Portada » Tecnología » Prueba portátil HP Omen 16
Prueba portátil HP Omen 16

Prueba portátil HP Omen 16

Vamos a someter al portátil HP Omen 16 a una mega prueba durante un par de semanas en la redacción de tiroriro.com.

Índice de este artículo

Ya te adelanto que he decidido quedarme dicho portátil para uso personal y profesional. Algo que en sí ya es cierta garantía de que el equipo tras la prueba cumple.

En cuanto al precio, algo que hay que tener en cuenta, han sido 649 euros que ha costado en oferta.

Instalar Windows 11 sobre FreeDOS

image 71
OMEN 016

El equipo llega sin sistema operativo instalado, bueno, no exactamente, llevaba ese engendro denominado FreeDOS. Un sistema que permite arrancarlo y no hacer nada, porque me pregunto ¿sirve para algo o es más bien un S.O. inerte?

FreeDOS es un sistema operativo basado en MSDOS, un sistema basado en texto. Por lo que no se yo para que quieres en un equipo con potente procesador y gráfic. Pura y llanamente es una contradicción, más aún cuando existen sistemas gratuitos con entornos totalmente gráficos; como cualquier distro de Linux para escritorio

Así que lo primero en estos equipos es proceder a instalar Windows 11. Lo hice con un pendrive creado con el mediakit de la página oficial de Microsoft el día anterior. Bastante actualizado a nivel de drivers y parches.

Quizá para estos equipos sin sistema Windows probablemente precises adquirir una clave de Windows 10; o casi mejor comprar una clave barata de Windows 11.

En mi caso la he extraído la clave de un viejo equipo, es fácil. Si quieres saber como lo he hecho, léete el artículo sobre cómo extraer claves de Windows.

En todo caso te recomiendo que la versión que te agencias sea la Pro, así de paso puedes encriptar la unidad interna con Bitlocker.

Volviendo a la instalación, como parte de la prueba en sí, es más que destacable que el tiempo de instalación ha sido en tiempo récord. De hecho ya estaba comenzando la redacción del artículo de la prueba mientras todavía iba descargando los programas para dejar un setup completo.

Quería dejar un setup que permita trabajar con el equipo durante al menos un par de semanas con este PC para todas mis funciones. Así podría ofrecer una review real, bajo condiciones de uso intensas y profesionales.

Estética y calidad del HP Omen

image 74
El logo de Omen en la tapa

Un portátil Omen destaca a simple vista tanto su estética como acabados, estos se desmarcan un poco de lo habitual en equipos destinados al gaming.

Son más sobrios y por ende más elegantes, aunque claro, también más sosos y menos desafiantes, así que a pesar de que esto de la estética es algo subjetivo vamos a desgranarlo más en detalle.

En cuanto a su aspecto visual, su diseño estético, un Omen siempre tiene su propia personalidad dentro de la gama a la que pertenece. Y es que siendo un portátil del tipo gaming, su aspecto es el de un portátil convencional, es decir, carece de un estilo demasiado estridente. No destaca las teclas dedicadas al gaming, las típicas WASD, por encima del resto; como si que lo hacen equipos de la competencia, como Asus u otros.

Esto le da un aspecto menos «deportivo» que otros equipos gaming, algo que gustará más un determinado público que tiende a ser más discreto y que por ejemplo debe ir con su equipo a reuniones con clientes y menos a un público joven.

Sin duda es algo que HP sabe y por ello mantienen OMEN en catálogo, ya que no hay tanta rivalidad como la existente en los puramente gaming.

El OMEN se encuentra acabado en un color negro mate, sus líneas son muy rectas, algo afiladas pero sin estridencias. Su tapa es de un sólo nivel sin hendiduras ni grabados, con un logotipo cuyo diseño podrá agradar a muchos pero que en el fondo peca de simplista a pesar de utilizar un degradado luminoso, que para mí, no viene a cuento ni me dice nada especial.

image 72
Aireación de aire lateral

Las sensaciones de calidad que transmite el equipo tras sacarlo de la caja y comenzar a utilizarlo son buenas, desde luego no es el equipo más premium que hemos probado en tiroriro.com, ni de lejos. Cualquier Mac lo supera de forma patente en este aspecto, le duela a quien le duela.

También se queda bastante por debajo en cuanto a calidad percibida del Asus Zephyrus G14 que tanto nos gustó, e incluso por debajo y esto si que es para flipar, de equipos de bajo coste como los Chuwi, los cuales tienen un nivel de acabados de olé aunque prestacionalmente se quedan a años luz de este Omen.

Si dejamos atrás esos equipos de precios que superan a este Omen en franja de precios a excepción de los increíbles Chuwi, nos encontraremos con otros equipos que por el mismo precio ofrecen un acabado más premium pero con un hardware menos potente. Entre ellos el portátil Honor o los Huawei MateBook, que disfrutan de un aspecto y acabados un escalón por encima, aunque cuentan con menos potencia de proceso y menor gráfica.

image 73
Un diseño cuidado, en absoluto excesivo

La carcasa del Omen es enteramente de plástico y tienes algunos contrastes, ya que si bien la base donde apoyas las palmas mientras escribes parece una especie de pseudo metal, algo así como aluminio, que no lo es, su tacto es bueno, aunque atrapa manchas de sudor de nuestras palmas, lo malo llega en cuanto coges el equipo para transportarlo, ya que tus dedos entrarán en contacto con la parte inferior del portátil, donde hay una rejilla de considerable tamaño para la ventilación del equipo y cuyo tacto es plasticoso, en contraste con la mejor calidad y tacto de la base del teclado.

En cuanto a si se trata de un equipo sucio o limpio, es decir, que si con su uso se aprecian manchas, típico de huellas dactilares en su base, teclado o tapa, pues bueno, había leído horrores al respecto y yo que soy una persona con alto contenido oleico en los dedos, pues que quieres que te diga, lo de los dedos no es para tanto, pero lo de las palmas sí, y eso que estamos en un mes de abril, con calor, pero no excesivo 22 grados a lo sumo.

Cierto es que la tapa, con el PC cerrado tiende a atrapar las huellas más de lo deseado, pero por ejemplo, lo hace mucho menos que un MacBook Air de los nuevos, ese tan bonito con color azul nocturno, o que por ejemplo un Asus VivoBook Flip que tenemos en la redacción.

Los Omen, tras la prueba exhaustiva me ha quedado claro que a día de hoy son digamos que en cuanto a calidad y acabados una gama propia o semi gama, se sitúan claramente por debajo de otros equipos más premiums, dos escalones por debajo de cualquier Mac y uno por debajo de por ejemplo los Asus, Samsung o Huawei de gama alta, y algo por encima de los más plasticosos Acer y Asus de gama de media, así que también por encima de su primo hermano el Victus, es un media-alta si me permites definirlo así.

Tamaño y peso del HP Omen 16

El Omen es un portátil con un tamaño considerable y es que su pantalla es media pulgada mayor de los estándares habituales, son 16.1″, lo que implicará una diagonal de casi 2 centímetros más que otros; son casi 40,9 cm de área visible de pantalla en diagonal, aunque sus marcos de pantalla son estrechos en los laterales, no lo es la parte superior y sobre todo en su base que son casi 3 cm.

Luego está su grosor que son 3 centímetros con la pantalla bajada y 2,5 cm con ella abierta, no resulta del todo slim aunque dependiendo del ángulo su perfil tiende a engañar ya que exhibe un perfil en cuña de un escaso centímetro de altura, pero dicho reborde queda al aire, pues tres centímetros hacia su interior el portátil crece su altura para apoyar con la superficie, total que su base suma 2,5 cm, más el ancho de la tapa/pantalla tenemos 3 centímetros.

El portátil cerrado tiene unas dimensiones reales de 37 de ancho x 25 de fondo x 3 cm de altura.

En cuanto a su peso y por ende portabilidad, esta es más bien baja, pesa lo suyo, se nota muy masivo cuando lo levantas con una única mano, y es que su peso es de 2,30 Kg.

El teclado retroiluminado RGB del Omen

image 77
El teclado del OMEN

El teclado es bonito, la tipografía utilizada en las teclas es moderna, del tipo sans-serif, es decir sin bigotes innecesarios, todo luce muy bien.

Pero cuando enciendes su retroiluminación RGB de 4 zonas ¡tachán! este alcanza su máximo esplendor.

Como teclado en sí, tiene algunos «peros», aunque no insalvables y eso ya es mucho decir para alguien que como yo se dedique a escribir y programar, y que por ende tiene una muy estrecha relación con el teclado.

Esos peros comienzan tras una simple mirada, sus teclas pueden resultar algo más pequeñas de lo normal en equipos de más de 15 pulgadas, y esto será algo que requerirá un periodo de adaptación para escribir a todo velocidad, luego consigues una gran velocidad de escritura.

Sin teclado numérico

Quizá el hecho de no disponer de teclado numérico puede suponer un problema para algunos, aunque no habrá nada que no puedan hacer ya que para eso existe la hilera de teclas numéricas superiores, aunque sí, quizá lo hagan más lento.

