El significado de los colores

Según el diccionario de la R.A.E (Real Academia Española), el color es una “sensación producida por los rayos luminosos que impresionan los órganos visuales y que depende de la longitud de onda”. Si bien es cierto que ésta es la definición oficial del color, nosotros sabemos que el color posee otros muchos significados.

Por ese motivo, y porque creemos que es interesante saber qué tipos de significados adquieren los colores, hemos decidido dedicarle un artículo a este emocionante mundo cromático.

Lo haremos desde la visión psicológica. Sí, creemos que el modo en cómo nos afectan los colores es determinante en nuestra vida. ¿Por qué?, porque es algo así como un reflejo de cómo nos comunicamos con el exterior.

Pensadlo desde esta perspectiva: la predisposición que  mostramos hacia los diferentes tipos de colores en cierta medida nos sirve como una “tarjeta de presentación” de cara al exterior. Ése podría ser el motivo por el que nos vestimos de una determinada manera; nos teñimos o pintamos el pelo de otra; escogemos la decoración o el mobiliario de nuestra casa, coche, moto…

Desde la psicología se ha demostrado que los seres humanos poseemos una escala de colores propia, mediante los cuales podemos expresar nuestros sentimientos, al igual que el humor o el tipo de temperamento que nos define.

Todo nuestro ser se encuentra influido por sensaciones donde los colores tienen su sorprendente importancia. Existe algo así como una estrecha relación entre sensación y color; relación que convertimos en personal e intransferible.

En este artículo os hablaremos sobre las diferentes características que definen a los colores desde una visión psicológica. Eso sí, sólo os mostraremos unos cuantos, los que creemos que son los más importantes o al menos los más conocidos. Debéis entender que la gama de colores puede ser muy extensa, y como la mayoría de los colores derivan de los llamados “primarios” (si hablamos en términos de luz), pues con un poco de imaginación podremos deducir qué significado adquieren aquellos otros colores que no mencionaremos en este caso.

Blanco, negro y gris

Aunque nosotros definamos el blanco y negro como dos colores, muchos científicos os dirán que no son tal, sino que el blanco y el negro se definen en términos de luz, es decir, en tanto la presencia o ausencia de ella: luz= blanco, no luz= negro. Sea como fuere nosotros tenemos otro punto de vista.

El color Blanco

El color blanco, como todos sabéis, representa la pureza en toda su extensión. Expresa la idea de inocencia, alma, divinidad y armonía. También significa paz y luz. El color blanco es la luz que se difunde, es luminosa e infinita. Mediante el color blanco se expanden todos los colores del espectro lumínico. El blanco se le considera como el color de la extroversión, lo probable y lo posible. Aun así, en algunas culturas orientales el blanco simboliza la muerte y el duelo.

El color Negro

En oposición al blanco, el negro es el color de la introversión. Es lo opuesto a la luz ya que concentra en sí mismo toda la gama de colores. Es el símbolo del silencio, de lo impenetrable. Aun así es un color ambivalente, por un lado el negro representa la elegancia, seriedad y nobleza; mientras que por otro el negro esconde oscuros presagios. Es símbolo de la muerte, de la noche y los males que ocurren en ausencia de la luz.

El negro es la negación misma del color. Expresa la idea de la nada. Blanco y negro, vida y muerte, representan el yin y el yang existencial. Ambos, polos opuestos pero sin embargo, necesarios y complementarios para poder existir.

El color Gris

El gris es un color intermedio, situado entre el blanco y el negro no deja de ser un color neutro. Debido a esa neutralidad significa ausencia de compromiso. Es un color que denota indecisión, duda y melancolía.

El gris es un color que no influye en el resto de colores, aun así siempre se dice que existe una extensa gama de grises. Por otro lado, el gris también expresa aburrimiento, desconsuelo, desánimo y falta de vida.

Colores primarios: rojo, azul y verde

RGB (Red, Green, Blue), son en términos lumínicos los colores primarios. En tanto a su significado psicológico y simbólico representan lo siguiente.

El color Rojo

Rojo es sinónimo de vitalidad, y como tal representa la vida, la sangre, la fuerza y la pasión.

