Requisitos mínimos de un Mac en 2020

Hace ya unos cuantos días publicamos los requisitos mínimos que debes exigir a un PC con Windows en este año 2020, pues bien ahora ha tocado el turno de los requisitos mínimos para ordenadores Mac.

Los Mac son históricamente ordenadores cerrados, su arquitectura, a diferencia de los ordenadores que suelen correr el sistema operativo Windows o Linux es cerrada, pero no tan sólo en cuanto a su sistema operativo si no también en cuanto a su hardware.

Hasta el año 2005 los Apple utilizaban un arquitectura diferente a los ordenadores Windows, se denominaba Power PC, fue a partir de ese año cuando comenzaron de alguna manera a compartir componentes con equipos Windows, utilizando los mismos procesadores de Intel y por ende las mismas memorias y casi los mismos componentes de hardware.

Si bien Apple, en su desazón por vender impide casi siempre que puedas ampliar tu ordenador Mac a posteriori en el tiempo, y por eso es más que interesante que conozcas a fondo los requisitos mínimos de Mac para que no equivoques al adquirir tu siguiente Mac y que este te dure durante un buen puñado de años.

Requisitos mínimos ordenadores portátiles Mac

Requisitos mínimos de un Mac en 2020

Requisitos mínimos de un Mac en 2020

En el caso de los ordenadores portátiles Mac hay que tener bien presente lo que vas a necesitar antes de comprar un modelo de Apple u otro, mucho más que en cualquier equipo Windows porque los ordenadores de Apple son raramente ampliables.

Esto de poder ampliar casi cualquier portátil o sobremesa de PC es cuestión de 10 minutos y un destornillador, en Apple es todo lo contrario, toda ampliación es más complicada, y cara, y eso si se puede hacer.

Por estos motivos deberás calibrar bien tus necesidades antes de decidirte por un modelo de MacBook y otro.

Esta decisión es sobretodo crítica en cuanto a almacenamiento. Por recomendar, diría que bajo ningún concepto compres un Mac con menos de 256 Gb de almacenamiento interno ya que 128 Gb se pueden quedar cortas muy pero que muy pronto, en escaso un año te lo puedes acabar, y claro si no se puede ampliar deberíamos cambiar el equipo por un modelo superior.

Podrías pensar que siempre puedes recurrir a un disco duro externo conectado por USB 3.0 pues son bastante rápidos, bueno, son rápidos, pero ni mucho menos tendrá la velocidad de los discos SSD internos que equipan, además que un portátil debe ser portátil y si tienes que ir acarreando en la mochila un disco externo, al final dejará de ser portátil.

En cuanto a memoria, 8Gb serían suficientes en un Mac para las tareas normales de edición de texto, navegación por internet y gestión de redes sociales.

Y aquí todos los equipos actuales de Apple a la venta cumplen ese requisito. Nosotros en tiroriro.com hemos probado tanto el MacBook Air como el MacBook Pro

En cuanto a su procesador, pues aquí si que me decidiría como mínimo por un i5, sé que existen algunos nuevos MacBook Air con procesadores Intel core i3, créeme que se quedarán cortos a la mínima que lances algún programa pesado, como un editor de vídeo. Que si bien a lo mejor no vas a utilizar a diario siempre puedes necesitar crear un pequeño vídeo con las fotos de las vacaciones. Eso sí, el MacBook Air que lleva el i5, este es algo cortito y caro, 1499 euros, de 4 núcleos y 1,1 Ghz de velocidad, lo que hará que te plantees mejor un MacBook Pro de 13″ aunque en ese caso pecarás de falta de capacidad de almacenamiento.

Si vas a utilizar tu portátil de Mac con expectativas de crear contenidos, editar vídeos, me iría a un MacBook Pro de 16″ como requisito mínimo, pero claro ya estamos hablando de un precio de salida de nada más y nada menos que de 2.699 euros, y no se, yo lo veo excesivo, si quieres puedes intentarlo con un MacBook Pro de 13″ al que le añadas una pantalla externa para trabajar más cómodamente en casa, 13″ para editar vídeo como que no… en todo caso deberás hacerte con el modelo intermedio de 256 Gb ya que el pequeño sólo cuenta con escasos 128 Gb. y a poco que le des caña a la edición se te quedará corto.

Está claro que Apple ha pensado conciezudamente sus diferentes modelos y precios para no darte ninguna facilidad en la compra a menos que quieras desembolsar un precio desorbitado, no es de rigor que en el año 2020 por los 1.500 euros que vale el equipo Apple que podría considerar idóneo, el MacBook Pro de 13″, te entreguen a cambio sólo 128Gb de capacidad interna, mi teléfono móvil, que me costó escasos 200 euros, ya tiene esa capacidad. En cambio si que equipa la denostada Touch Bar, algo que a todas luces es mucho más prescindible que una mayor capacidad interna.