Personalmente prefiero los teclados sin numérico, el ordenador guarda más simetría, y siendo sincero rara vez, por no decir nunca, le saco partido alguno al numérico, para escribir números utilizo la hilera superior y para jugar uso mando, así que ese posible «pero» para mi es una ventaja por ofrecer mayor espacio para mis grandes manos.

El botón de enceder, una tecla más

Otro «pero», y doble, lo podemos observar en que el botón de encendido es una tecla más, que no destaca sobre el resto más que por su pequeño led blanco indicando que está encendido o apagado si no luce, que no será excesivamente difícil de pulsar accidentalmente al estar entre la tecla F12 y la tecla Suprimir, aunque para evitar esto en HP han hecho que dicha tecla no responda a menos que la mantengas pulsada por más de un segundo.

Lamentablemente, y esto si que es un gran «pero», para un supuesto gama alta ese botón no dispone de reconocimiento dactilar para iniciar sesión, un error, dado ya su extenso y útil uso.

Distribución no 100% españolizada

La disposición del teclado no es al 100% la típica para ordenadores de más de 15 pulgadas, tiene 16,1, ya que no dispone de numérico, aunque sí que dispone en su lugar de tres columnas de teclas auxiliares, dos de ellas teclas especiales, la de Omen, que lanzará el panel desde donde puedes controlar el rendimiento del equipo, los ventiladores, y algunas tonterías más, y una tecla que te abre la para muchos prescindible calculadora.

Tampoco su distribución es la más estandarizada para teclados en español, algunas teclas son diferentes o no están en su lugar, me explico, la tecla conocida por llamarse la tecla intro, enter o retorno, es pequeña, más o menos igual que un bloqueo de mayúsculas; aunque lo más importante, es que esta no tiene esa forma de P invertida y por ello se hace algo difícil de acertar sobre ella.

La tecla de los signos <> está ubicada a la derecha, en lado inverso al normal, que es a tu izquierda, una tecla imprescindible para programar que puede volver loco a más de uno.

Las teclas de escritura digamos que normal, excluyendo el inexistente teclado numérico y dejando de lado cursores, INS, INICIO, REPAG, AVPAG, FIN, PAUSA no están centradas respecto al chasis ni a la pantalla, esto es porque aunque no dispone de teclado numérico, si que tiene un conjunto de tres columnas de teclas a la derecha, algo que hará que la ergonomía sea inferior en relación con otros equipos en los que el teclado se encuentra perfectamente centrado.

Teclas de función o accesos directos

El último de los «peros» del teclado, que como ves son todos pasables y la nota media que le doy es alta es que por defecto las teclas F1 a F12 responden como tal, algo que no se le saca partida o de hacerlo sólo son unos pocos, en cambio el uso que se le da a la función alternativa o acceso directo es muy superior, me refiero a las acciones de a subir y bajar el volumen, pausar la canción que esté sonando, activar la retroiluminación, modificar el brillo, etc.

Claro que el pero finaliza si entras en la BIOS de HP, para lo cual en el proceso de encendido, no de reiniciado, deberás dejar pulsada la tecla F10, desde dicha bios podrás modificar el comportamiento de las teclas superiores cambiado su comportamiento por defecto de teclas de función a teclas de utilidad, como las comentadas.

Sensaciones al escribir

Tras esa primeras inspección exhaustiva y comenzar a teclear, percibes que sus teclas son algo más duras de lo habitual, sí, pero no tiene porque ser algo malo, su ventaja es que de este modo es más fácil tener un mejor feedback ante posibles errores de tipeado.

Retroiluminación del teclado

image 70
El Omen retroiluminado

La iluminación del teclado es RGB, y asignable en cuatro zonas o conjuntos de colores para cada zona.

De serie viene con el modo en plan arcoíris, aunque ellos lo llaman «Wave Galaxia», esto, aunque para muchos entiendo que sea una auténtica tontería a mi es algo que me tiene enamorado, y no es por connotaciones LGTBIQ+ ni nada por el estilo.

Su esencia es un recuerdo retro, de los primeros ordenadores que uno tocó, los ZX Spectrum, y que llevaban un arcoíris grabado en la parte derecha del teclado; total que en este caso le da el toque diferente a este portátil, que de elegante quizá se pasa de sobrio y gracias a ese golpe multicolor acaba gustándole a uno más.

Todo el control del color de la iluminación del teclado se realiza desde la aplicación de Omen, es decir, desde el teclado, sin acceder al software, tan sólo podremos encender o apagar la iluminación, sin poder modificar colores y/o efecto, algo que deberemos hacer mediante Omen y Light Studio desde donde podemos definir zonas, intensidad y colores.

Las teclas que se suelen utilizar en videojuegos, me refiero a las teclas WASD pueden tener un color diferente ya que están diseñadas como una zona exclusiva, también le puedes asignar un ciclo de colores que destaque sobre el resto.

Lo que no veo bien es que la iluminación del teclado no entre en suspensión tras un rato de no utilizarlo, y es que es levantarme de la silla para realizar cualquier otra tarea y ver como al minuto la pantalla entra en reposo, pero el teclado sigue con su iluminación y ciclos de color 10 minutos después de que la pantalla se apagase, reviso en la app Gaming Hub y no encuentro ninguna opción para que el teclado se apague tras unos segundos si no se está tecleando.

image 81
Aplicación Light Studio de Omen

El touchpad del Omen

Con fallos, aunque cuando funciona, lo hace bien.

Excelente tamaño

El tamaño del touchpad o panel táctil para los más puristas del lenguaje, es generoso, no desmesurado como en los últimos MacBook pero si superior a la media de los PCs, algo que se agradece ya que al final hace que puedas evitar casi por completo el uso de ratón inalámbrico.

Tiene un clic bastante sobrio y largo, en algunos puntos parece que el mismo se hunde algo más de 1mm, bastante más de la media, aunque esto no influye en su uso.

Había leído que tenía una superficie de cristal o no se que rollos que hacía que al desplazarte sobre el mismo no se te encallasen los dedos, bueno, quizá sí que sea cierto en parte, yo creo que es plástico, pero funciona bien.

Tras varios días de uso casi podría señalar a este touchpad como el segundo mejor que he probado en todos los años que llevo probando equipos, cierto es que delante tendrás siempre a cualquier MacBook, porque Apple en este aspecto no tiene rival, pero oye, que este touchpad está donde tiene que estar ubicado, y tiene un tamaño perfecto para su uso intensivo.

Fallos del touchpad

Corrijo eso de ser el segundo mejor, ya que transcurridos cinco días he observado que ocasionalmente el touchpad deja de responder durante algunos segundos, volviéndose inoperativo. Al sexto día de uso intensivo este problema se acrecentó, dejando el touchpad prácticamente inservible, se sentía como torpón, hasta el punto de tener que conectar un ratón inalámbrico.

Dándole vueltas al asunto probé a pulsar la tecla de bloqueo de touchpad, dos veces, una para bloquear y otra para desbloquear y todo volvió a funcionar. Algo que bien podría ser fruto de alguna actualización de Windows 11, pero que molesta bastante.

Esta tecla de bloqueo del touchpad, es la que está ubicada en la tecla de funciones F11, así que si no has configurado la BIOS para que las teclas F1 a F12 respondan como teclas de acción, lo de subir brillo, volumen, bajarlos, activar iluminación, deberás pulsar la tecla FN conjuntamente con F11, si lo configuraste, yo lo hice al tercer arranque, será directo.

La pantalla del Omen de 16

image 75
Máxima apertura de pantalla, suficiente por poco

Vamos con uno de esos componentes que a la postre resulta de lo más críticos para muchos, la pantalla del portátil, una IPS de 16,1″ de tamaño y resolución de 1920 x 1080 píxeles con un tratamiento mate que funciona a las mil maravillas.

Tamaño de 16,1 pulgadas

El tamaño este, tan atípico, de 16,1″ te hace pensar si esa media pulgada de más aportará o no, es fácil pensar que el incremento no es tanto comparado con una pantalla de 15,6″, restando es esa escasa media pulgada en la diagonal, pero luego realmente lo notas.

Donde más si por ejemplo escribes artículos, programas, o diseñas con la pantalla del portátil es algo que sin lugar a dudas se agradece.

No es un cambio tan acusado a mejor como cuando coges otro equipo de 16″ pero con un formato o proporción más cuadrado como los MacBook Pro de 16″ o los nuevos Samsung Galaxy de 16″, cuyo alto crece en relación al ancho, pero oye, ni tan mal.

Brillo escaso en el Omen

En cuanto a la calidad de la pantalla, la cual disfruta de una resolución FullHD de 1920 x 1080 píxeles, pues claramente falta brillo, son sólo 250 nits, insuficientes cuando estás cerca de una fuente de luz, yo no se porque los fabricantes nos cuelan estas pantalla que llegan justas, justísimas al punto óptimo de brillo.

Debes ponerlas al máximo, y es que por debajo de este punto los blancos se ven algo sucios y sinceramente con ello convierten la experiencia de uso en algo más mediocre.

Fidelidad del color

Baja, 45% NTSC, aunque no por ello la pantalla se ve mal, al contrario, con el brillo a tope y para juegos el color es excelente.

