Portada » Series Películas y TV » Crítica serie The Newsreader
Crítica serie The Newsreader

Crítica serie The Newsreader

La serie de The Newsreader es una mini serie de tan sólo 6 capítulos y una temporada, en ella se nos narra el devenir de la producción de un noticiario de TV australiano.

The Newsreader nos ubica en plenos años 80, concretamente en 1986 en pleno auge de la noticia entorno a la irrupción del virus del Sida, la explosión del trasbordador espacial Challenger, el paso del cometa Halley y nos adentra en los teje manejes de los informativos de televisión de aquella época.

Los protagonistas de esta serie, ambos periodistas de la cadena, poseen un carácter muy magnético, sobre todo el de la presentadora estrella, Helen Norville, interpretada por la carismática protagonista de la serie Fringe.

Interpretaciones de nivel, y vestuarios, peinados crepados incluidos, de lo más ochentero que puedes llegar a ver en estos momentos.

¿De qué va The newsreader?

Helen, icono del empoderamiento femenino está amarrada por el preocupante clasicismo de su también compañero y estrella, aunque ya en cierto declive, el copresentador Geoff Walters.

Este es un presentador a la vieja usanza, quien piensa que se toma demasiado en serio esto de informar con dosis preocupantes de prejuicios y clasicismos, y lo vive hasta tal punto de auto-considerarse una especie del informador oficial para toda Australia enviando mensajes con sus prejuicios sobre la distinción de sexos y la homosexualidad.

Sin embargo, un grupo cada vez más creciente de televidentes ve las noticias principalmente por ella, la periodista y nueva estrella de la TV, quien conoce y se siente atraída en la redacción por Dale Jennings, quien de alguna forma trata de cumplir su sueño de ser reportero y/o presentador del noticiario.

Dale esconde su pasado homosexual, un pasado que sigue de alguna forma presente pero que el intenta ocultar, quizá confundido por sus propios sentimientos o quizá para así hacerse con la fama y el puesto anhelado desde su infancia, tanto por él como por su protectora madre.

Esto, además de los problemas de salud de George hará que se establezca una curiosa mezcla de celos entre el viejo presentador y los que ve como sus sucesores, una amenaza para su status de presentador número uno de Australia.

El reparto de The Newsreader

Anna Torv es sin lugar a dudas el pilar de la serie y es que esta actriz, es alguien quien conserva y transmite una gran ternura a pesar de enfundarse de forma ejemplar en un papel de duro carácter.

Su adicción al alcohol y a las pastillas nos llega de lleno, sin desmesura, y con total credibilidad, así como su posición y lucha por el periodismo de calidad rebuscando las noticias, que más allá de los titulares, son de un interés verdaderamente periodístico y humano.

Su interpretación es a todas luces ejemplar, milimétrica, tan dura y tan vulnerable que se hace de querer de una forma del todo inesperada.

No anda nada mal su principal compañero de reparto Sam Reid, quien hace de Dale Jennings combinando también sus tormentos, su escondida homosexualidad por el hambre de éxito que aunque contenido se muestra implacable.

El presentador añejo Geoff Walters es firmado por un también magistral Robert Taylor y es que parece que no actúe si no que se muestre tal y como es, aunque esto no es realmente así por lo que sólo puedo sacarme el sombrero ante tan bien interpretado papel de reparto.

The newsreader segunda temporada

Es una excelente noticia que tengo que daros, esta serie ha renovado por una segunda temporada y es que series de tal factura, calidad y mimo, se hacen a veces difíciles de encontrar entre tanta serie low quality plagada de superhéroes de pacotilla.

¿Dónde ver The Newsreader?

En Cosmo, también en Disney+