Prueba Surface Laptop Go

Probamos el ordenador más portátil de Microsoft, ojo, más portátil dejando de lado a los tablets de la misma familia Surface.

Prueba Microsoft Surface Laptop Go

Y es que este Surface Laptop Go es un portátil en toda regla, eso sí, sin llegar a la portabilidad que te puede ofrecer una tablet Surface Go 3, que por su tamaño y por su peso lo convierten en la opción de portabilidad ideal, aunque fracamente su uso como portátil nunca llega a ser tan cómodo.

Las especificaciones de la Laptop Go

No se trata de un ordenador que lleva lo último de lo último, desgraciadamente y es que su procesador es un Intel de 10 generación cuando vamos por la 11 y la 12 ya está anunciada, tampoco lleva lo más de lo más es un i5, no un i7, y puede resultar algo corto en cosas tan necesarias como la capacidad de almacenamiento, que en este caso es de 128 Gb no ampliables, en cuanto a memoria RAM dispone de 8 Gb.

El procesador es un Intel Core i5-1035G1 con 4 núcleos y 8 hilos funcionando a una frecuencia base de 1,19 Ghz. Se trata de una CPU Ice Lake

Dimensiones y acabados de la Surface Laptop Go

El tamaño es muy pero que muy ajustado, es poco más grande que una libreta 27,6 cm por 20,5 cm y poco más de 1 cm de alto. Su peso es de 1,1 Kg, realmente se siente muy ligero.

A pesar de ser un 12,45″ vas a trabajar muy cómodo sin hechar en falta una pantalla mayor. Es decir se trata de una pantalla que no es la más habituales en portátiles, las cuales son de 13,3″ ni de 15,4″ . Estas últimas tan de moda en portátiles de hace unos años hacen el equipo demasiado grande.

Cabe reseñar que este Laptop Go, no se si es por su formato 3:2 o por el buen hacer del equipo, me resulta destacablemente muy cómodo de utilizar, y eso que no soy especialmente pequeño y tengo las manos bastante grandotas. Al final del día, si le hechas horas obviamente te cansas más que con un sobremesa o que con el mismo portátil conectado a una pantalla, pero de todas formas el resultado me convence más que otros portátiles que he probado.

Los acabados son excepcionales tanto en la pantalla como en la carcasa, según el propio fabricante esta carcasa es de aluminio, siendo el resto del portátil repartiéndose en un 40% de fibra de vidrio y el 30% en materiales reciclables.

Diferencias móvil Samsung M y A
La Surface Laptop Go cerrada es muy elegante

Lo dos únicos puntos que podríamos criticar serían, por un lado que la pantalla no tiene pestaña o saliente alguno para la cómoda apertura de la misma, un mal menor, y por otra el teclado, que no es retroiluminado, esto ya si que duele.

En este punto, tanto trackpad como teclado parecen estar un par de escalones por debajo del resto del equipo en cuanto a materiales, aunque luego te das cuenta que ambos funcionan destacadamente bien.

La pantalla del Surface Laptop Go

Los marcos de pantalla son muy finos

Se trata de una pantalla de 12,45″ que no es mate, resulta algo reflejante aunque no mucho.

Cuenta con unos marcos finos, muy finos, de 8 mm escasos, aunque todavía tienen margen de mejora tras haber estado probando el portátil Chuwi LarBook y que el de los nuevos MacBook Pro de 14″ están prácticamente al mismo nivel.

Tiene la particularidad de que la pantalla es táctil y que es compatible con lápices ópticos. Aunque en nuestro caso, que tenemos un lápiz óptico de Samsung compatible con Surface Pro 3, no hemos podido hacerlo funcionar en este Surface Laptop Go, no lo encontrábamos vía bluetooth.

Aunque esto de ser táctil será algo a títulos informativo y en absoluto nada práctico debido a un simple fallo, y es que su apertura es más bien escasa, de unos 75º a lo sumo, por lo que no podrás utilizarlo como tablet y para dibujar en ella con esa inclinación de 70º, olvídate dibujar así ni es cómodo ni preciso.

Hablando de esta escasa apertura de la pantalla, en mi caso la apertura es correcta, aunque sólo lo es cuando la pongo al máximo de inclinación, en una foto de por aquí al lado se ve claro cual es su máxima apertura.

