¿Qué reloj regalar?

¿No te pasa a veces que aunque te gusten mucho los relojes no sueles llevar ninguno puesto porque siempre vas con el móvil encima?

Es una pena, porque hoy en día existen relojes guapísimos. En más de una ocasión he planteado comprarme unos cuantos, la verdad, pero luego he pensado, para qué, si luego no me los voy a poner.

Pero, creo que ya estoy empezando a cansarme de esta auto-represión y voy a comenzar a hacerme oídos sordos de mí mismo. La próxima vez que me “enganche” un reloj, me lo compraré, seguro! Es más, me lo auto-regalaré.

Y es que hay relojes tan guapos que no te cansarías nunca de llevarlos puestos, uno diferente cada día del año. ¿Te imaginas tener 365 relojes distintos? Qué pasada, ¿no? Aunque, por otro lado, si eso fuera así menudo lío también a la hora de escoger cuál ponerse.

Estoy pensando que además necesitarías tener un mueble exclusivo donde poder guardarlos y tenerlos bien organizados. Y, por descontado, tiempo suficiente para decidirte sobre cuál escoger. ¿Lo pillas?, “tiempo…”

Ahora, si te parece, vamos a imaginarnos un pequeño ejercicio mental en cuanto a la posibilidad de adquirir un reloj para cada día del año, pero en este caso, durante varios años. Para ello necesitaremos realizar un cálculo aritmético, empezando por multiplicar la cantidad de relojes que tendríamos si, por ejemplo, hemos decidido ponernos uno diferente cada día del año pero sumando cinco años. ¿Nos sigues?

Venga, vamos a ello: pues bien, muy simple, cogemos 365 relojes (uno por cada día del año) y los multiplicamos por los 5 años que hemos comentado. Con lo que al final, realizada esta operación, obtenemos que el total de esta multiplicación arroja un sorprendente resultado de: 1825 relojes. ¡Guau! ¡Qué pasada!

1825 relojes obtenidos durante 5 años consecutivos, uno cada día del año. ¿No te parece increíble? ¿Conoces a alguien que lo haya hecho? Oye!, no es una tontería, piénsalo. Si verdaderamente te gustan los relojes, por qué no hacerlo. Total, solo se trata de comprar un reloj cada día del año, solo es eso, es crear el hábito…

Bueno, sea como fuere, si ese es tu caso, o no, pero te gustan los relojes, aunque no tanto para comprarte uno cada día, no importa, échale un vistazo a los siguientes relojes que te mostraremos. Quizás te pique el gusanillo del coleccionismo y empieces a crearte un nuevo “hobby”. Quién sabe, ¿no?

Relojes Casio

¿Quién no conoce la famosa marca de relojes Casio?, sobre todo teniendo en cuenta el apogeo que está teniendo en la actualidad el renacimiento de estos fantásticos relojes digitales. Y es que todo lo bonito vuelve: lo retro y lo vintage, paradójicamente, están de moda.

Por si no lo sabéis, Casio es una marca japonesa conocida por sus relojes y computadoras digitales. En España se popularizó a partir de la década de los 70 y 80 del siglo pasado. Así que si os gusta este tipo de relojes miraros estos cuantos:

Relojes Lotus

Lotus es otra de las marcas de relojes que ha conseguido un buen posicionamiento en el mercado español. Seguramente tiene que ver con el hecho de que esta marca fue creada por un empresario español. No obstante, la marca Lotus también pertenece al grupo de relojes suizo Festina.

Aquí tenéis una pequeña representación de estos elegantes y bonitos relojes Lotus. Probadlos.

Relojes TAG Heuer

A continuación os presentamos los relojes de gama alta de la marca TAG Heuer. Pensados para aquellos personas que les gusta el diseño, la calidad y la fiabilidad de un buen reloj, y que además, sobre todo, no repara en gastos.

Francamente, estos relojes son impresionantes. Lo único es que tienen una pequeña “pega”: no son adecuados para bolsillos “estrechos” (ya me entienden). Por lo demás, son perfectos. Y, cómo no lo iban a ser, teniendo en cuenta su procedencia. Pues sí, estos relojes provienen de Suiza (qué raro, ¿no?)

TAG Heuer es una marca de relojes conocida por eso, por sus relojes, pero también es famosa por su comercialización de cronógrafos, además de su fuerte vinculación al mundo del automovilismo.

Su creador fue Edouard Heuer, el cual fundó la empresa allá por el 1860. Con lo que sí, por lo que habéis podido deducir, esta compañía relojera posee unos cuantos años de experiencia. Debéis saber que si os compráis uno de sus relojes, nunca podréis llegar tarde a una cita, de lo contrario desprestigiaríais, y mucho, a esta conocida empresa; eso nunca os lo perdonarían!