La época de la decadencia de las redes sociales, Parte II

Hace escasos días redacté un artículo donde hablaba de la decadencia de las redes sociales tanto desde el punto de vista de la afectación a la calidad comunicativa de los humanos así como también de una afectación genérica a las empresas que fundamentan estas redes sociales.

Es hoy, en este artículo/ensayo donde me dejo ir si cabe aún un poquito más para imaginar un futuro en particular para alguna de las empresas y servicios relativos a las redes sociales que en este 2018 aún dominan el medio.

Por supuesto que este artículo son únicamente ensoñaciones y que la realidad seguro que nos depara sorpresas que ni contemplo ni quisiera contemplar.

Son muchas las empresas que buscan su hueco en la red social y son muchas las que han desaparecido, fracasado o directamente han sido absorbidas por otras empresas de mayor envergadura, algunas de estas empresas fagocitadas habrán potenciado su presencia otras sencillamente fueron compradas para ser silenciadas y barridas del medio. La lucha por la supervivencia siempre fue dura, esto lo dijo Darwin, con mucha razón por cierto.

¿Comenzamos? Pues a seguir leyendo tras el salto

El futuro de WhatsApp

WhatsApp, el servicio de mensajería instantánea propiedad de Facebook acabará canibalizando al molestísimo Facebook Messenger, sobreviviéndolo y evolucionará a convertirse en el sistema de comunicación entre humanos, grupos y chatbots por excelencia, asumiendo algunos roles que hoy aún perduran en Skype, los relativos a la voz y la videoconferencia.

Algunos de los cambios en la aplicación de WhatsApp solucionarán algunos problemas que hoy adolece, pasando del texto a la voz y viceversa. Mediante sistemas inteligentes que eliminen lo irruptivo, como puede ser un mensaje de voz, que será convertido a texto si el usuario receptor tiene configurado algo así como “No quiero recibir audios” mediante alguna tecnología del tipo speach-to-text, inclusive esto dará pie a sistemas de traducción simultánea, es decir tu chateas con texto o voz en tu idioma y el receptor lo recibirá en texto o voz sintetizada en su propio idioma.

También veremos nuevas acciones que ha día de hoy no están y yo veo como imprescindibles, por ejemplo podremos silenciar, sin bloquear a determinados sujetos en un grupo multiusuario, esto solucionará que personas que nos resulten irrelevante en un chat compartido nos molesten con continuas notificaciones que no resultan de nuestro interés.

También en base a nuestro histórico de usuario y tipo de mensajes Whatsapp evolucionará con sistema inteligentes para que evitar que recibamos por defecto todas las sandeces de algunos del grupo, personas que por lo general no tienen nuestras mismas preferencias y sentido del humor, o que directamente no filtran como es debido o que carecen del sentido del tiempo enviando chorradas a horas intempestivas. A su vez WhatsApp nos permitirá filtrar cosas como… no quiero recibir bromas, o inclusive sólo quiero recibir bromas divertidas, porque WhatsApp podrá saber que es aquello divertido y que no de una forma muy fácil, veamos la idea, puesto un vídeo en circulación por primera vez, atenderá a las respuestas que este ocasione, en base a los emoticonos de risa o los vobaclos del tipo “ja,ja” “jiji” etc. A mayor número de respuestas y mejor ratio en ese primer grupo de muestra donde se originó la corriente marcará el vídeo con una nota de corte del estilo “vídeo escasamente divertido” “vídeo divertido” “vídeo muy divertido”.

WhatsApp poco a poco se va a ir introduciendo en las empresas hasta convertirse en el sistema idóneo para proporcionar atención al cliente de una forma mucho más eficiente que la telefónica ya que todo aquello que es escrito genera un registro, lo que llamamos un “log” con toda la conversación y esa es una forma idónea de poder releer lo que me hemos solicitado y los que nos han contestado, la duda y la solución. Obviamente y gracias, ejem, a la constante búsqueda de productividad de las empresas se crearán chatbots cada vez más y más inteligentes, tanto que nos será difícil discernir si son humanos o simples conversaciones con asistentes digitales.