La pantalla se abre relamente muy poco

El formato de la pantalla es un formato diferente al habitual, es un 3:2 en lugar del acostumbrado 16:9 es decir, es más cuadrado y por ende mucho menos panorámico, esto es algo que puede afectar a la hora de ver películas y series, ya que muchas están pensadas en formato 16:9, aunque en la práctica casi verás menos franjas negras superiores e inferiores.

La resolución del panel es de 1536 x 1024 píxeles y cuenta con 319 nits de brillo máximo, cifra que sin ser espectacular está bastante bien.

El sonido del Surface Laptop Go

Suena francamente bien, tiene bastante presencia sonora, más aún teniendo en cuenta lo reducido que es el portátil, la verdad es que nos ha sorprendido.

Lo podría situar en una calidad sonora uno o dos escalones por debajo de un MacBook Air M1, pero no mucho más lejos, lo que en sí ya es todo un éxito.

El teclado de la Laptop Go

El teclado del Laptop Go

Menudo deja vu he experimentado al teclear en este portátil mientras escribía este mismo artículo que he estado leyendo, sus teclas son de gomas, y claro, mi primer ordenador, un venerable Sinclair ZX Spectrum también tenía teclas de gomas, tal es así que me ha invadido la nostalgia mientras escribía con este Laptop Go de Microsoft.

Dejando temas emotivo a parte, observo que la velocidad de escritura que alcanzo con este teclado es enorme, me gusta mucho, lástima que por no se que motivos se han dejado de darle la indispensable retroiluminación.

Además incorpora un lector de huellas en la tecla de encendido, tecla que está ubicada entre la tecla de función F12 y la tecla Suprimir. Su funcionamiento, tras registrar la huella debidamente en el sistema, huella que sustituirá al acceso por PIN es absolutamente impecable.

Vuelvo a este párrafo justo antes de acabar este artículo, y es que quiero recalcar lo bien que un servidor funciona con este teclado, me parece que es el teclado de portátil con el que he escrito más rápido en toda mi vida, y no son pocos los portátiles con los que he trabajado o sobre los que he realizado pruebas.

De alguna forma comodidad y velocidad se han dado la mano en un teclado que a priori me tiraba algo para atrás al no contar con retroiluminación, pero que debo reconocer su excelencia durante el duro uso al que se ha sometido durante la prueba, hablo de la escritura de más de 7 artículos completos cada uno.

El touchpad de la Laptop Go

Es pequeño no busca el parecido a los mac en este punto, es curioso que no sea del color del chasis, gris plateado, si no que es del mismo color gris osucros que las teclas y con un clic sonoro, la verdad es que resulta bastante preciso, de lo mejor que he probado en PC.

El lápiz de la Surface Laptop

No viene incluido con el producto, deberás adquirirlo a parte, nosotros no lo hicimos ya que tenemos un lápiz de la Surface Pro 3 que adquirimos recientemente y que a priori debería ser compatible con la Laptop Go.

La conectividad del Laptop Go

La conectividad por cable de este Laptop Go de Microsoft es justita, sólo dos puertos USB, uno del tipo de tamaño completo y otro USB del Tipo C, este último soporta carga aunque no valdrá cualquier cargador de móvil, precisarás alguno de potencia extra.

En cuanto a la conectividad de red e inalámbrica, Wifi 6 y Bluetooth 5.0, el equipo es francamente rápido en descargas, no podrás no obstante conectarte mediante cable, a menos que utilices un adaptador de puerto USB tipo C a ethernet

La unidad de almacenamiento del Surface Laptop Go

La actualización a Windows 11 puede dejar restos de más de 25 Gb

El verdadero talón de Aquiles y quizá lo único por lo que no le damos la máxima puntuación a este ligero portátil de Microsoft ha sido este, el escaso espacio en disco del portátil, no ampliable de una forma eficaz, sólo mediante unidades externas.

El disco interno que lleva la Microsoft Surface Laptop Go es de 128 Gb de capacidad y utiliza la tecnología NVMe 1.3 y está fabricado por Kioixa, concretamente el modelo de KBG40ZNS128G.

El formato es M2 pero no uno de los más habituales, si no el más pequeñito de forma cuadrada, denominado 2230, si quieres saber más sobre los formatos de las unidades NVMe date una vuelta por este artículo sobre discos SSD.

