¿Cuál es mejor Huawei P30 Pro o Samsung Galaxy S10 Plus?

Enfrentamos a dos pesos pesados de la actualidad en cuanto a teléfonos móvil, el P30 Pro, el último gran teléfono de Huawei en incorporar las apps y servicios de Google sin historias, contra el Samsung Galaxy S10 Plus, un teléfono que supera con creces a su anterior modelo, el Galaxy S9 que pasó por las historia de los móviles sin pena ni gloria, a pesar de ser un excelente terminal, claramente estaba desfasado en diseño y prestaciones.

Hoy, con los Huawei P40 aún por salir, y aunque estos estén a la vuelta de la esquina, el buque insignia de la marca es el P30, muy a pesar de la propia Huawei que lanzó posteriormente al P30 el modelo Mate 30 Pro, pero que se ha quedado en aguas de borrajas al no disfrutar de los servicios de Google por la ya conocida y cacareada guerra comercial.

Una guerra que sin lugar a dudas dará cierta ventaja, mejor dicho, una total ventaja al rival con el que le enfrentaremos en el futuro, pero hoy todavía el P30 es un digno rival, o incluso un claro vencedor respecto al Galaxy S10 de la empresa coreana Samsung.

Vamos a comparar estos dos supertélefonos de gama alta bajo diferentes aspectos para luego decirte cual sería nuestra primera elección para la compra de uno.

Rendimiento del P30 Pro contra el S10 Plus

El P30 Pro ha sido rediseñado con el procesador Kirin 980 fabricado por la propia Huawei y visto anteriormente en el Mate 20 Pro. El Kirin se trata de un procesador muy potente por encima del anterior modelo el Kirin 970 y que no tendrá problemas en mover todos los juegos 3D más recientes sin aparente esfuerzo.

Su rival, el Galaxy S10 Plus monta un potente socket de Qualcomm, se trata del Snapdragon 855. Un procesador que ha demostrado aguantar el tipo desde su lanzamiento.

No obstante a día de hoy el Hi-Silicon Kirin 980 es un procesador que cuenta ya con algo más un año en el mercado, y esto en cuanto a teléfonos móviles es un tiempo ya considerable, por este motivo no es de extrañar que en las pruebas de rendimiento a las que hemos sometido a ambos teléfonos las puntuaciones del Galaxy S10 Plus superan netamente a las del P30 Pro.

A nivel de pruebas sintético os diré que el P30 Pro ha conseguido una puntuación bajo Antut que se aproxima a los 373.000 puntos mientras que su contrincante, el S10+ ha dejado el listón por encima de los 395.000 puntos

Esto no quita que ambos teléfonos sean sobradamente capaces en cualquier circunstancia de trabajo y que tan sólo en procesos muy puntuales o en juegos cuyo rendimiento gráfico sea muy alto se perciba esta diferencia de potencia extra cercana al 10% a favor del teléfono de Samsung en el mundo real.

Batería y carga del P30 Pro contra la del S10 Plus

La nueva CPU de Qualcomm no sólo es más potente que la del P30 si no que gracias a este procesador en el que se ha realizado un gran trabajo de optimización bajo el que conseguimos hasta dos días de utilización. En su lado el P30 consigue una duración similar pero quedándose tan sólo un poco por debajo.

Sea como fuere, donde si que Huawei sigue siendo el líder es en los tiempos de carga de la batería, gracias a la increíblemente rápida carga de 40W del P30 Pro cargará el teléfono de forma mucho más veloz que el S10+. Y es que claro, en esto tiene que ver que el S10 Plus todavía utiliza el ya de por sí obsoleto sistema de carga QuickCharge 2.0.

Pantalla del P30 Pro y el S10 Plus

En la foto la espectacular pantalla frontal del Huawei P30 Pro

Pantalla del P30 Pro

Huawei ha llevado la perfección en su fabricación a niveles considerablemente más impactantes en el P30 Pro. Ya que su parte delantera es de las denominadas toda pantalla, aunque con matices, ya que no es como por ejemplo un Xiaomi Mi 9T, en el S10 Plus tenemos una pequeña hendidura cortada en el punto más alto de la pantalla lo que nos da un notch de gota, muy pequeño pero existente.

Los bordes de dicha pantalla del P30 Pro son estrechos, aunque no tantos como los de su rival, y son en 2,5D, es decir están ligeramente curvados como los de su rival S10 Plus, este detalle les otorga a ambos teléfonos ese punto de acabado premium tan fácilmente distinguible, anteriormente este tipo de pantallas Samsung las apellidaba «Edge» ¿lo recuerdas?

En cuanto a la pantalla, el Samsung Galaxy S10 Plus no se queda atrás. El Galaxy tiene una proporción de pantalla realmente asombrosa al utilizar unos marcos laterales increíblemente finos, que incluso aunque incorpore un notch del tipo bala pero que en esta ocasión es doble, restando algo más al ratio de pantalla/frontal que el P30 Pro, sin embargo nos da una tremenda sensación de ser todo pantalla por encima del P30 Pro.

Además este tipo de notch ubicado en la pantalla en lugar de en los márgenes o marcos le confieren al S10+ un aspecto algo más moderno y diferenciado en referencia a otras gamas inferiores en las que casi todos los fabricantes utilizan notch de tipo gota.