Requisitos mínimos ordenadores de sobremesa Mac

Requisitos mínimos de un Mac en 2020

Requisitos mínimos de un Mac en 2020

Los ordenadores de sobremesa de Apple no son un auténtico éxito en ventas, se venden mucho más lo portátiles, y es que hoy en día las diferencias en cuanto a prestaciones no son apenas notables entre un tipo de equipo y otro.

Un sobremesa por norma general tiene un mayor espacio en su interior que le permite albergar un mayor número de componentes, o que estos sean de una mayor potencia ya que permite una mejor circulación de aire. Esta es la teoría que en la práctica en Apple no funciona pues la obsesión por la extrema delgadez en sus productos, sean de la índole que sea, acarrea siempre un menor espacio que es equivalente casi al de un ordenador portátil.

Sin ir más lejos y basándonos en el ordenador de sobremesa más vendido por Apple, el iMac, si te fijas su increíble delgadez hace que no disponga ni tan siquiera de zonas accesibles para su posterior ampliación y mejora, por lo que tenemos exactamente el mismo problema que con los equipos portátiles de la la marca de la manzana. No son ampliables, o de serlos, deberás pasarlo por el servicio técnico con el correspondiente sobrecargo de precio.

En cuanto a este tipo de Apple, los iMac te recomendaría que eligieses el equipo intermedio del tamaño pequeño, es decir, escapar del modelo de 27″ ya que es un tamaño muy grande para ser considerado como requisitos mínimos para un Mac, y que sólo aconsejaría para aquellos que le van a dar un uso muy profesional en áreas de diseño gráfico, diseño web, producción musical o edición de vídeo.

Piensa que siempre puedes añadir un segundo monitor a tu Mac, mediante una conexión displayport a HDMi podrás conectarle casi cualquier monitor existente en el mercado, y los tienes de 24″ por escasos 100 euros.

Del resto de ordenadores de sobremesa, tenemos el Mac mini, que hasta un par de años era un equipo más que interesante pero que en la actualidad carece de interés, pues es muy caro, a partir de 929 euros, y para lo que te proporciona Apple, es un robo con factura, además de que no son ampliables, antes lo eran.

Por un lado tenemos un Mac mini con un procesador i3, el cual descartaba pues los i3 son para tareas exclusivamente ofimáticas, de navegación y con lo pesado que se siente la última actualización de macOS, denominada Catalina, la verdad, creo que va sudar para moverlo y tu para pagar esa cifra por un equipo tan corto. En el otro lado tenemos la posibilidad de hacernos con un Mac mini con un i5 de 6 núcleos pero ya nos vamos a los 1.279 euros, por ese precio la verdad es que bien te puedes comenzar a mirar los MacBook Pro de 13″, que valen unos 250 euros más y te dan más o menos lo mismo, pero con una bonita pantalla y con su portabililidad.

Ampliar un iMac

Esto es una anotación práctica para recalcar y denunciar la estrategia de Apple para obsoletizar sus productos cuanto antes en base a no dejarlos ampliar, pues por ejemplo, ahora estoy en un iMac escribiendo este artículo, es de finales del año 2015, de acuerdo que quizá le toca un cambio, pero para redactar y retocar cuatro fotos para los artículos créeme que debería ser más que suficiente, pues bien tiene un potente procesador i5 de 4 núcleos y 8Gb de RAM.

Es lo que se denomina un iMac late 2015, su fallo principal es que tiene un lento disco duro mecánico, pues bien, a principios de 2020, cuando pensamos en la redacción en cambiarlo por un disco sólido o SSD para incrementar su velocidad el informático de la redacción nos comento que si bien era posible este cambio, no podríamos hacerlo por nosotros mismos, ya que por fabricación la pantalla va encolada a su carcasa y deberíamos utilizar una pistola especial de calor y un sistema de ventosas para no dañar el equipo al abrirlo.

Finalmente pedimos presupuesto por cambiar el disco mecánico por un SSD a un servicio técnico de Mac, no oficial, no en Apple, que sería todavía más caro, y el precio ascendía de los 200 euros, cuando en un PC esta ampliación te supone a lo sumo 100 euros. Preguntamos al servicio técnico por la ampliación de RAM, pasar de los 8Gb que tiene a 16Gb. y nos dijeron que no es posible ya que carece de slots en su placa, la RAM va soldada a la misma.