Downgrade tarjeta gráfica

Downgrade tarjeta gráfica

Los beneficios de hacer downgrade a la tarjeta gráfica existen. Sí aunque sea algo difícil de creer, vas a obtener algunas mejoras.

El downgrade de una tarjeta gráfica es cambiar tu actual tarjeta gráfica por una tarjeta gráfica inferior… y si te preguntas si esto el algo que se suele hacer, y sobretodo si existen ventajas o beneficios de hacerlo, mi respuesta es…

Sí que se hace aunque no es lo normal, y en cuanto a sus beneficios, los hay, no te sorprendas por ello, aunque claro, estas ventajas serán mínimas o como mínimo diferentes.

¿Cuándo hacer downgrade?

Pues en diferentes momentos, todo dependerá del tipo de usuario y de sus necesidades en aquel momento.

Por ejemplo un caso típico es hacer downgrade cuando aparece los primeros rumores conformen es inminente el lanzamiento de tarjetas gráficas de nueva hornada.

Quizá en esos momentos te interesa vender de segunda mano tu flamante tarjeta tope de gama todavía a buen precio, ya que se va a devaluar de forma acusada cuando las nuevas lleguen a las tiendas.

En ese momento es cuando va bien conservar por algún cajón una tarjeta gráfica vieja de tres o cuatro generaciones anteriores, o si no la conservas hacerte con ella en el mercado de segunda mano por escasos 50-70 euros y tratar de ir tirando hasta que lleguen a las tiendas las de nueva generación.

También si vas a cambiarte de equipo, quizá no tengas presupuesto para todos los componentes y te interese conservar tu gráfica para el nuevo equipo y al actual hacerle un downgrade para regalárselo a un familiar o venderlo en Wallapop

Otro de los momentos en que quizá te interese hacer downgrade de tu gráfica es cuando adquieres una consola nueva y no vas a utilizar tu PC para jugar tanto como antes. Más adelante, cuando quemes la consola, podrás comprar una gráfica más potente por menos dinero.

En verano es otro buen momento para el downgrade, ya que las gráficas y los PCs sufren mucho el calor con los juegos y probablemente estarás poniendo en riesgo la integridad de tu equipo y de tu cara tarjeta gráfica.

Ventajas de hacer downgrade

Pasar de una tarjeta gráfica superior a otra inferior hará que las texturas que se utilicen sean de menor calidad, y por tanto tengan un menor tamaño y en disco por ello sean de más rápida lectura.

Ese es uno de los beneficios que claramente he notado al realizar el downgrade de la tarjeta gráfica de uno de mis equipos, ahora los juegos cargan más rápido.

Otro beneficio sería el relativo al consumo, las tarjetas gráficas inferiores, siempre y cuando sean de la misma generación, suelen consumir menos potencia eléctrica.

Con una gráfica inferior la factura a final de mes puede bajar. No será una bajada significativa pues la diferencia entre una gráfica potente y una media baja puede ser del orden de 100W/h. Esto implicaría un ahorro máximo de 50 céntimos diarios, es decir, 15 euros más al mes si estuviésemos jugando con nuestro PC durante todo el día. Como no podemos estar jugando 24h la estimación es que el ahorro mensual puede situarse en 5 euros, es decir 60 euros anuales.

Por último, el beneficio económico, la tarjeta gráfica la podrás vender mediante Wallapop u otros sistemas de venta de segunda mano similares y con eso que recuperas podrás invertirlo más adelante en una tarjeta gráfica de nueva generación.