Si nos paramos un momento para encender sus pantallas, de seguida veremos una mejor pantalla en el modelo Galaxy, ya que cuenta con una pantalla con tecnología Dynamic AMOLED de 6,4 pulgadas y una resolución de 3.040 x 1.440 píxeles que es por muchos considerada como la mejor pantalla de teléfonos móviles para el momento.

Mientras tanto, el P30, disfruta de una algo inferior pantalla con tecnología OLED de  un tamaño algo superior, elevándolo hasta las 6,47 pulgadas pero cuya resolución es claramente inferior, de 2.340 x 1.080 píxeles, por lo que si juntamos un mayor tamaño, una peor resolución y una peor tecnología el P30 en este aspecto queda como perdedor en cuanto a la calidad de la pantalla.

Diseño de la trasera del P30 Pro y del S10 Plus

En su parte trasera Huawei vuelve a utilizar un diseño de color especial lleno de degradados y efectos, de esos que nos gustan tanto, aunque quizá ya empiecen a estar demasiado vistos, en este caso es un diseño opalescente que encontrarás con diferente tonos como el blanco perla, y hay un nuevo e impactante matiz llamado amanecer dorado; incluso los tonos más estándar como los azules también son encantadores.

El teléfono coreano, a diferencia del chino se desmarca algo de ese estilo tan visto, ofreciendo una trasera con un estilo claramente más elegante. Su trasera utiliza un tono mucho más metalizado aunque también incorpore un pequeño efecto de degradado aunque algo menos marcado.

La disposición de las cámaras difiere entre ambos modelos, siendo en el S10 Plus una disposición horizontal que le otorga al teléfono un aspecto algo más clásico.

A si que no tenemos un teléfono preferido a nivel de diseño entre ambos, será el usarios atendiendo a su edad y sobretodo a sus preferencias el que pueda decidir si el aspecto de uno u otro teléfono lo decanta hacia uno u otro modelo.

Robustez del P30 Pro contra robustez del S10 Plus

En cuanto a su robustez, ambos teléfonos dan una gran sensación en mano y no hay que olvidar que además ambos están bajo la certificación IP68 por lo que aguantarán bastante bien el agua en caso de tenerlos que utilizar brevemente bajo la lluvia.

No obstante la incorporación de finos marcos laterales biselados, ese 2,5 D que previamente hemos comentado hace que estos teléfonos sean especialmente más delicados en caso de caída o impacto por lo que será una excelente idea hacerse con una buena funda que proteja el teléfono en caso de una desgraciada caída.

Cámaras del P30 Pro y del S10 Plus

Llegamos a uno de los puntos que muchos estarán esperando, saber cuál de ambos incorpora una mejor cámara.

En el S10 Plus con sólo darle un vistazo a su parte trasera ya descubrirás que dispone de tres diferentes objetivos como cámara principal, estos son un objetivo de 12 megapíxeles con apertura variable, un tele con zoom de 12 megapíxeles y un gran angular de 16 megapíxeles.

El alcance de los objetivos lo convierten en un teléfono con una cámara increíblemente adaptable a cada situación pero sin embargo, no es el teléfono con la mejor cámara de esta comparativa, y es que aquí el P30 Pro es un hueso duro de roer. Probablemente el teléfono que calza las mejores cámaras del momento.

El P30 Pro te otorga una potencia fotográfica hoy en día insuperable, para ello cuenta con cuatro objetivos en su parte trasera, todos ellos firmados por Leica, todo un referente en cuanto a calidad fotográfica.

Vamos por partes, su objetivo principal es de nada más y nada menos que 40 megapíxeles, apoyado por un gran ultra angular de 20 megapíxeles, y un zoom óptico de 8 megapíxeles, al que además se le suma una cuarta cámara que obtendrá resultados todavía más precisos.

En el modelo de Huawei hay una única cámara en la parte delantera, pero es un tremendo punto focal de 32 megapíxeles.

Versiones del sistema operativo y actualizaciones futuras

Ambos móviles corren Android en su versión 9.0 Pie, y ambos utilizan sendas y diferentes capas de personalización por encima de lo que diríamos un Android de serie.

Por el lado del chino, tenemos la capa de Huawei denominada EMUI y por parte del coreano Samsung el One UI. Decantarse por una capa u otra puede ser más una decisión personal que algo digamos medible de una forma no objetiva. Si bien parece que la capa del móvil coreano es algo más limpia y menos recargada que la capa del Huawei.

En cuanto a las futuras actualizaciones de Android, ambos fabricantes han afirmado que los dos teléfonos recibirán las actualizaciones a Android Q y Android R, sin embargo mientras escribía este artículo todavía no existen fechas oficiales de la actualización para ninguno de ellos.

No obstante lo más destacable es que Huawei sí que va actualizar el P30 con futuras versiones de Android, al margen de la guerra comercial existente entre USA y China que afecta al resto de modelos de Huawei lanzados posteriormente al P30 Pro.

Obviamente y como no podría ser de otra manera, Samsung es garantía de actualizaciones para sus teléfonos más altos de gama, como lo es el Galaxy S10 Plus que comparamos en esta comparativa de teléfonos móviles.