Consola arcade retro

Consola arcade retro

En la última BGW, cuyas siglas identifican a la feria de videojuegos denominada Barcelona Games World, tuve la suerte de encontrar entre la gran multitud de stands que habitaban en la zona “retro” una consola arcade retro que me resultó del todo ideal.

Hablo de una consola “ideal” por su reducido tamaño, ya que como muchos de vosotros, mis lectores, no ando ni mucho menos sobrado de espacio en casa y me es del todo imposible colocar, como a mi me gustaría, un armario arcade de un tamaño estándar, es decir de esos que son casi o más altos que una persona, así que mi objetivo era dar con una consola retro con formato de bartop que pudiese colocar al lado de mi monitor en mi mesa de trabajo.

Así que una vez dentro de esa feria con mi acreditación de prensa en ristre y andando de stand a stand, observando, preguntado, mi sorpresa fue enorme al mirar en una dirección y ver allí, a lo lejos, una bartop que me llamó poderosamente la atención, esa consola arcade era lo más parecido a aquella consola retro con la que había soñado y ensoñado tantas veces, sus formas me resultaban en la distancia totalmente icónicas.

Me dirijí hacia ella y sí, estaba allí, reluciente y con el juego arcade de aviones 1942 en pantalla, esperado lista para ser jugada y disfrutada. Blandí el botón de 1 player y surqué los cielos en una vista aérea bidimensional buscando enemigos que derrotar. Así fuertemente su joystick direccional de pera entre los dedos de mi mano izquierda y lo roté en un rápido giro de muñeca de 360º y clic clic clic clic… ¡menudo tacto! pero los hordas de enemigos de aviones se aproximaban y debé salir rápidamente de dicho deleite, así que hundí uno tras otro todos los botones de la consola con los dedos de mi mano derecha hasta dar con el ansiado botón de fuego y… nuevamente ¡que tacto!

Mi experiencia con aquella consola de elegantes acabados fue como mínimo mágica, cada pulsación, cada movimiento, me retrotraían a mis tiempos “mozos” donde me pasaba gran parte de mi tiempo libre, y no tan libre, enfrascado con amigos ante la última arcade que habían traído al bar del barrio.

¿Quieres conocer más sobre esta consola retro tan bonita? Sigue leyendo.

(más…)

Leer más