Si te estás preguntando si la unidad de almacenamiento es intercambiable por otra de mayor capacidad, sí, se puede cambiar, para acceder a ella deberás quitar las dos patas de goma longitudinales que tiene el portátil para llegar a los tornillos, proceder a desatornillarlos y abrir con cuidado el portátil para extraer la unidad y cambiarla por otra de mayor tamaño o velocidad, aunque como verás luego en las pruebas es suficientemente rápida.

No tiene la posibilidad de instalar un segundo disco duro y el cambio del que lleva por uno mayor estará relegado sólo a profesionales ya que no es un portátil accesible para manos no expertas al carecer de tornillos visibles.

Tampoco dispone de lector de tarjetas microSD o SD por lo que si precisamos de mayor capacidad de almacenamiento deberás optar por discos duros externos.

Tras desembalar la máquina, iniciar la preinstalación de Windows 10 con la ayuda de Cortana, y posteriormente actualizar a Windows 11 quedaban 56 Gb libres, aunque posteriormente optimicé la unidad dejándola con todos los programas que uso habitualmente instalados y quedando casi 80 Gb de espacio en disco

Y es que se puede optimizar bastante el almacenamiento de Windows 11, ya que si actualizas partiendo desde Windows 10, se conservaban cerca de 26 Gb del sistema operativo Windows 10 como archivos temporales. De esta forma conseguí llegar a los 83 Gb de espacio libre en total en una primera instancia, luego tras instalar los programas de uso se quedó en unos 73 Gb libres, pero tras quitar Office, una suite que no utilizo para nada, conseguí los 80 Gb libres con todo ya instalado.

Rendimiento del Surface Laptop Go con i5

El rendimiento sintético está muy bien

Cabe destacar que todas las pruebas, tanto las sintéticas como las reales fueron realizadas siempre bajo Windows 11

En cuanto a las pruebas sintéticas a las que sometimos a este dispositivo comenzamos con la más habitual, GeekBench 5.

Primero ejecutamos la prueba con el equipo conectado a corriente eléctrica, esta funcionalidad

El i5 de décima generación ha cosechado unos resultados excelentes en la prueba mono núcleo, superando los 1141 puntos, en la prueba multinúcleo se acercó a los 3500 puntos, aunque en este aspecto por tratarse de un cuatro núcleos con ocho hilos de ejecución, quizá esperábamos un poquito más, que tocase los 4.000.

Aunque a todas luces es un equipo muy pero que muy capaz, puedes consultar los resultados con mayor detalle en la siguiente dirección online.

En la prueba de computación gráfica obtuvimos 5961 puntos, el detalle en este enlace

Desconectando el equipo las cifras bajaron sensiblemente, alrededor de un 33% para el mono núcleo justo hasta los 850 y en 25% en la multinúcleo dejándolo 2843 puntos, sin embargo son muy buenas cifras ambas. Respecto a la prueba de OpenCL, la gráfica quiero decir, con la Laptop Go desconectado obtuvimos 5690

La verdad es que la diferencia entre estar conectado y no estarlo aún siendo una merma de potencia en cuanto a tanto por ciento respetable en la percepción de uso no lo fue en ningún momento, todo continuaba siendo muy fluido.

La velocidad del almacenamiento es excelente

No podían faltar las pruebas de velocidad de la unidad de almacenamiento.

Utilizamos la última versión de CrystalDiskMark un software gratuito con el que podrás medir la velocidad de tus discos duros y discos sólidos por ti mismo.

En el caso del portátil que estamos sometiendo a prueba, el resultado global de velocidad de la unidad ha sido excelente.

Superando los 2.000 Mb por segundo en lectura y una velocidad de escritura de 830 Mb/s, unos valores muy altos para lo que estamos acostumbrados a ver en ordenadores portátiles.

Desde luego la elección que ha hecho Microsoft en la unidad de almacenamiento ha sido más que correcta en cuanto a nivel prestacional, no tanto en cuanto a capacidad.