Para diseñadores no será una pantalla de referencia ya que no tiene cobertura 100% sRGB.

144 Hz de refresco

Luego están sus cacareados 144 hz de refresco, algo que con juegos a menos que estos sean aniguos te va a costar alcanzar, esta gráfica da para jugar a 60 FPS a algunos juegos actuales, que ya está bien si no eres especialmente exigente, lo que aprovecharía al 100% una pantalla de 60 Hz.

Así que los los 144 Hz… ummm en juegos nada, y en cuanto a notarlo en el sistema, mientras navegas, ves vídeos, escribes o editas, pues realmente diría que no noto nada especial, así que no creo que sea algo a lo que le saques partido.

En relación a los Hz muchos análisis de pantallas dicen que cuando superas los 60 Hz el scroll es más suave, que si cansa menos la vista, no se, creo que en todo caso al final es más márquetin que otra cosa, y claro, los adeptos y esclavos de los números y prestaciones de máximo nivel compran cada idea que les intentan vender, y ven lo que no existe.

Marcos de pantalla del Omen

Los marcos de pantalla son bastante finos, aunque desiguales, algo que nunca me gustó, quizá soy obseso en exceso de las simetrías.

Entrando en detalle acepto el mega marco inferior sin problemas en cualquier portátil, ya que en algún lado deben llevar la conexión al panel, e incluso en casos como el de este HP Omen ese ancho extra inferior hace que la pantalla se eleve algo más que si el marco inferior fuese pequeño. Con ello consigues mejorar la ergonomía del portátil si eres alto, ya que deberás de inclinar la cabeza hacia abajo algo menos.

Pero de ahí a que el marco superior sea desigual al de los laterales me enerva, esa falta de simetría la encuentro innecesaria. Que no me digan que es para que quepa la webcam, porque la misma es penosa en cuanto a calidad, como en casi todos los portátiles, las he visto más pequeñas y mejores, y en equipos de hace no menos de tres años.

La Webcam está ubicada en el marco superior, es de calidad 720p, y no dispone de tapa.

Ángulos de visión y fugas de luz

Los ángulos de visión, correctos, es una pantalla IPS, tampoco es que en su vertical se deje inclinar mucho, observa las fotos, y claro con ese escaso ángulo pues no pierde en exceso. Pero de nuevo, me esperaba algo más.

En cuanto al control del calidad del mismo, pues esta unidad tiene algunas fugas de luz, un par, en la parte inferior, donde menos molestan por suerte.

Apertura y cierre de la pantalla

Dicen que se puede abrir con una mano, muy a lo Apple, algo que aunque es una auténtica chorrada, a muchos les gustará. No se yo para que querrá esta gente la otra mano. Sinceramente yo no he podido, abrirse a una mano se abre, pero a partir de cierto nivel de apertura el portátil «levanta rueda», la base del teclado se levanta como para acostarse sobre la pantalla, quizá es debido a que llevo escasas aperturas de pantalla y con el tiempo las dos bisagras se aflojarán algo.

Otro de los puntos que puedes ver en vídeos es que la pantalla cimbrea, es decir, que no está lo suficientemente fuerte fijada a la base, esto es cierto, pero sólo apreciable cuando por ejemplo tienes el portátil sobre las piernas, escribiendo en el sofá, ahí la inestabilidad de las piernas hace que la pantalla cimbreé, un efecto desagradable, pero que deja de suceder si utilizas una base sobre tus piernas o si trabajas en una mesa, donde da igual que tipees fuerte contra el teclado que la pantalla no se moverá, sinceramente en los vídeos de prueba exageran. A veces uno piensa que son vídeos que tratan más de ir a sacar defectos que probar los equipos en entornos reales y durante varios días.

Sonido del HP Omen 16

Tras abrir su tapa y observar grabado en su teclado el elegante y discreto logo de Bang & Olufsen las perspectivas se disparan, luego comienzas las prueba de audio y nada, un fracaso.

¿Bang & O qué?

El Omen cuenta con un sonido en la media de los PCs, habrá quien diga que suena bien, quizá es porque no espera nada de graves, porque cierto es que en frecuencias medias aguanta el tipo, en agudos más o menos también, pero ¿el bajo donde está? Con el volumen al 50% ni se asoma y por encima, pues tampoco se hace notar. ¿Por qué es tan difícil en una carcasa que no es pequeña, y por ende dispone de espacio y caja de resonancia, conseguir un audio si no a la altura del logo que luce en el teclado sí que no sea tan mediocre?

Aunque casi todos los portátiles a excepción de Apple pecan de lo mismo en este aspecto sonoro, no debería ser así, no hace ni una semana probé una tableta Chuwi lowcost, sí, de escasos 140 euros, con una carcasa tremendamente más fina, con cuatro altavoces y que suena infinitamente mejor y más potente que este HP Omen.

Así que sigo sin entender ese logo de Bang & Olufsen del que hace gala este HP Omen, si me apuras, lo único que debe haber realizado esta compañía especialista en audio es bajarle algo el volumen para que no distorsione en exceso, ya que en este sentido aguanta sin apenas distorsión hasta casi el 90%, claro que a costa de recortar frecuencias comprometidas casi por completo, como las más graves.

DTS Ultrachachi dónde estás

A pesar de que su sonido no destaca por encima de la extendida mediocridad sonora del panorama de ordenadores Windows de gama media, el Omen según el fabricante este equipo cuenta con DTS:X Ultra y HP Audio Boost, apellidos marquetinianos para un sonido del todo mediocre.

Conectividad del HP Omen

El equipo OMEN va muy bien servido en todos los aspectos de conectividad, tanto los relativos a conectividad alámbrica como inalámbrica.

Wifi muy rápida

Cuenta con una Wifi AX de doble banda que es una maravilla, para empezar es Wifi 6 lo que hace que literalmente vuele, aunque si quieres volar más alto debes saber que dispone de un conector RJ45 para enchufarle un cable ethernet, momento en el que la velocidad es máxima.

Volviendo al Wifi, me ha sorprendido la gran cobertura que tiene, es con diferencia el equipo que me permite situarme más lejos del punto de acceso, sea este un router o un repetidor.

Bluetooth rápido

El Bluetooth del Omen es 5.2 y tiene un amplio rango de cobertura, al igual que la Wifi.

El cargador

Luego y yendo ya al cableado, en tu lado derecho dispones del conector de corriente, nada de cargarse por USB tipo C, y es que el cargador es de 200W, bastante pesado por cierto, aunque de aspecto agradable, con líneas redondeadas que le dan un plus de modernidad.

Conexiones de red cableada

Le sigue el comentado conector RJ45 que cuenta con una parte móvil, típica para poder caber en la fina carcasa del Omen.

USB tipo A, tipo C, HDMi completo y mini Display Port

image 76
Los puertos ubicados a tu izquierda

Cuenta en ese lado con un USB de un total de 3 del tipo A SupperSpeed de 5 Gbps, el grande, seguido por un conector mini DisplayPort 1.4, un HDMi 2.1 y un USB tipo C que permite cargar otros dispositivos, además es Thunderbolt, por lo que se muestra también rapidísimo en transferencias de hasta 10 Gbps.

Un conector de auriculares de 3,5 mm y finalmente, en ese mismo lado dispone de un lector de tarjetas SD.

En el otro las opciones son menores en cantidad, únicamente dos puertos USB grandes y una pequeña rejilla de ventilación, estando la mayor en la parte trasera, donde no hay conector alguno, y en la propia pase del portátil.

Potencia del HP Omen 16

Puesto a hablar de potencia deberás tener en cuenta aquí dependerá del modelo concreto ya que este mismo chasis existe bajo diferentes configuraciones, la que hemos tenido la oportunidad de probar es un Ryzen 7 5800H con una gráfica dedicada Nvidia RTX 3050 Ti.

Se trata de un procesador fabricado con litografía de 7mm que cuenta con 8 núcleos del tipo Zen 3 y soporte multi hilo, sumando en total 16 hilos de proceso, alcanzando un máximo de 4,4 GHz en cada núcleo desde los 3,2 Ghz iniciales.

Este procesador en su interior alberga una gráfica integrada bastante capaz para ser una APU, se trata de una AMD Radeon Graphics 8 con un TDP de 15 W y 512 sombreadores, sin embargo el portátil equipa también una gráfica dedicada de Nvidia que resulta mucho más potente.

El procesador es un eficiente monstruo prestacional, sí, se que existen ya los Ryzen 7 6800H y los primeros 7000 Mobile se han presentado y analizado en algún canal, pero realmente son a lo sumo un 10-12% más potentes que este, y bastante más caros.

Si piensas que necesitas esperar a los 7000 o a que los series 6000 se pongan a tiro, piénsalo bien, puede que siempre estés esperando, si necesitas un equipazo ahora es el momento, puedes conseguir configuraciones como la de este Omen en ofertas puntuales por 650-700 euros.

La memoria RAM es de 16 Gb, para lo que cuenta con dos módulos de 8 Gb DDR4 a 3200 Mhz en cada uno de los dos slots que dispone en su interior, si quieres ampliarlo podrás, pero claro al estar ambos ocupados será a base de sustituir uno o de los módulos que ya lleva por otro de 16 Gb o mejor si te lo puedes permitir sustituir los dos a la vez para mantener el canal doble de acceso a memoria y alcanzar los 32 Gb.

