Gran Turismo vs Forza Motorsport

Estos dos juegos, un Gran Turismo y Forza MotorSport se debaten entrega tras entrega cuál es la mejor saga de videojuegos de conducción arcade del momento entre ambos.

Y es que hasta hace más bien poco estas dos sagas de juegos de coches no tenían dignos rivales, si que existían otros títulos pero estos juegos estaban especializados en algunos tipos de conducción más concreto, de Fórmula 1, de Rallies, de Nascar, incluso los de persecución policiaca a lo Need for Speed etc. así que sin entrar más al detalle estos los dejamos para un párrafo concreto y nos metemos en la búsqueda del mejor juego de coches.

Ojo, hablamos de juegos de coches para consolas, si quieres saber cuál es el mejor juego de coches de Android, para eso tenemos otro artículo.

¿Cuál es mejor juegos de coches de la historia?

Las mejores sagas de videojuegos

Yo, que he jugado prácticamente a todas las entregas en todas las consolas, he cambiado de opinión sobre cuál es el mejor coche de conducción de la historia casi a cada una de las mismas, pues estas se alternan en cuanto a calidad de vez en cuando.

Históricamente el mejor videojuego de conducción era sin posible discusión el Gran Turismo de PlayStation y es que no había nada que se le acercase lo más mínimo.

En la primera Sony PlayStation, la conocida como PSX, Play uno, o PS1 fue donde se concibió la saga Gran Turismo, también conocido como GT a secas, por allá el 1997.

Para esta consola de tan larga vida y a la que todavía hoy sigo jugando gracias a las consola retro portátil RG. El juego rompió esquemas con todo lo que habíamos visto hasta ahora.

Gran Turismo 1 de PSX

Gran Turismo a diferencia del resto de juegos de coches de la época contaba con una gran cantidad de vehículos con los que competir. Todo ellos diseñados en tres dimensiones de forma ejemplar. Lo mismo sucedía con el montón de circuitos donde podías correr.

Los coches no estaban a tu libre disposición debías ganar carreras y así conseguir dinero para poderlos comprar, y no sólo eso, los podías preparar mejorándoles en potencia y comportamiento con la sustitución de piezas, para así poder superar las muchísimas pruebas y eventos, verdaderamente difíciles, que Gran Turismo te ofrece.

El primer Gran Turismo se convirtió en un auténtico videojuego vende consolas, todos queríamos la PSX por ese juego. También encumbró, quizá demasiado al excéntrico diseñador de videojuegos Kazunori Yamauchi, quien demostró una auténtica obsesión por el detalle. Tardó 5 años en desarrollar su primera entrega.

Polyphony Digital lanzó para esta misma consola la segunda entrega que era una mejora gráfica e incluía nuevos coches y circuitos.

Por su parte Microsoft no estaba en esos momentos en el mundo de las consolas, si que lo estaban los de Nintendo, pero a todo esto Nintendo, a la suya, con sus Mario Kart, y es que ellos literalmente juegan en otra liga y para otros públicos.

El mejor de los Gran Turismo

En PlayStation 2, se lanzaron los Gran Turismo 3 y Gran Turismo 4.

Sony con Gran Turismo 4 logró un juego increíble, con una cantidad de coches y circuitos que quitaban el hipo a cualquiera. El salto en la calidad del modelado de los vehículos fue francamente cualitativo y cuantitativo.

Si bien el salto del Gran Turismo 3 al 4 no fue excesivo si que consiguieron el golpe de gracia con este 4. Ambos juegos fueron lanzados para la PlayStation 2.

Mientras tanto en Microsoft con su primera consola recién lanzada, la Xbox, parece que no entraron con todo contra Gran Turismo, o mejor dicho, no pudieron vencer a Sony en este primer asalto.

En esa consola salió el Forza 1 y 2 que estaba muy bien y ya daba algún que otro aviso de que los chicos de Microsoft se estaban poniendo las pilas.

No quiero dejar de mencionar algún que otro juego bastante decente como los Project Gotham Racing, que no obstante me pareció una propuesta interesante y que posteriormente evolucionó hacia los Forza Horizon.

Sony lanzó al mercado su nueva consola la PlayStation 3, se había anunciando que habría un Gran Turismo que aprovecharía el gran potencial de esta nueva consola que estrenaba una arquitectura y prestaciones realmente prometedoras, pero que adolecía de una gran dificultad para los desarrolladores.

Pero en la Play 3 parecía que la saga Gran Turismo se hacía de rogar en exceso, si tanto la versión Gran Turismo 3 como la Gran Turismo 4 fueron una demostración descomunal por parte de Sony, luego parecieron estancarse.

Fue tal el estancamiento de Yamauchi en el desarrollo n PS3 apareció primero una especie de demo técnica del mismo, para luego lanzar Gran Turismo 5 y Gran Turismo 6, ambos excesivamente parecidos entre sí, y juegos que para mi modo de ver carecía de alma.

