, que a diferencia de otras muchas consolas que os anunciamos en tiroriro.com esta nueva consola no es portátil.

Consola retro para la TV

La consola retro Super Console X es una consola que se debe conectar a la TV para poder jugar a los juegos retro que ya incorpora de fábrica y que se cuenta por varios miles. Además siempre podremos descargarnos aquellas ROMs o juegos que echemos en falta.

A la consola se le puede conectar hasta dos mandos con cable o sin cable, para poder jugar en algunos juegos a dobles.

Parecidos de la Super Console X

Consola emulación Super Console X

Desde luego lo primero que nos salta a la vista tras sacarla de la caja es que su parecido es enorme con una de las consolas mini retro aparecidas en el mercado. Me refiero a la SuperNes Mini que tanto nos gustó y que analizamos hace ya algunos años.

Prestaciones de la Super Console X

En el interior de la Super Console X late un procesador AmLogic S905M,un procesador de arquitectura ARM Cortex-A53 con 4 núcleos de proceso.

La parte gráfica queda relegada a un procesador gráfico Mali-450 de 5 núcleos.

Según el fabricante, esta consola para la emulación es capaz de conseguir emular hasta más de 80 emuladores.

Entre ellos sistemas potentes y que suelen plantear problemas de escaso rendimiento en sistemas con Sony PSP, Sony PlayStation, Nintendo 64, CP1, CP2, CP3 y DreamCast.

CP1, CP2 y CP3 funciona perfectamente, al igual que todos los títulos de PS1, sin embargo en juegos de Dreamcast no consigue llegar a los 60 fps en la mayoría de los títulos.

En algunas consolas como Nintendo DS, Nintendo 64 y PSP obtendremos una mezcla de resultados, pudiendo jugar sin problemas a algunos títulos y en cambio con otros sufriremos algunos lags y parones eventuales.

En definitiva la Super Console X no es una opción perfecta para correr juegos de estas plataformas tan potentes.

Claro que obviamente podrá con el resto de consolas retro menos potentes y más habituales en maquinitas de emulación, como Neo-Geo, Sega Megadrive, Nintendo Game Boy en todos sus sabores, SuperNintendo y Mame.

Para la gestión de los emuladores y las consolas integra el sistema operativo EmuELEC el sistema operativo viene con la microSD que lleva insertada en un lateral la consola, puerto microSD y tarjeta que van protegido tras un precinto de garantía. Es decir que si lo rasgas para extraer la tarjeta probablemente pierdas la garantía.

La microSD que lleva es de nada más y nada menos que 128 Gb lo que da cabida a cantidad de juegos.

Conectividad de la Super Console X

La consola dispone en su pequeña carcasa de conectividad de varios de conectores, vamos a ver cuales son uno a uno.

Conectividad de la Super Console X

En la parte trasera tendremos el botón de encendido y el conector de alimentación, donde conectaremos la consola al transformador de 220 V, incluido con la consola retro Super Console X

Un puerto de red Ethernet RJ45 con el que podremos conectar a Internet para descargarnos nuevos juegos.

En cuanto a la conexión a con la TV de esta consola retro, dispone de dos conexiones, una para una TV de LED mediante el habitual puerto HDMi y otra de audio vídeo mediante jack que te especificamos en un siguiente párrafo debido a su importancia.

En uno de sus laterales de la consola retro tenemos dos puertos USB donde conectar dos mandos mediante cable o dos dongles o mochilita para usar los mandos inalámbricos.

El puerto para la tarjeta microSD desde donde se carga el sistema operativo y los juegos, cabe destacar que el puerto viene bloqueado con un precinto de garantía que debes romper para poder extraer la tarjeta.

Conexión Audio Vídeo

La Super Console X además del ya comentado puerto HDMi para conectar a la TV dispone de conexión AV o audio vídeo mediante un jack de 3,5 mm.

Esta una salida que tiene la salida de audio y vídeo combinada para aquellos afortunados que todavía conservan TV de tuvo, de aquellas gordas y donde los juegos retro siempre se ven mucho mejor.

Esto de que se ven mejor no es una observación al azar, no, aquellos juegos fueron diseñados por ordenadores que disponían de monitores con tubo y de alguna forma los diseñadores aprovechaban la forma en que los tubos iluminan los píxeles, con mucha aura brillante, para conseguir una especie de lo que hoy denominaríamos antialias.

Los diseñadores introducían colores intermedios en los márgenes de los gráficos para dulcificar su visión en las pantallas de tubo. Hoy en día con las pantallas planas de LED este efecto de aura no existe y los gráficos siempre se verán con más dientes de sierra.

Mandos y opciones de compra

La conexión de los mandos se realiza mediante los dos puertos USB que incorpora, debiendo de insertar un dongle o mochila en el puerto, ya incluida, para poder jugar sin cables.

Por este motivo, en el momento de la compra podremos decidir si la consola retro adquirimos con dos mandos con cable, que son prácticamente idénticos a los de la SuperNes original, o con dos mandos inalámbricos muy parecidos a los de PlayStation 2.

También deberemos elegir su capacidad, ya que la consola está disponible en 64 Gb y 128 Gb, la diferencia es la microSD, ambas son iguales, microSD que nos llegará en ambos casos cargadita con un montón de juegos.

La decisión de compra entre una y otra versión de los mandos hará que podamos jugar a unos emuladores o a otros, me explico, con el mando imitación Nintendo tan sólo tendremos la cruceta digital o D-Pad, sin la presencia de ningún mando analógico, lo que por ejemplo no nos permitirá jugar a juegos de la PSX o PlayStation original, donde los analógicos son necesarios.

Claro que si tenemos por casa un mando USB de PC, también nos funcionará.

El mejor precio de la consola Super Console X

El mejor precio de la consola retro Super Console X oscila entre los 55 y los 85 euros, esta diferencia dependerá del modelo en concreto, si se trata del de 64 gb o del de 128 además de tu elección de mandos, si optas por los mandos inalámbricos o los mandos de cable.

Dónde comprar la Consola Super Console X

Puedes comprarla a través de este >enlace<

No te pierdas los siguientes artículos de tiroriro