En el sentido de la ampliación, estamos a la espera de que nos lleguen dos módulos de 16 Gb del fabricante Crucial que en la actualidad tienen un precio de 32 euros cada módulo, así que por 65 euros se puede subir hasta unos nada despreciables 32 Gb. Si es recomendado o no, depende, para trabajar en tareas pesadas, 3D, edición de vídeo probablemente es la mejor compra que puedes realizar, quizá para juegos no notarás grandes diferencias.

En cuanto a mis sensaciones a nivel de uso, fantásticas, decirte que ahora mismo estoy funcionando con batería con nada más y nada menos que tres navegadores abiertos, Edge donde cuento 28 pestañas abiertas, Chrome con unas 30, una de ellas con YouTube berreando por los altavoces videoclip tras videoclip. Además de tener Firefox y Opera GX cada uno de ellos con un par de pestañas, además de Gimp para el retoque de algunas imágenes. Todo esto sin dejar que Steam pare de trabajar ya que está instalando el Assasin’s Creed Origins para efectuar la primera prueba de videojuegos. Por si todo esto fuese poco a la misma vez estoy instalando un repack, de esos que se alargan en el tiempo y hacen pupita al sistema pues tienen que descomprimir archivos gigantescos y sorprendentemente la máquina se aprecia suelta, a pesar de todos esos procesos cuenta con una capacidad de respuesta prácticamente instantánea.

La CPU está entre el 10 y el 30% de carga durante este proceso, los ventiladores, con el modo «ECO» de Omen para funcionar con baterías, apenas ni se escuchan.

image 64
El Ryzen 7 5800H va sobrado para usuarios con nivel de exigencia medio alto.

Continuando con las características del portátil, el modelo incorpora una gráfica dedicada, una RTX 3050 Ti con 4 Gb de RAM GDDR6 que lleva permite hasta un consumo máximo de 80W, lo que la sitúa algo lejos de las 3050 Ti más potentes vistas en portátiles que llegan a los 95W, aunque cierto es que también los hay muchas que se quedan en 75 W.

El disco duro o unidad de almacenamiento es una unidad NVMe PCIe 3 que tiene un ancho teórico de 3900 Mb/s tanto en lectura como escritura.

La conectividad corre a cargo de Wifi 6.

Ampliación del Omen

Son muchos los que optan por potentes ordenadores portátiles Windows por encima de los Mac por las mejores posibilidades de ampliación de los equipos Windows, y es que los ordenadores de Apple hace ya unos tres años que dejaron de ser ampliables por el usuario, te los pides con una configuración de fábrica y así seguirán por el resto de sus días ya que no se puede ampliar ni la RAM ni tan siquiera el disco duro.

Esto no es así en el Omen ni en la mayoría de portátiles Windows, y menos mal, incluso los portátiles de esta gama denominada gaming tienen la virtud de ser francamente casi igual de ampliables que un PC de sobremesa, aunque no tanto, sólo lo serán en diferentes aspectos, veamos cuáles.

Ampliar la RAM en el Omen

Ampliación de RAM, el OMEN viene con dos slots, conectores, para la memoria RAM, ambos suelen venir ocupados, dependiendo del modelo exacto de OMEN, en el caso del que estamos haciendo la prueba nos viene con dos módulos del fabricante Samsung de 8 Gb a 3200 Mhz de velocidad.

Si quieres ampliarlo podrás sustituir uno de los módulos o dos, de forma que si adquieres un módulo de 16 Gb. tendrías 16 + 8 = 24 Gb. o si adquieres dos y quitas los dos originales de 8 Gb quedarás con 16 + 16 = 32 Gb.

Es importante destacar en este punto que ambos módulos deberían ser simétricos, es decir, o dos de 8 o dos de 16 Gb y contar con la misma velocidad y tipo, DDR4 siempre ya que no soporta DDR5.

El motivo no es otor que aprovechar el denominado acceso a memoria en doble canal o «dual channel» en inglés, algo que a priori suena muy bien pero que en la práctica no se nota mucho ya que esa peculiaridad sólo representa una mejora en velocidad de acceso cuando se efectúan grandes transferencias de bloques de memoria de forma continuada, que es casi nunca, por lo que únicamente en tareas pesadas y largas, como un renderizado, puede notarse, y a lo sumo hablamos de una reducción de 10 segundos en una tarea de 200 segundos, es decir, con dual channel podría tardar 190 segundos en una exportación mientras que sin ella tendríamos esos 200 segundos.

Esperar 10 segundos más cuando ya has esperado 190 segundos no es para mi ni creo que para nadie un problema. Donde sí que se nota mayor velocidad del dual channel es en el caso de utilizar una gráfica integrada, por ejemplo un AMD Vega o una Radeon que utilice la memoria RAM como memoria de vídeo.

Luego está la mejora de la capacidad sobre la prestación de dual channell, es decir, puede que te preguntes si es mejor para un PC tener 16 Gb en dual channel con 2 módulos de 8 Gb, o 24 Gb, con un módulo original de 8 Gb y uno adquirido de 16 Gb. Pues la respuesta es depende.

Si tu portátil tiene gráfica dedicada, como el caso del Omen que tiene una RTX, será mejor opción tener 24 Gb bajo esa configuración de 8 + 16 Gb aunque pierdas el dual channel que tener una configuración de 8 + 8 en doble canal.

Por supuesto esto no quita que obviamente 16 + 16 Gb sean mejor opción que las anteriores indicadas, pero claro, es la que te supondrá un mayor coste aunque no sea excesivo, a lo sumo unos 65-75 euros.

Ampliación de disco del Omen

Aunque propiamente no son discos, ni duros ni sólidos los que lleva este portátil, si no una unidad de almacenamiento NVMe conectada a un puerto M2 bajo PCIe3 con su máximo teórico de 3,9 Mb/s.

Para ampliar la capacidad del disco lo tienes sumamente fácil pues dispone de un segundo puerto M2 bajo PCIe 3 libre e incluso lleva su termal pad para asegurarse una buena refrigeración del mismo.

Reparabilidad del portátil Omen

El nivel de reparabilidad del portátil Omen de 16 es alto, además podrás abrirlo con cierta asiduidad para limpiar sus ventiladores y el polvo que pueda acumular, mayor cantidad a mayor desempeño, si por ejemplo lo utilizas para jugar cada día es probable que los ventiladores giren a un régimen de giro alto y que por ende acumulen más polvo en el interior del portátil.

El acceso a su interior es fácil, retirar un total de 8 tornillitos estrella que podrás retirar con casi cualquier destornillador fino, eso sí, atento porque los hay en dos tamaño, siendo mayores los de la parte trasera, los que están más cerca de la gran rejilla de refrigeración.

Pruebas reales con el Omen

Si bien sobre el papel la ficha técnica de este equipo es inferior a los últimos portátiles que han aparecido en el mercado, que son hasta dos generaciones más nuevos, especialmente los que equipan Intel de generación 13 o AMD series 7000, las esperanzas estabas puestas aquí en que las diferencias en entornos reales no fuesen destacables pues sus componentes son de gama alta de hace dos años a lo sumo, si bien hay que señalar que la gráfica no es gama alta y lastra un poco al resto en el momento de jugar ya que se trata de la RTX series 3000 de entrada, donde penalizan los exiguos 4Gb de RAM y claro, tampoco hay que esperarse milagros en juegos sobre todo si queremos superar los 1080p del panel conectándola a una pantalla externa.

Así que comenzamos las pruebas, aunque como a veces hago para los más impacientes, resumo de forma rápida, el equipo no te lo acabas de una forma natural, puede absolutamente con todo.

Rendimiento en juegos

Las pruebas de juegos las efectuamos tres veces, la primera con el portátil conectado a corriente y utilizando la resolución full HD del panel, la segunda donde además del conector de corriente lo conectamos a un monitor externo Ultrawide de 3440 x 1440 píxeles donde haremos sudar a la gráfica mucho más que con el panel nativo.

image 32
image 32

Por último probaremos los juegos tirando de batería con el Whisper Mode y el Battery Mode activados y con el monitor de 1080p que lleva incorporado y además.

El Whisper mode es un modo de los drivers de Nvidia Studio que limitan los FPS de la gráfica cuando trabajas con el monitor interno, haciendo que sea mucho más silencioso.

El Battery Mode es otra prestación del controlador de Nvidia que limita los fotogramas de los juegos a un máximo de 30 fps.

Sackboy A Big Adventure

Con este divertidísimo plataformas alimentado a 220V y con el modo Whisper de Nvidia activo alcanzamos unos 40 fotogramas por segundo de una forma estable y 100% jugable; Sackboy no requiere más.

Con el equipo desconectado de corriente con Battery Mode active de Nvidia, además del ya comentado Whisper y jugando con su panel fullHD se conseguían 30 FPS, y bueno, algo rascaba, en cambio el equipo andaba sobrado, con un uso de GPU no mayor del 25% y la CPU en unos plácidos 11%, eso sí, los 4 Gb de vRAM al 90%.