Inclusive pienso que WhatsApp podría llegar a sustituir al correo electrónico como tal si este sistema, liderado hoy por Gmail, no se decide por evolucionar de una forma más eficaz.

El futuro de Facebook


La evolución de Facebook ha sido muy correcta a mi modo de ver, en un principio claramente enfocada al puro chafarderío entre compañeros de clase, pasando por el mismo chafarderío entre amigos y familiares hasta llegar a convertirse en un canal de información tras la incorporación de medios y páginas de empresa. Puedes estar al día de lo que te interesa, sea hobby, trabajo o puro ocio uniéndote a grupos y siguiendo a los medios y usuarios que consideres referentes en esos ámbitos de tu interés. Una vez lo tengas todo bien configurado es entrar en él y estar leyendo al segundo noticias e informaciones que ahora sí te incumben, mezclado como no con las típicas noticas irrelevantes que siguen generando muchos amigos y conocidos presentes en esta red social.

Llegará un momento que Facebook contenga tantos datos que aún continuando siendo el recreo de niños y adultos, aquellos que tengan un acceso privilegiado puedan tener cierto dominio del resto, me refiero a empresas y a las propias autoridades, que estoy seguro que los estados ya disponen de ese acceso, pero en el futuro, no será esporádico y a petición si no monitorizado de forma constante y en tiempo real por maquinas, consiguiendo con el constante crecimiento del > Big Data <, concepto sobre el que escribimos anteriormente un artículo, servirá para predecir catástrofes, sesinatos, suicidios, asaltos sí… algo así como lo que sucedía en la película Minority Report donde tres mutantes, los Precognitivos, pueden predecir donde va a suceder una catástrofe. Estaremos controlados, constantemente pero estaremos más seguros. Se repetirá el esquema de siempre, la balanza que nos cuestiona que vale más, la libertad de movimientos o la seguridad.

El futuro de Instagram

Instagram, otro de los servicios de los que es propietario Facebook en el futuro inmediato se apoderará del poder de la nostalgia para monetizar su servicios a base de vendernos nuestros propios recuerdos, desde películas con las fotos de nuestra vida a cualquier formato impreso 2D e incluso en relieve 3D, sea en papel para colgar en nuestros salones o en formato digital para la descarga,  en definitiva objetos del recuerdo para adornar nuestras casas digitales del futuro.

Los artistas digitales del futuro tendrán sus sales de arte permanentes las 24H del día abiertas en esta red, disfrutando de visibilidad en sus propias salas de usuario como en salas comunes promocionadas por la propia Facebook/Instagram en el tiempo y con duraciones limitadas donde influencers de medio mundo llevarán tráfico de usuarios para que adquieran el último grito en arte digital. Y este arte podría ser descargas de complejas texturas con las que reprogramar el skin de tu coche o de tu tatuaje digital.

Imagina un e-tattoo donde una fina película transpirable y transparente de menos de 0,2 mm. de grosor puede ser impresionada digitalmente a voluntad y donde puedas elegir que tattoo llevar para tal o cual ocasión, así en una fina de e-sports podrás llevar tatuado el emblema del e-equipo al que e-perteneces…

Yendo más allá del simple tattoo también podremos adquirir aquellos grafismo del artista de moda o de aquel indie que pocos conoces pero que tiene un trabajo soberbio con texturas metalizadas y que te permite previo pago descargar para aplicar a tu camisa RGB, donde toda la superficie es una especie de pantalla de tinta digital e-ink o de que permite reproducir cualquier elemento descargado de Instagram. Inclusive aparecerán las ropa de todo tipo, interior, pantalones, camisas, sudaderas y abrigos con tecnologia nanoLed que permitirá reproducir incluso animaciones en nuestras prendas, que hoy te apetece ir de serpiente… agarras tu smartphone y defines que textura quieres para tu ropa. Obviamente existiran ropas gratuitas, alguna de ellas con publicidad, te permitirán ir fantástico o fantástica de la muerte a cualquier cita, eso sí, quizá en medio de la cena, aparezca en tu espalda durante 20 segundos o más una inteligente publicidad de preservativos.