En términos de rendimiento sintético casi estaríamos a la par que un Huawei MateBook D14 que probamos hace escaso un año y que equipaba un Ryzen 5 4600H

Ruido de ventilación

Se nota, se oye, el ventilador o los ventiladores están ahí, los noto mientras comienzo a escribir este artículo, lo único que tengo abierto es Microsoft Edge, con unas 4 pestañas, eso sí, el equipo se está descargando las actualizaciones, entre ellas la que nos permite pasar de Windows 10 a Windows 11.

Durante las pruebas de rendimiento para el diseño de imágenes 3D al que sometimos a este portátil, el ventilador estuvo girando a su máxima velocidad en todo momento, y el ruido era desde luego destacable.

La base del portátil se calienta sobre todo por el centro, lo notarás tanto en verano como en invierno si por ejemplo estás escribiendo con el sobre las piernas sentado en el sofá de casa.

La autonomía y carga de la Laptop Go 2

El cargador que trae es propietario el típico magnético de Microsoft, que no deja de ser una burda copia del MagSafe de Apple, la carga es bastante rápida.

Lo que no me ha gustado es que no puede cargarse por el puerto USB Tipo C con un cargador de móvil o un powerbank, esto a mi me da mucha rabia, con lo feliz que sería yo si pudiese olvidarme del cargador en todo momento, porque se que en casa de mis amigos y familiares siempre hay un cargador de móvil dispuesto a ser prestado durante un ratito.

En referencia al powerbank testado comentar que era un RAVpower de 15.000 mAh y 55,5Wh, capaz de suministrar 5V a 2,4A.

La autonomía que promete Microsoft es de 10 horas, si bien no las alcanza se queda cerca lo que de por sí ya será todo un éxito.

El consumo de la Laptop Go en reposo, o para los más «british» en standby resulta bastante bajo, tras dejar el portátil durante la noche en reposo y desconectado del enchufe por más de 9 horas, la batería bajó de un 78 a un 75%, lo que resulta en un consumo de un 3%. Esto en la práctica podría proporcionarnos una autonomías de hasta unos 12 días en standby.

La carga es bastante rápida, con el equipo conectado a corriente y trabajando con él consigue cargarlo al 100% en escasas dos horas y cuarto de tiempo, obviamente si no estamos trabajando con el equipo o este está apagado del todo los tiempos de carga pueden llegar a ser incluso inferiores.

La puesta en marcha del Surface Laptop Go

Tan sólo con abrir la tapa el equipo arrancó, luego pude comprobar que el mismo estaba al 70% de carga de la batería.

El equipo, para mi sorpresa, llegaba con Windows 10 preinstalado, aunque en el arranque mostraba el nuevo logotipo de Windows 11, el que tiene un formato 100% cuadrado, así que me extrañó ver a Cortana como me asistía en la instalación, tal y como lo había hecho tantas veces con otros tantos equipos de Windows 10.

Sin embargo y al finalizar la instalación el instalador me preguntó si quería pasar a Windows 11 directamente, le dije que sí y me informó que tan pronto como acabase la instalación iniciaría la descarga de Windows 11.

Y así fue, aunque para cerciorarme de ello tuve que ir a la configuración de sistema, y asomarme a las actualizaciones, donde vi una ristra impresionantes de ítems por descargar, por suerte, entre ellos sí que estaba Windows 11.

La Laptop Go es actualizable a Windows 11

Entre las actualizaciones de sistema, pude observar que el equipo tenía como 4 actualizaciones de Firmware, lo que me da a mi que Microsoft por el momento cuida mucho este dispositivo, y es que se trata de toda una Surface.

Mientras comenzaba la instalación de Windows 11, puede continuar trabajando sin problema alguno y a una velocidad francamente buena, no notaba retraso en la introducción de textos a gran velocidad, algo que por ejemplo si noté en ocasiones en un Chuwi LarkBook que probé hace escasos días.

Sin embargo tras actualizar a Windows 11 y ponerme manos a la obra para instalarle a la Surface las aplicaciones típicas de mi día a día me encontré que no me dejaba porque se trataba de una versión de Windows recortada.

Se trata de la versión de Windows 11 S, que tan sólo permite instalar aplicaciones desde la propia tienda de Microsoft.

Esto es un problema solucionable pues personalmente este Windows 11 S no me sirve para mi trabajo diario si no puedo instalar aplicaciones como

No te pierdas los siguientes artículos de tiroriro

Author: El editor

Share This Post On