Fue en ese momento cuando decidimos hacer las pruebas desactivando dichos modos de ahorro energético y acústicos y bueno entonces booooooom! conectado a corriente y sin el Whisper Mode ni el Battery Mode activos, pusimos todo en alta, trazado de rayos y alucinábamos con sus 111 a 157 FPS en el panel del portátil. Eso sí, soplaba que da gusto pero se veía increíble.

DiRT 5

Confesamos que nos encanta jugar a juegos de coches y motos, algo que se va a notar en la serie de pruebas a los que sometemos a este HP Omen ya que muchos son afines al género.

Con Raytracing apagado, como es más que obvio en una 3050, la resolución y render bajo la resolución del panel, 1080p, vSync activada, Dynamic Scaling Resolution, todo a High con excepción de Shadow quality y el Volumetric Quality que debimos bajar a «Low» ya que de lo contrario nos saltaba un mensaje de que no disponíamos de suficiente memoria de vídeo teníamos 60 FPS estables como una roca.

Y eso que en este exigente juego se muestran hasta 12 coches en pantalla, además de lluvia, fango, charcos y humos.

En cambio a 3440 x 1440 la cosa bajó bastante, dejando unas cifras discretas entre los 37 y 42 FPS, sin ser injugable, este DiRT 5 ya no se disfruta por un igual por debajo de los 60 FPS.

F1 2022

En la pantalla del portátil los monoplazas de F1 lucían fenomenal y alcanzaban los 39-40 fps muy jugables con la cámara de dentro del cockpit y una resolución ultrawide de 3440 x 1440 píxeles.

MotoGP 2022

Con MotoGP 2022 y el PC conectado a corriente obteníamos 60 FPS totalmente estables jugando a la resolución nativa del monitor y con casi todos los settings en altos, inclusive algunos de ellos en ultra.

Al jugar en monitor externo, conseguimos unos buenos, aunque no del todo óptimos por tratarse de un juego de carreras, 47-52 FPS pero claro eso son 3440 x 1440 píxeles, ah y con la mayoría de los settings en calidad media.

Elden Ring

Conectado a corriente con el panel a resolución nativa y los settings en alto lograba 60 fps, FPS que caían aunque poco tras conectar el monitor externo de 3440 x 1440 píxeles, momento en que se conseguían entre los 55 y los 60 fps

CyberPunk 2077

En 3440 x 1440 con casi todos los settings en alto y DLSS en equilibrado conseguía 75 fps con alguna caída puntual hasta los 50 fps, pero que no se traducía en una mala experiencia de juego, un rendimiento fenomenal.

Este es un juego que a priori era exigente con los equipos, claro que ha experimentado numerosas optimizaciones con la aparición de nuevos parches.

God of War

Conectado a la pantalla externa y bajo una resolución de 3440 x 1440 conseguíamos unos 61-76 fps con los gráficos en alta.

Un espectáculo para los sentidos.

Metro Exodus

Quizá el juego que más se le atragantaba al Omen en el momento de subir la resolución a 3440 x 1440 píxeles, ya que era el único injugable de todos los que hemos probado, en el monitor externos sólo sacábamos 31-44 FPS que desconozco los motivos pero en este juego son pocos.

Forza Horizon 5

Con el portátil conectado a corriente y con el monitor interno del mismo rendía entre 100 y 111 FPS a 1080p con todo en alta y DLSS en modo calidad, si especificábamos el DLSS en modo rendimiento llegamos hasta los 118 fps.

A 3440 x 1440 píxeles el rendimiento caía en picado, no obstante se juega bastante bien, aunque si miras el contador de FPS no son tantos, sólo 37-40 FPS, quizá el estilo visual del juego incrementa la sensación de velocidad con respecto a otros de carreras donde dicha tas de FPS puede ser insuficiente, como MotoGP 2022.

Acabé bajando settings y colocando DLSS en rendimiento equilibrado para limar algunos FPS en 1440p pero sólo conseguí perder tiempo.

Emulación de consolas con el Omen

Por si no lo sabes, estos portátiles gaming son capaces de emular consolas de videojuegos, y no sólo las más antiguas de 8, 16, 64 y 128 bits, si no las más modernas como Nintendo Switch.

Conocedores de que muchos lectores aman la emulación probamos los emuladores de Nintendo Switch Ryujinx y Yuzu.

Ryujinx no obstante, de salida sólo reconoce la CPU y la iGPU Radeon integrada y no la RTX del portátil, por lo que el rendimiento, a menos que lo corrijas, será inferior.

Para sacarle el máximo partido a este emulador, dirígete al escritorio, donde no tengas ningún icono pulsa el botón de la derecha de tu ratón, selecciona «Mostrar más opciones» > «Panel de control nvidia» > Controlar al configuración 3D > Pulsa el botón agregar, encuentra el .exe, es decir el ejecutable y define en el paso 2, Procesador Nvidia de alto rendimiento.

Luego pulsa Aplicar y ahora vuelve a lanzar el archivo .bat del emulador.

image 46
Modificar con qué gráfica se lanza un juego

Kirby’s Return to Dream Land Deluxe

image 47
Kirby armado y preparado para atacar en nuestro OMEN

El paquete de emulación de Kirby que descargamos para la prueba incluía 3 posibilidades de jugarlo. Las dos primeras mediante Yuzu en dos versiones; la principal y una early y la última con el emulador Ryujinx.

Probamos con Yuzu Mainline en su versión 1351, y con la resolución nativa de la consola el juego funcionaba de forma impecable a 60 fps, cierto es que se tomó cerca de 1 minuto en cargar los Shaders tras el lanzamiento.

Vista la eficiencia del videojuego emulado intentamo doblar la resolución nativa de Switch con 2160 x 1440 píxeles en nuestro monitor externos, sin antialiasing y conservando los settings de OpenGL y GLSL para shaders, el resultado, los mismos 60 FPS, una calidad gráfica excelente y sólo con algunos lags eventuales, los típicos de nuevas animaciones.

Decidimos ir a por todas, aprovechando el monitor externo al que tenemos conectado el portátil y fijamos la resolución a 3x la nativa además de establecer antialiasing.

El OMEN se resintió al momento de iniciarlo con esa configuración si bien se veía increíble y nos entrega entre los 37 y los 51 FPS ofrecía algunos bajones a 18 FPS lo que lo convertían en injugable.

Con Ryujinx ya listo para usar la RTX y bajo la versión del famoso emulador 1.1.800, versión a la que actualizamos tan pronto como iniciamos el emulador.

Por defecto la configuración de Ryujinx para este juego utiliza Vulkan en lugar de OpenGL y sorprendentemente en el modo 3X de Ryujinx que alcanza los 3240 x 2160 píxeles y vsync activado alcanzábamos los 60 FPS, claro que con más tirones que con Yuzu, aunque no por ello dejó de ser jugable.

The Legend of Zelda: Tears of the Kingdom

image 48
La Princesa Zelda

La última aventura del valiente de Link, The Legend of Zelda: Tears of the Kingdom, conocida también por su diminutivo TOTK es la secuela del aclamado Breath of The Wild.

Un juego muy pero que muy exigente con la propia consola de Nintendo, y por supuesto también con los emuladores ya que cuesta que el mismo funcione de forma fluida y jugable en equipos incluso potentes como este Omen.

Al igual que Kirby, el lanzador de la emulación de Zelda para PC nos permite utilizar hasta tres opciones, consciente de la exigencia de este videojuego probamos primero con Ryunjinx en su versión 1.1.748 y siempre en la resolución nativa de la Switch cuando esa está en modo dock.

El resultado fue un gran largo tiempo de espera, no menos de 4 o 5 minutos hasta que decidimos abortar el intento y actualizar el emulador.

Actualizamos Ryujinx a la versión 1.1.800 y lo volvimos a intentar. Esta vez sí, tras lanzarlo observamos en la barra de estado del emulador los procesos de shaders y PTC.

El juego se lanzó, no sin algún glitch de sonido, pero en breve ya comenzó la acción en pantalla.

Se conseguían entre 17 y 21 FPS, justo pero jugable, al menos en los primeros impases del juego, probamos a desactivar Vsync en caliente, el emulador lo permite y el juego se disparó entre los 40 y los 52 FPS pero con movimientos erráticos e injugables.

Llegó el momento de probar con OpenGL bajo el mismo Ryujinx y el resultado fue el mismo que bajo Vulkan aunque ciertamente funcionaba para nuestra sorpresa algo mejor, com 20 FPS estables.

Salimos de la emulación y lo probamos con Yuzu. La versión elegida fue la Mainline versión 1419, configuramos Yuzu para utilizar Vulkan, sin embargo al intentar cargar la partida, mientras la barra mostraba el trabajo de construcción de shaders el emulador se cerraba.

Probamos con la Early Access Version y el resultado fue el mismo, aunque se mostraba más lento hasta dar el error.

Volvimos a la emulación por OpenGL donde conseguimos bajo Yuzu entre los 19 y 30 fps, con tirones pero claramente la opción más jugable, aunque no se yo en momentos de más carga gráfica si será suficiente como para decir que es jugable.