El futuro de YouTube

Google AKA Alphabet, el propietario de YouTube probablemente tenga ya claros planes de convertir a YouTube en una TV a la carta que competirá con la mismísima Netflix en la pugna por ser el servicio de vídeo a la carta más importante del planeta.

Dispone de la base de usuarios necesaria así como de capital suficiente para ello. Incluso cuenta con una legión de presentadores, cómicos y ocurrentes generadores de contenidos que suman millones de seguidores en todo el planeta.

Quizá Alphabet opte por seguir como en la actualidad, y su fórmula le siga perdurando en el tiempo muchos años y décadas más, yo lo dudo, pero de ser así lo que creo que hará será establecer una especie de tarifas para los usuarios más asiduos que visionan contenido de forma que si quieres ver contenido sin publicidad puedas pagar una especie de inscripción mensual o anual en concepto de adFree.

El futuro de Gmail

Alphabet, además de YouTube posee el mejor sistema de gestión de correo electrónico en la actualidad, aunque ciertamente este servicio de Google se encuentra muy estancado desde hace unos cuatro o cinco años y creo que finalmente se verá obligado a evolucionar de una forma consistente cuando alguno de sus competidores crezca de forma amenazante.

Quizá lo intentó con Wave, o con aquella prueba de las bandejas de entrada que probamos mucho pero que era un intento tan malo, tan escasamente útil que muchos volvimos corriendo a la “Bandeja tradicional” y es que Google cuenta realmente con muy pocos triunfos en su haber, aunque los que triunfaron se hicieron con el monopolio de su sector, como este caso, el del Gmail, parece que hoy muchos han quedado relegados a una escasa evolución, que OjO… les acecha.

El propio servicio de comunicación Whatsapp propiedad de Facebook Inc. una compañía claramente rival de Alphabet podría acabar sustituyendo al sistema “tradicional” de correo electrónico. Creo que con una buena estrategia y planificación y gracias a la inmensa base de usuarios que tiene Whatsapp lo tendría todo o casi todo para poder sustituir al servicio del correo. Quizá el hecho que no puedas “establecer un nuevo dispositivo móvil” sin una cuenta de correo es una de las pocas limitaciones, aparentes, porque bien Whatsapp podría recurrir a proporcionar a todos sus usuarios una cuenta de email enfocada a sólo esos servicios en los que el Whatsapp normal no funcionaría.

El futuro de Twitter

Twitter ha sido siempre una segundona, siempre por detrás de Facebook aunque esto quizá sea sólo para algunos, históricamente denostada por ser una red donde no podíamos publicar fotos y ni tan siquiera excedernos de cortas frases de 140 caracteres, hoy estas limitaciones se han superado o doblado como hasta los 280 caracteres, pero esas limitaciones eran la seña de identidad de Twitter su capacidad de ser una red social en directo alejada del simple chafarderío que nos proponía Facebook antes de la incorporación de empresas y medios.

Otras redes como Periscope sobre cuyo futuro fantaseamos más adelante le está quitando cuota de mercado pues como Twitter son redes sociales que ofrecen inmediatez si bien se basan en vídeos con sonido que requieren una mayor predisposición tanto para la creación de contenidos como para su consumo.

La escasa exigencia de recursos para la creación de contenidos que ofrece Twitter en la actualidad es un seguro de futuro para esta compañía americana. Cualquier es capaz de escribir 140 o 280 caracteres sin apenas faltas o sin una inspiración y constancia demasiado exigente. En Twitter se transmiten ideas simples y concepto básicos.

Además los contenidos que se generan en Twitter por norma general no son tan irruptivos como los contenidos que podemos consumir en otras redes sociales pues en su mayoría tenemos ausencia de vídeo y sonido, siendo estos dos elementos que pueden captar la atención y generar cierta molestia a otras personas que tengamos alrededor. Quizá evolucionen a un Voice-to-Text, de forma que Twitter traduzca a texto las cortas frases que le dictemos.