Los de Sony eran unos juegos de coches atemporales, sobretodo porque que no se deformaban tras el impacto. Además contaba con unas físicas que a mi modo de ver eran extrañas, los movimientos si bien eran fluidos, eran fluidos en exceso. Total que los coches parecían ser una gran masa pesada que se desplazaban como flotando por una pista resbaladiza, todo ellos defectos que no se apreciaban porque no existía un verdadero rival, pero eso fue justo hasta ese momento.

Esta vez Microsoft aprovecho el momento de duda de los usuarios tras la decepción del Gran Turismo 5, y toda esta hegemonía de Gran Turismo en los videojuegos de coches comenzó a tambalearse con la llegada del Forza MotorSport 2, 3 4. Sobretodo con este último Forza MotorSport 4 que hizo su aparición para la consola Microsoft Xbox 360 y que a mi modo de ver le usurpó el trono a Gran Turismo.

Además Microsoft lanzó al mercado una especie de volante sin cables con el que tuve la suerte de pasarme Forza MotorSport 4 y que a la que te acostumbrabas, te daba una inmersión muy superior a la obtenida por los Gran Turismo hasta la fecha.

Llegó otra nueva generación de consolas, la penúltima hasta día de hoy.

En PlayStation 4, Sony lanzó el Gran Turismo Sport, un juego que literalmente me salté, no me gusta jugar online, no tengo tiempo para entrenar y de base no soy lo suficiente bueno como para acabar en la parte alta de la tabla, por lo que sin tiempo y sin destreza prefiero jugar offline.

El problema es que el modo offline del Gran Turismo Sport lanzado para PS4 es prácticamente inexistente, se limita a las prácticas de autoescula para conseguir las diferentes licencias o carnets típicos de los Gran Turismo.

Algo que nunca fue de mi agrado, y motivo por el que sin poder jugar decidí saltármelo para continuar jugando en Xbox con la saga Forza.

Lo hice con el Forza MotorSport 5, luego con el 6 y finalmente con el 7 en la Xbox One y posteriormente este último, el 7 en PC.

Hoy la mejor saga de videojuegos de coches para mi es Forza, y es que tiene tantas virtudes como pocos defectos. Al revés que Gran Turismo a la que le pecan los defectos por doquier.

Los carnets de Gran Turismo cansan

Esto de tener que conseguir una licencia de conducción para optar a tu primer campeonato en los Gran Turismo estaba muy bien en las primeras entregas, pero ahora lo veo como un recurso tan recurrente como agobiante de los Gran Turismo.

Si por lo que sea se volatilizan los datos de tu consola, los borras accidentalemente o lo que fuese, cuando estaban ya jugando con auténticos deportivos, tener que sacarte los permisos de conducción nuevamente, comenzando por destartalados coches de nulo interés, y en unas pruebas aburridísimas a la vez que demasiado exigentes por las escasas prestaciones de esos primeros coches, es tan tedioso que no desisto.

Si no lo haces no podrás optar a los tipo de vehículos deportivos y de carreras que te garanticen una experiencia verdaderamente deportiva.

Forza Motorsport 7 vs Gran Turismo Sport

Si entramos al detalle entre las dos última entregas de ambas sagas tenemos al Forza Motorsport 7 por un lado y al Gran Turismo Sport, esta última versión del juego de Polyphony abandona su apellido numérico para ser substituido por Sport.

La victoria sobre cuál es el mejor de ambos es clara y contundente, por goleada se la lleva el Forza Motorsport 7, sí y sin paliativo alguno.

No es tanto por las sensaciones in game o por sus gráficos, si no por el erróneo planteamiento de Sony o Polyphony en hacer un juego con tanta dependencia online, y es que o tienes contratado PlayStation Network y pagas cada me por ello o de poco o nada sirve el Gran Turismo Sport.

Diferencias entre ambos juegos en vídeo:

Forza Motorsport a tu izquierda, Gran Turismo a tu derecha

Otras sagas de conducción

En la larga vida que mantienen estas sagas de Forza Motorspot y Gran Turismo han aparecido otras sagas, algunas especializadas como la saga F1 de Codemasters, la saga DiRT de Rallyes y otras sagas que se podría decir que sí que entran en competición directa con Forza y Gran Turismo.

De estas últimas sagas me refiero especialmente a la saga Toca, que después parece que pasó a llamarse Grid, también de CodeMasters y que tienen un parecido asombroso tanto en el esquema de juego como en la puesta en escena del mismo. Un poco más alejada, aunque no tanto se encuentra la saga Project Cars de Slighty Mad Studios, con su primera y segunda entrega más enfocada al mundo de la simulación, al igual que Assetto Corsa y Automobilista, que se desmarcan todavía un poco más del esquema habitual de los Forza y Gran Turismo.

Una especial mención hay que hacer a Project Cars 3, ya que en su tercera entrega a dado un giro marcado hacia la conducción del tipo arcade para acercarse a estos dos grandes de la conducción automovilística que no requieren la gran pericia que te exige un tipo de juego más de simulador.

No te pierdas los siguientes artículos de tiroriro

Author: El editor

Share This Post On