Tras probar nuevamente bajo Yuzu Mainline pero moviendo el emulador y la carpeta del juego a la unidad de almacenamiento interna, hasta el momento lo estábamos lanzando desde una unidad USB, los FPS se estabilizaron en 30 fps ofreciendo algún lag, pero haciéndolo esta vez perfectamente jugable.

Metroid Dread

El juego menos exigente de los que intentamos bajo emulación

Con el emulador Yuzu y con la resolución nativa de la Switch multiplicada por tres, esto es 2160 x 3240 píxeles en proporción 21:9 y con un filtro anisotrópico de 16x y activada la caché de sombreadores el juego funcionaba como la seda.

Claro que Metroid Dread no es un alarde gráfico, aunque muy divertido y jugable no tiene un mundo tridimensional o una complejidad excesiva.

Rendimiento 3D con Blender

Probamos con uno de nuestros programas favoritos de diseño 3D la potencia de este Omen, la cual te adelanto ha reventado algunos de nuestro registros.

En este punto de nuestros registros y récords, cabe tener presente que en tiroriro efectuamos pruebas a equipos portátiles de gama baja, gama media y gama medio alta, equipos que la mayoría de gente se puede permitir comprar cada 5 o 6 años.

Tenemos como listón máximo equipos de 1.000 euros, aunque ocasionalmente hacemos excepciones para poder comparar con algunos equipos de Apple, y así poner en contexto y valor equipos como este HP Omen, que por escasos 650 euros te puede dar un sinfín de alegrías, y es que no le encontramos el sentido a esos equipos que sobrepasen ese precio o que incluso los lleguen a doblar, más aún cuando te dan 256 Gb de disco, o cero posibilidades de ampliación.

Lo de limitarnos a portátiles en lugar de a ordenadores de sobremesa es por un tema puramente práctico, y es que si bien los equipos de sobremesa están bien, llevamos años que tiramos siempre de portátiles, y es que con ellos, todo se nos hace más cómodo, quizá porque somos lo que viene a llamarse nómadas digitales.

En el rendimiento de un equipo portátil es donde puede existir mayor confusión con los datos ya que además del hecho de poder estar alimentado o no por corriente a 220 V también están los modos de ahorro energético que lleva Windows o incluso el propio portátil, además de los propios de la gráfica dedicada.

Blender además es complejo en cuanto a las opciones de renderizado, permite renderizar con la CPU, la GPU, la iGPU o con todas, al igual que utilizar diversos motores de renderizado, el mejor resultado no siempre es el mismo para todos los equipos, en nuestras pruebas el Omen obtuvo los mejores resultados dejando exclusivamente la RTX 3050 ti activada y haciéndolo en modo CUDA u Optix

Escena PartyTug 06:00 AM

image 73
El mejor tiempo de renderizado hasta la fecha

En esta escena, compleja por los efectos de iluminación difusa producidos por el vapor de agua nos hizo levantar de la silla, destrozó todos los tiempos de los que teníamos registros* con un tiempo de renderizado brutal de 5,85, claro que la carga de shaders que realiza tras cargar inicialmente el archivo también consumió su tiempo.

Con el equipo desconectado de corriente el tiempo de renderizado se multiplica por tres, llegando a tomar 18 segundos.

Puedes probar a realizar la prueba de rendimiento con tu equipo, la escena PartyTug 06:00 AM la puedes descargar desde aquí.

Si comparamos los resultados con un procesador de su tiempo y que más o menos tiene los mismos valores de rendimiento en test sintéticos, nos deberíamos ir a cualquier Apple equipado con procesador M1, sin embargo, el Omen hacen sonrojar a dicho Mac, y es que literalmente lo parte en dos, qué digo en dos, en seis, pues el M1 precisó de 31 segundos para completar este mismo render, claro que podrían ser los 16 Gb de RAM, que aquel M1 tenía sólo 8 Gb.

Pero tenemos datos del M1 Pro que probamos en tiroriro.com y ese portátil llevaba 16 Gb de RAM, bajo los test sintéticos dicen que juega en otra liga ¿tú esto te lo crees? pues no, lo hizo en 27 segundos… si no te lo crees visita la prueba del M1 Pro para 3D.

Si nos centramos en el M2, sin apellido Pro, en un MacBook de 13″ obtuvimos 25 segundos, al final la mejora en Apple es constante cuando lanza nuevos equipos con nuevas versiones de CPU, sí, pero es que se quedan atrás bajo Blender cuando ambos equipos están alimentados por corriente.

Sin embargo con equipos desenchufados, en algunas pruebas gana este Omen y en otras el Apple, pero lo que es difícil de comprender es el alto precio que tienen los equipos de Apple cuando una vez puesto a trabajar, rinden más o menos lo mismo que equipos que valen la mitad de precio.

Escena Nishita Sky Demo

image 76
Nishita

Nishita Sky Demo ha sido otra de esos renderizados donde el Omen ha dejado un discreto tiempo de 01:12:02, no es el mejor, pues otro equipo, también un HP con una GTX 1650 consiguió dejar los tiempos en 01:05:75.

Un Asus Vivobook Flip que todavía corre por la redacción equipado con un Ryzen 5 5500U y 20 Gb de RAM, tardó 01:36, por lo que parece que esta escena se le atranca un poco al Omen.

Volviendo a Mac, el M2, porque creo que hablar del M1 y M1 Pro ha perdido todo el sentido tras lo visto en la prueba anterior, tardó en completar el render de Nishita 01:14:58… ojo! ni tan mal, pues aquel M2 calzaba únicamente 8 Gb de RAM, así que acudimos a ver los resultados del M1 Pro en contra de lo que inicialmente pensábamos no hace ni medio párrafo y… 01:44… el M2 lo supera aunque el M1 Pro no anda tan lejos.

Repasando un poco lo visto hasta ahora, podría ser, y ya te digo que lo es, que la escena concreta pueda favorecer más un tipo de arquitectura que otra, y no sólo hablo de arquitecturas de procesador, si no de gráfica y RAM.

Con el Omen tirando de baterías el tiempo fue de 01:35:59, sorprendentemente cercano al tiempo conseguido por el mismo equipo enchufado y bastante próximo al M2, el rey de la eficiencia energética desconectado.

Escena de Andy y Nacho

image 74
Andy y Nacho corren aunque no tanto como lo esperado

El Omen marcó 6 minutos y 14 segundos, esta escena era de alguna forma la escena que utilizábamos hasta hace unos años como tope de complejidad, más que nada porque muchas pruebas de render las realizábamos a equipos de entrada a ordenadores Chuwi que equipaban Intel Celeron, y es que nos va la marcha.

Los tiempos de renderizados de esta escena en aquellos equipos se iban a más de 30 minutos, en cambio el Omen deja unos respetables 6 minutos y poco, por debajo del HP Pavillion con el mismo procesador y peor gráfica, no se entiende, pero aquel Pavilion sacó 05:44:59, casi medio minuto más rápido.

Sin embargo, al ponerlo en comparación más o menos justa con Mac vimos que el M2 lo hizo en casi el doble de tiempo, 11:36 y el M1 Pro en 13.

Desconectado de corriente nuestro OMEN marcó un tiempo de 08:11:20.

Vamos!

Escena Blenderman

image 77
Blenderman

El renderizado llevó tres minutos y medio, esos 3,30 son una mejora de casi un minuto, 50 segundos, frente a los obtenidos por el G14 con el predecesor de este procesador, el M2 tardó 19 minutos para este mismo renderizado, una auténtica vergüenza.

Tras desconectar de la toma de corriente el Omen, el resultado se incrementó bastante, precisó 11 minutos exactos para completar el mismo fotograma.

Escena de la pantalla de carga de Blender 3.0

image 75
Splash Screen de Blender 3D en su versión 3.0

Nuestro OMEN tardó 3 minutos exactos, que son 28 segundos menos que el Asus Rog G14, con un procesador de generación anterior, el Ryzen 7 4800HS y una gráfica GTX 1660Ti.

El M2, lo hizo en 9 minutos 24 segundos en una nueva demostración de que Blender 3D no se lleva en exceso con los equipos de Apple, o que, al contrario, estos no son aptos para el renderizado 3D, cada uno que piense lo que quiera al respecto.

Escena del BMW 27 con el Omen

Una escena típica para efectuar pruebas que puedes descargar desde la dirección https://direccion.online/a0bmh de forma totalmente gratuita.

El problema de las pruebas de render del BMW 27 publicadas en muchas páginas, es que los datos referentes a las condiciones en que se han conseguido dichos resultados distan mucho de tener la mínima concreción exigible ya que no especifican el modo exacto en los que dichas pruebas se llevan a cabo.

Con la escena BMW y por tratarse de un equipo portátil haremos las pruebas trabajando conectado a corriente, como si se tratase de un PC de escritorio y como portátil, tirando de batería, que es lo más propio para este tipo de equipos, aunque obviamente reducen su rendimiento para preservar la batería.

En cuanto al mejor motor de procesado, este desde luego será Cycles con el conjunto de características «Soportado», en lugar del por defecto «Experimental».

Pruebas con fichero de GPU trabajando conectado a 220V

Las primeras pruebas las hicimos con el equipo conectado a corriente y con los modos de máxima eficiencia activados, desactivando Whisper Mode para que la GPU alcance su máximo.