El futuro de Periscope

Periscope es el Twitter en vídeo, mensajes cortos y con emisión en directo, los mensajes en lugar de texto son vídeos, quizá esta sea una de las formas de consumo más óptimas o rápidas para seguir la actualidad, ante un evento, sea una celebración o una catástrofe cualquier usuario de la red Periscope puede convertirse en periodista siempre y cuando tenga un móvil a mano y suficiente batería para grabar vídeo y transmitirlo en tiempo real.

Si bien no acabará sustituyendo a Twitter si le quitará buena parte del mercado sobretodo en determinadas franjas horarias donde la intrusividad que produce el audio no suponga un problema. Esto es, por la noche, una vez fuera de clases y trabajo nadie nos impide ver y escuchar un vídeo. Obviamente si queremos estar informados de una forma menos intrusiva en un momento dado Twitter será una mejor opción.

El futuro de Tinder

La famosa red de dating que domina el mercado, habiendo superado en popularidad y mención en los medios a la mismísima Match.com también será objeto de numerosos cambios en el devenir del futuro, así como un posible declive o alternancia con otras soluciones.

En Tinder quizá sea el mercadeo sexual el que garantice la rentabilidad de este servicio para sus dueños e inversores, cuando me refiero a mercadeo me refiero a que podrás conseguir más citas si pagas más que el resto de usuarios por alcanzar una mayor visibilidad y exposición al resto. No será la única red social de dating que recurra a este simple sistema de monetización, cualquier medio digital de dating nos permitirá poder conseguir un mayor número de citas a base de golpes de talonario. Me refiero a métodos de autopublicidad del usuario bajo pago, es decir, tal y como por ejemplo Google hace con su buscador que vende las primeras posiciones al mejor postor, será una práctica más que posible, bastará que Tinder nos avise de alguna forma discreta de que se trata de un contacto promocionado, tal y como lo hace Google con los anuncios de su buscador o Facebook con sus vídeos promocionados.

El futuro de Amazon

Ya… Amazon no es una red social, pensarás que es un comercio electrónico, y un churro, Amazon es mucho más que una tienda online, quizá algunos de vosotros desconoceréis muchos de los negocios y tugurios en los que está metido este gigantón, créeme, Amazon es para flipar.

Amazon a nivel de red social uno piensa que no tiene aparentemente nada, pero cuenta todos y cada unos de los comentarios y sugerencias sobre productos que están a la venta en su tienda online y que posee bien almacenados en sus nutridas bases de datos, son tantos los millones y millones de sugerencias e interrelaciones que le permiten un extenso conocimientos de los hábitos de consumo de cualquiera de nosotros, tanto que es en sí una red social que convierte material social en ventas como ninguna.

En el futuro Amazon te enviará productos para tu consumo sin que ni tan siquiera los tengas que pedir, previa aceptación de un acuerdo por supuesto, pero será tan eficaz en saber que es lo que vas a necesitar que será casi imprescindible. Imagina por un momento que se acerca el cumpleaños de tu pareja, de tus hijos o padres, y Amazon es conocedor de que, pongamos tu padre, ha estado buscando en Amazon una maquinilla de afeitar de determinado modelo en un par de ocasiones, pero no la ha acabado de comprar, incluso puede tenerla en su “lista de deseos” o en su “carrito de la compra”, el precio del producto entra dentro del rango de precios de lo que tu estás acostumbrado a pagar para un regalo, quizá Amazon cuando accedas te dirá… Ya se lo que le podemos regalar a tu padre, una máquina de afeitar modelo tal o tal.

Su evolución será imparable, sólo el sentido común de los estados podrá ponerle freno para que de alguna forma no acabe sometiendo al planeta entero, o al menos a occidente entero a sus férreas leyes del comercio donde la banca siempre gana, y la banca amigo, hoy en día se llama Amazon.

Sobre las fotografías de este artículo

Un fabuloso artista digital de origen rumano especializado en 3D con el nombre Andrei Lacatusu, ha creado un set de imágenes que fue el verdadero inspirador de este artículo, si quieres ver más puedes hacerlo en Behance: https://www.behance.net/gallery/52646779/Social-Decay