Qué necesitas para hacer tu mejor foto con el móvil

Por qué no, hay que decirlo, ya no basta con callarse, ya no podemos seguir negando  la evidencia. Sí, sí, ha sucedido, ya no tiene más remedio, debemos aceptarlo tal y como es, no puede ser de otra manera. Y es que, como íbamos prediciendo, el mundo mundial se ha subyugado total e íntegramente a la poderosa soberanía del revolucionario y visionario aparato tecnológico: el ¡MÓVIL!

¡Bienvenido a la era de la “movilandia”!

¿Quién no dispone de un móvil?

¿Quién no dispone hoy en día de uno o más dispositivos móviles como los teléfonos o las tabletas tecnológicas? ¿Quién no es capaz de hacer una o miles de fotografías con estos avanzados dispositivos electrónicos?

Hoy ya no hay excusas, la tecnología fotográfica nos invade por doquier. El fetichismo de la imagen está al alcance de todos. Una cosa está clara, si eres de los que dispones de un Smartphone de la generación que sea, y no estás ahora mismo haciendo fotos, es que algo está pasando! Eso no es normal, jaja!

De todas maneras nosotros te vamos a explicar cuatro cosas básicas que debes saber si quieres hacer fotos con tu móvil para que luego puedas lucirlas y mostrarlas orgullosamente a tus seres queridos.

¿Qué necesitas saber para hacer fotografías?

Pues para hacer fotografías con tu móvil no está de más saber qué tipo de cámara tiene tu teléfono, o qué tipo de prestaciones te ofrece la cámara de tu dispositivo móvil. Así que, si re parece empezamos con la descripción.

Uno de los aspectos más importantes son los megapíxeles (los megas), aunque no todo se basa en eso. Si queremos que una fotografía sea de buena calidad se necesita un móvil que tenga un buen sensor, una buena lente con una buena apertura, un buen procesamiento de la imagen…Vamos, estos son los requisitos básicos, luego te encontrarás un montón de accesorios que probablemente llevará incorporada la cámara de tu teléfono, con los que dar un acabado desde un principio, me explico:

Lo que quiero decir con la idea de un acabado desde un principio, no es más que señalar las múltiples opciones que te ofrece la cámara de tu móvil para diseñar tu foto antes de tomarla o al final de la misma.

Pues me refiero por ejemplo, a los conocidos “modo de escena”, donde puedes escoger desde: retrato, paisaje, deporte, fotos de noche, de playa, de nieve, etc. Aunque si no quieres complicarte la vida tiras en automático, y ya está! Pero si te gusta manipular tus fotos, o ser parte creativa de ellas, pues seguro que querrás participar lo máximo posible, por eso muchos smartphones disponen de una opción manual con la que podrás hacer lo que quieras.

A parte de todas estas opciones, también te encontrarás con otras aplicaciones como son los filtros, con los que podrás cambiar tus fotos según el “filtro o las ganas” que tengas en ese momento. Ya sabes, be creative!

¿Cuántos megas tiene que tener mi cámara?

Pues hoy en día se considera que un móvil posee una buena cámara si viene equipada a partir de 12 mpx. Pero, no obstante ha habido un pequeño cambio en la carrera de conseguir un mayor número de píxeles, siendo ahora lo que prima las cámaras de doble sensor o  Dual Pixel Sensor, utilizada principalmente por los teléfonos Samsung de alta gama. Aunque por otro lado, piensa que si seguimos a este ritmo tecnológico pronto alcanzaremos a las cámaras fotográficas profesionales y este sector comercial podría molestarse un poquito mucho (me da la impresión).

¿Qué tipo de sensor tiene mi cámara?

La mayoría de smartphones de gama alta, como por ejemplo Samsung, HTC o iPhone, utilizan sensores del tipo BSI (Back Side Illumination o sensor de iluminación posterior), y también el último hito tecnológico conocido como Dual Pixel Sensor.