Con el fichero para GPU bmw27_gpu.blend el renderizado tardó 19,90 segundos llegando a conseguir 19,51 con algunos ajustes relativos al Whisper Mode y el modo rendimiento que permite el software de Omen.

image 33
En el renderizado por GPU voló el Omen
Pruebas con fichero de CPU trabajando conectado a 220V

Elevándose 4,15 minutos lo que tardó para renderizar el fichero de CPU bmw27_cpu.blend

Si comparamos los tiempos con los de un procesador de escritorio un Ryzen 5 5600X este tardó 4,37 segundos, de alguna forma, dentro de la serie 5000 podríamos decir que la potencia de un portátil Ryzen 7 se puede equiparar a la de un Ryzen 5 de escritorio.

Posteriormente hicimos las mismas pruebas con batería, para ello desconectamos el equipo de corriente y trabajamos con los diferentes settings que nos permite cuando trabajamos con batería.

Pruebas con fichero de GPU trabajando con baterías

Los rendimientos iban de la siguiente manera:

02:34 La mejor opción resultó ser CUDA con la RTX activada y la CPU desactivada, el motor Cycles y el conjunto de características soportado.

03:24 fue el mejor registro de todos los que conseguimos utilizando únicamente la batería del equipo, recuerdo que veníamos de un tiempo de tan sólo 19 segundos para este mismo render con el equipo conectado a corriente.

Está claro que para trabajar de forma profesional en 3D el equipo debe estar enchufado.

Durante esta prueba los rendimientos de CPU GPU y iGPU iban como te detallo a continuación.

CPU: Oscilaciones en todos sus núcleos de 18-80% 0,56 Ghz a 2,58 Ghz
GPU: 0-100%
iGPU: 3-8%

Pruebas con fichero de CPU trabajando con baterías

Durante el renderizado de la prueba bajo la CPU elevaba su ocupación al 84% en sus 16 hilos, con una velocidad de 2,65 Ghz, la GPU Nvidia RTX 3050 quedaba al 0%, mientras que la Radeon integrada oscilaba entre el 5 y el 9%

El portátil mostraba rumorosidad aunque sin llegar a ser molesta, en entornos no silencionsos pasaría totalmente desapercibido.

05:20 minutos, o lo que es lo mismo 320 segundos con Optix y desactivado RTX 3050 ti, activado RADEON Graphics en HIP

Casi el mismo tiempo, tres segundos más rápido conseguimos con Optix y activada RTX 3050 ti y CPU AMD Ryzen 7, también activado RADEON Graphics en HIP

Ahora configuramos el portátil en el modo de energía equilibrado, tanto en Windows como en la app Omen.

La CPU se situaba en 80 con una velocidad 2,57 Ghz mientras que la iGPU: 3-9%

Consiguió un tiempo de 05:36, es decir, 16 escasos segundos más que con el modo de máximo rendimiento.

Poniendo estos resultados contra el MacBook Pro con procesador M2 que probamos hace un tiempo observamos que aquel en el renderizado por CPU tardó 01:05, menos que con el Omen conectado y 4 veces menos que con el Omen tirando de batería.

Mientras que utilizando la GPU lo hizo en 02:15 minutos, superando por poco los 02:34 del tiempo empleado por el OMEN.

El Apple M2 desde luego tiene una eficiencia energética ejemplar, si bien una vez lo conectamos a corriente sus datos son los mismos, y es en ese punto donde queda muy alejado de la potencia gráfica de la RTX 3050 Ti que lleva nuestro Omen.

Rendimiento para creación de videojuegos

Desarrollo en Unreal Engine

Unreal Engine, el famoso motor de videojuegos es conocido por muchos en su vertiente para la creación de los mismos.

Se trata de un motor, que sobre todo a partir de la versión 5 se ha convertido en especialmente pesado y exigente con las prestaciones del equipo donde se ejecuta, tanto es así que tras instalarlo y proceder a realizar pruebas recibía avisos de que la memoria VRAM está llegando al límite con el proyecto de juego Lyra.

Quizá esto era dado porque se estaba utilizando la gráfica integrada en lugar de la gráfica dedicada, así que me puse a estudiar el tema, incluso con la ayuda de un experto, el que más o menos determinó lo mismo que yo, algo estaba sucediendo con Unreal y la RTX que hacía que no se estuviese utilizando.

Probamos con una versión anterior a sabiendas de que UE 5 sería demasiado para una «simple» 3050. Pero el resultado aunque más óptimo fue parecido.

Por motivos de tiempo finalmente desistimos de ello y pasamos a probar el Omen para el desarrollo bajo Unity 3D.

Desarrollo en Unity 3D

El hermano, por llamarlo de alguna manera, menor de Unreal, destinado sobre todo a juegos indies, alejado de la filosofía de más es mejor, en cuanto a resolución y efectos, sus requisitos en cuanto a hardware descienden mucho de los que precisa realmente Unreal 5.x.

Tras descargar 2D Platformer Microgame desde la lanzadera de Unity, el Unity Hub, algo que se realiza en segundos, la apertura del proyecto la primera vez se toma su tiempo, alrededor de 2 minutos y 30 segundo pues debe copiar los assets, resolver dependencias, paquetes e importar el proyecto a la versión del editor que tienes instalado.

En este tiempo observo la CPU con algunos picos en 6 hilos, la memoria RAM también saturando entre el 80 y el 97%, claro, que tengo el equipo ahora mismo con cuatro ventanas de navegador que deben sumar cerca de 60 pestañas.

Una vez cargado el proyecto en el editor, y para poder tener una preview jugable del juego, algo que es tan sencillo como darle al botón de play, apenas transcurren 3 segundos para que el mismo sea jugable.

Luego Unity 3D permite exportar los videojuegos creados en él para varias plataformas, por ejemplo Android, Windows o incluso para web.

Exportando esta demo hacia plataforma Android, el Omen se tomó 01:28 minutos

Si cambiamos la plataforma de exportación de Android hacia Windows, esto hará que el sistema tenga que recalcular varios puntos, lanzando un proceso de cambio de plataforma que se completa en menos de 30 segundos.

El build para Windows llevó tan sólo 53 segundos a nuestro equipo, y finalmente la misma exportación para HTML WebGL llevó 04:58 minutos

Pruebas sintéticas

Las pruebas sintéticas esas que siempre efectuamos y que dice bastante aunque no son del todo determinantes, en tiroriro.com las hacemos de dos formas, la primera normalmente, a menos que se especifique lo contrario es con el ordenador conectados a corriente, y el perfil de energía en máximo rendimiento, de esa forma conseguimos averiguar cuál es el máximo potencial de dicho PC, posteriormente repetimos las mismas pruebas pero con el equipo alimentado con baterías, donde dependiendo del fabricante del procesador y del modelo concreto existirá cierta diferencia en los resultados.

PCmark10

La prueba de rendimiento de PC por excelencia PCMARK ha arrojado una puntuación global de 5817 puntos, encontrándose por debajo de la media de resultados con ordenadores de similares componentes que se sitúan en los 7007 puntos de media.

En cuanto a la clasificación de uso bajo programas esenciales obtiene 8902 estando cercano a la media.

Las pruebas de productividad alcanzan los 7640 puntos, una nota algo inferior a los 9000 puntos de media de máquinas similares.

En creación de contenidos digitales va a la par con la mayoría de equipos de mismas prestaciones.

Puedes consultar los resultados completos en la siguiente dirección online.

image 18
Resultados PCMARK10

Cinebench R23

image 78
Resultados de CineBench R23

La puntuación obtenida bajo Cinebench R23 con este equipo es de 9592 para multinúcleo y 1213 para un único núcleo; un resultado claramente inferior a lo esperado ya que confiaba en superar los 11.000 puntos; este equipo debería estar ubicado entre los i5-11400H y los i7-11800H, pero no fue así.

El i5-11400H que llevaba el Acer Nitro 5 que probamos marcó unos resultados muy a la par, con sus 9036 puntos para la prueba multinúcleo por 1453 en un único núcleo, siendo a priori un procesador de gama inferior por partida doble.

Así que tenemos una batalla entre un i5 vs R7, el primero cuenta con sólo 6 núcleos y 12 hilos, por los 8 y 16 de este Ryzen, y siendo el Ryzen 7 media generación más nuevo, pero la diferencia no era abrumadora.

image 10
Tras optimizaciones

Posteriormente volví a ejecutar la prueba con los ventiladores girando al máximo y sin limitaciones en cuanto a rendimiento de la gráfica, hubo una mejora de algo más de 400 puntos en multinúcleo, superando los 10021 puntos y los 1250 en un único núcleo, claro que a costa de sonar como un auténtico reactor.

Enfrentado a otros equipos bajo Windows de similares características estos obtuvieron puntuaciones netamente superiores, a pesar de contar con la misma CPU e incluso una peor gráfica como la GTX 1650, y eso que además ambos son del mismo fabricante, como es el caso del HP Pavilion que consiguió 11817 y 1416 puntos, siendo a priori una gama de producto un escalón por debajo, enfocada a un público de menor poder adquisitivo.