El rojo está relacionado con la sensualidad, la sexualidad y el erotismo. Representa la energía y la agresividad.  Pasión, emoción, acción y peligro son otros de los adjetivos que configuran el color rojo.

El color rojo nos impulsa a la acción, es la expresión de la fuerza vital. El rojo denota lucha, competición, aventura, sensualidad, deseo y pasión.  Sin embargo, en sentido místico significa caridad, sacrificio y triunfo.

El color Azul

El color azul es el símbolo de la profundidad, y como tal se le confiere una gravedad solemne. El azul puede expresar reserva, pero también confianza, afecto, amistad, fidelidad y amor. El color azul nos infiere tranquilidad y serenidad.

Es un color que apacigua, es intenso y cuanto más oscuro más denota el infinito. El color azul también está asociado a la profundidad de los sentimientos. Es un color tremendamente emotivo y contemplarlo nos produce una sensación placentera.

El color Verde

En cuanto al color verde, podemos decir que es color de la naturaleza. Es tranquilo y sedante. Nuestro alrededor está repleto de una gran gama de tonalidades verde. Es un color que calma pero no transmite ni alegría, ni tristeza; podríamos definirlo como una calma indiferente.

El verde está asociado a la esperanza, tiene relación con la vida que se renueva, que nace y crece. El verde también se representa como reservado y esplendoroso. Es el color de la esperanza, representa la naturaleza, la juventud y el deseo, pero también puede significar descanso y equilibrio. Connota perseverancia y tenacidad.

Otros colores

A continuación os mostraremos el significado de los colores: amarillo, naranja, violeta y marrón. No he querido nombrarlos como colores secundarios porque, aunque en la mayoría de ellos se cumple esta condición, no sucede así en todos (como es el caso del marrón). Y, como he comentado al inicio, aquí sólo pretendemos mostrar aquellos colores que más nos representan en general.

El color Amarillo

El amarillo es el color del sol y el oro. Es el color más luminoso, cálido y expansivo. Se considera un color intenso y agudo.

El color amarillo puede significar luz y alegría, además es un color sugerente y estimulante, se caracteriza por su claridad y brillo. El amarillo manifiesta expresividad y relajación. Aunque, también posee un lado negativo y puede llegar a significar egoísmo, celos, envidia y odio.

No obstante, como color solar, representa la luz constante que irradia siempre, en cualquier lugar allí donde esté.

El color Naranja

El color naranja nos remite al acogimiento, es cálido y estimulante. Además posee una fuerza muy activa, radiante y expansiva, puesto que participa de las evocaciones del rojo y el amarillo de cuya mezcla proviene.

También está considerado como un color de connotaciones religiosas y místicas. El naranja también significa regocijo y fiesta. Placer y aurora. Es el color del fuego flameante.

El color Violeta

En cuanto al color violeta también se le considera un color místico, con tendencia a la introversión. Siendo una mezcla del rojo y el azul, el violeta es el color de la lucidez y la reflexión.

Mediante el violeta se respira la ausencia de tensión. Eso significa que el violeta nos otorga calma y autocontrol. No obstante, posee un lado inverso, que origina en la violencia, la agresión, el engaño e incluso la miseria.

El color Marrón

El color marrón se obtiene de la mezcla del amarillo, el rojo y el azul. Significa nobleza, calidez y cordialidad. Es un color confortable, que nos otorga gravedad y equilibrio.

El marrón connota realismo, se le relaciona con las cosas prácticas y comunes de la vida, aunque también puede ser un color sensual relacionado con el cuerpo físico y terrenal.  Del mismo modo, tanto la masculinidad como lo sensitivo están relacionados con el color marrón.

Y, con este color, el marrón, 🙂 hemos decidido dar por finalizado el “colorido” artículo de connotaciones psicológicas. Cada cual se lo apropiará como mejor le interese. Recordad que es una aproximación a las sensaciones que nos inspiran los diferentes colores, pero como hemos comentado un poco más arriba, estas sensaciones pueden ser muy subjetivas. Todo dependerá de lo que experimentemos cada uno de nosotros.