Los móviles iPhone o HTC utilizan tecnología BSI, lo cual significa que el sensor que llevan incorporado proporciona mucha más luz en condiciones de poca luminosidad, mejorando las imágenes captadas con estos dispositivos. En cuanto a los móviles Samsung de gama alta el tipo de sensor que llevan incorporados es el Dual Pixel Sensor, que en otras palabras indica que cada pixel posee dos sensores de luz, lo que viene a significar que cada pequeño detalle de la escena saldrá congelado en la imagen. Es decir, posee el doble de luz, el doble de resolución, y al igual que el BSI, se consigue obtener buenas imágenes a pesar de la poca luz que disponga la escena, independientemente de la hora del día y la situación. Mediante estos dos tipos de sensores avanzados se consigue un aumento de la iluminación y el brillo de cualquier escena a fotografiar.

No hay que olvidar que las relativamente nuevas marcas de fabricación china como  Xiaomi, Huawei o Cubot, están proporcionando una gama de móviles con prestaciones similares a las marcas tradicionales como las antes mencionadas, a muy buen precio y buena calidad. A tener en cuenta!

¿Qué lente tiene la cámara de mi móvil?

Otro aspecto crucial que debemos saber sobre la cámara de nuestro móvil está relacionado con la calidad de la lente y el tipo de diafragma o el valor “f” de la misma. En fotografía clásica o tradicional, significa que a menor número “f” más apertura tiene la cámara. Este criterio también es extensible a los móviles.

Para que podamos entendernos, explicaremos que el número “f” o diafragma, es la cantidad de luz que pasa por el sensor de la cámara y ésta permite, entre otros factores, que se forme la imagen con mayor o menor calidad, así que, se aconseja que el diafragma “f” tenga un valor bajo. Si disponemos de un móvil cuya lente posee una apertura de f/1.8 o f/2.8, podamos darnos por satisfechos ya que se trata de una muy buena lente.

El valor f/1.8 significa que la luminosidad de esa lente es muy alta, lo cual permite tener más opciones de captar la luz de una escena. En situaciones de poca luz, en interiores o exteriores cuando está anocheciendo, tendremos más posibilidad de retratar la escena con mayor calidad de detalles, a diferencia de otras lentes con una luminosidad inferior.

¿Qué es el procesamiento de una imagen?

Para procesar una imagen se necesita un software que suele estar incorporado en todos los dispositivos móviles. Este software entra en funcionamiento justo después de hacer el “clic”, es decir, cuando hemos hecho la foto. La característica principal consiste en que a mayor velocidad del procesador menor tiempo tardará el software de nuestro móvil en procesar esa foto, para estar a tiempo de hacer la siguiente; en tiempo real se traduce en fracciones de segundo (en la mayoría de teléfonos).

¿Cómo se procesa una imagen?

El procesamiento de una imagen viene determinado por un software interno que procesa y gestiona la información visual (es decir, la luz que entra del exterior a tu móvil) obtenida por el sensor de la cámara, ecualizando niveles de color, de brillo, de contraste, entre otros parámetros, cuyo resultado final es la foto que tú ves.

Mención especial: la función estrella de HDR (High Definition Range). Y ¿qué hace esta función?, pues consigue matizar o incluso saturar los colores de la imagen, consiguiendo fotografías más impactantes y a veces con colores asombrosos que escapan un “poquito” de la realidad.  No obstante, este proceso tiene un pequeño hándicap y es que precisa algo más de tiempo para tomar una foto, con la que enlentece el procesamiento de la imagen, con lo que las fotos pueden salir algo movidas. Por ese motivo deben tomarse algunas precauciones: las fotos tomadas con HDR no pueden tomarse con poca luz, ya que saldrán movidas o desenfocadas, y tampoco es ideal para fotos que requieran movimiento como pueden ser las fotos deportivas o de acción.

 

Bueno, pues esperamos que esta introducción que te hemos presentado pueda ayudarte en algo con el uso de la cámara de tu móvil, y te entren unas ganas desesperadas de disparar fotos cuando acabes de leer este artículo. Y si no, pues seguiremos por aquí con la voluntad de persistir en nuestro intento de informarte de aquello que más nos gusta, es decir, de casi todo!