Como referencia en el mundo Apple, el MacBook Pro con M2 que probamos hace unos meses nos arrojó 8737 y 1582 respectivamente, unos 900 puntos a favor del Omen.

Volviendo a enfrentar los conceptos de prueba sintética y prueba real, esta escasa diferencia de puntuación sintética entre el Omen y el MBP M2 se vuelve a manifestar como un valor incorrecto, del mismo modo que sucede con el M1 Pro, que obtuvo 7750 puntos.

Esto lo ofirmo porque al ponerlos a renderizar bajo programas reales como Blender y con los mismos proyectos, la diferencia entre los tiempos conseguidos por uno y otro era mucho mayor, en todas las ocasiones el Omen conseguía doblegar al M2, y a veces consiguiendo completar los renders en la mitad de tiempo, contra el M1 Pro la diferencia era incluso mayor a favor del Omen.

CPU-Z

image 79
Resultados de CPU-Z

En tiroriro no somos muy dados a efectuar pruebas de rendimiento bajo el software CPU-Z, de hecho este es un software que utilizamos más que nada para averiguar datos sobre el hardware sin tener que abrir el portátil, retirar disipadores y leer e interpretar los enunciados en los chips.

Por ejemplo, y entre otras muchas cosas, gracias a él puedes saber que tipos de memoria RAM lleva el equipo y cómo están distribuidos, si en un único slot o en dos, de forma que podamos saber si están en dual channel o no.

Pero en cuanto a su rendimiento sintético bajo CPU-Z y si nos atenemos a los resultados de la prueba, en esta podemos observar la puntuación en la captura, en la pestaña de Bench.

El rendimiento en multihilo para CPU-Z fue de 5092,9 puntos por 526,1 para un único hilo.

El ratio es de 9,68, conociendo que tiene 8 núcleos físicos y 16 hilos o threads en inglés, es fácil adivinar que cuando todos los hilos están trabajando a tope, la CPU debe bajar considerablemente el reloj y con ello el rendimiento por hilo, de lo contrario su consumo se dispararía, al igual que el ratio que debería estar entre 12 y 16 y no 9.68.

Aunque esto no es nada nuevo en el mundo PC portátil de alta gama, ya sabemos que las térmicas limitan y mucho, al igual que la dependencia de la corriente.

Geekbench 6.0

image 70
Rendimiento sintético Geekbench

En Geekbench 6.0 nuestro Omen consiguió unos resultados de 1849 y 7841 en multinúcleo. Por debajo de lo esperado y lo que luego vimos en las pruebas, cada vez confío menos en el buen hacer de Geekbench que parece patrocinado por Apple, ya que los equipos de la manzana obtienen resultados abultados que luego en la práctica real no se corresponde.

Si trato de poner la puntuación GeekBench de este Opmen en contexto, por ejemplo consigue una puntuación algo por debajo, poco, de un Apple MacBook Pro con procesador M1 de 2020, sin embargo en las pruebas de renderizado con Blender, este HP Omen se lo funde con una solvencia más que destacable, al igual que en cualquier otro tipo de tareas, y por supuesto en juegos.

Y es que quizá esta prueba me está haciendo replantear la conveniencia de someter a equipos futuros a esta prueba multidispositivo ya que no encuentro excesiva correlación con la realidad, al menos cuando trato de comparar un PC con un Mac. Ojo no digo que el Mac con M1 no vaya bien, al contrario, es bárbaro y eficiente energéticamente con ninguno, en su día me impresionó, pero no rinde más que este equipo HP Omen en entornos reales.

Rendimiento gráfico sintético con Geekbench

Luego están las pruebas sintéticas de rendimiento gráfico, pruebas que también nos pueden entregar valiosa información respecto a lo que conseguiremos en entornos reales, aunque sin ser del todo determinantes como ya debería ser por todos conocido cuando hablamos de pruebas sintéticas, las puntuaciones obtenidas fueron de OpenCL 63118 y Vulkan 14395

Rendimiento de la unidad de almacenamiento

image 68
Unidad NVMe incorporada en el Omen

El ordenador HP Omen 16 lleva en su interior dos puertos NVMe que aceptan unidades de almacenamiento de hasta 2280. No lleva no obstante, espacio para una unidad de 2,5″ como otros equipos de tamaños similares.

La inclusión de dos ranuras M2 es algo muy de agradecer pues se trata de la unidad NVMe más económica hasta la fecha, y que puedes llegar a adquirir con capacidades de 2Tb por poco más de 100 euros.

Imagina que fácilmente combinando dos discos de 2Tb puedes llevar en tu portátil un total de 4 Tb de unidades de rapidísima lectura.

Esto, conjuntamente con la potencia del ordenador lo habilitan para trabajos de campo o en ruta, aunque sean pesados, por ejemplo para el renderizado de vídeo, claro que con el cargador a cuestas pues su autonomía dista de ser óptima.

En cuanto a la rapidez, esta viene siempre limitada por el tipo de puerto PCIe al que da soporte el procesador, en este caso se trata de un AMD Ryzen 7 series 5000, el cual ofrece soporte hasta PCIe 3.0, no dando soporte a la PCIe 4.0 que en esta generación queda relegada a las CPUs de la competencia, las Intel.

image 69
Prueba de rendimiento de la unidad del HP Omen

En este modelo concreto de HP Omen la unidad es una SN730 SDBPNTY de 512 Gb.

El rendimiento fue algo discreto, es decir, sin ser lento, atrás quedan los SSD de 600 Mb/s, este los multiplica por 5, no es desde luego el más óptimo, hemos visto equipos a priori inferiores que superan los 3000 Mb/s.

Destaca eso sí en la velocidad de escritura, y es que es fácil encontrarse unidades que superen los 3000 en lectura pero que queden muy lejos de incluso los 2000 Mb/s en los procesos de escritura.

En cuanto a niveles de percepción referente al inicio de Windows 11 este se completa en 16 segundos tras pulsar el botón de encender, la BIOs se inicializa en casi 5 segundos.

En cuanto a la carga de programas pesados, es rápido, sí, aunque en otros equipos se nota ese plus, ese par de segundos menos en por ejemplo el arranque de programas pesados para la carga como GiMP, donde en este Omen tomará un total de 11 segundos, Photoshop 2023 tarda el doble, 22 segundos.

Rendimiento Wifi

image 72
Test de Wifi de HP Omen

El módulo Wifi que incorpora es Wifi 6 y tras realizar un test bajo una conexión de fibra simétrica de 500 Mbps tira con todo, es decir, es rapidísima.

Además cuenta con una excelente calidad de recepción, en casa, donde tengo el router alejado a más de 12 metros y varias paredes, es con diferencia el equipo que mejor recepción tiene, llega la señal desde el router sin mayores problemas.

Luego también hay que destacar que en cuanto a conectividad a Internet también puede conectarse de forma cableada, tal y como veremos en el apartado de conectividad.

Autonomía de la batería

Este es quizá el punto donde más falla este portátil, algo que uno ya espera al tener el apelativo de gaming, si bien en todo consigue un notable como nota, la batería y a pesar de tratarse de una CPU de 45W a la que se le atribuye una buena eficiencia energética luego ves que superar las 4 horas con un uso comedido, es decir, navegación por internet, es prácticamente imposible.

Podría en parte ser culpa del consumo de la pantalla, la cual en mi caso siempre debe estar si no a tope de brillo sólo un punto por debajo de dicho tope, de lo contrario los blancos se tornan en colores demasiado cálidos.

La batería es de ion-litio, contando 4 celdas y 83 Wh, aunque desciende tan pronto como lo desconectas de la corriente eléctrica, mientras escribo un párrafo de 7 líneas la batería ha descendido del 23% al 21%.

En 30 minutos de trabajo normal, básicamente escribiendo este artículo mientras escucho Spotify, trabajando principalmente con una pestaña de Edge y el backoffice de tiroriro.com, aunque cierto es que tengo abiertas más de 30, pero las mismas suelen estar en reposo, un sistema de ahorro genial de Edge, Chrome también lo tengo abierto, el equipo ha consumido un 20% de batería, de forma que en teoría a este ritmo podría tener 30 minutos x 5 = 150 minutos de autonomía, lo que viene a ser 01:30H teóricas.

Un dato del todo erróneo, pues posteriormente y tras reiniciar el equipo por si había algo generando un consumo extra alcancé las 2 horas de uso y todavía me quedaba un 40% de batería, así que con una nueva regla de tres podríamos establecer que si 60 % = 120 minutos, el 100% de la batería serían 200 minutos, lo que es casi 03:30H

Así que bajo cualquiera de los cargos, tenemos en que se trata de un equipo que difícilmente podrá trabajar con batería, y es que si tocando aquí y allá, controlando brillos de pantalla, esperando a que la batería madure, creo que esta es a lo sumo la tercera o cuarta carga, podría a lo sumo llegar a 4 horas reales.

Esto unido a que su potencia desciende de forma significativa al no estar conectado a corriente y que el transformador/cargador pesa lo suyo como para llevarlo encima, al final será todo un riesgo salir a trabajar fuera, por ejemplo a una cafetería, donde habitualmente yo me paso entre dos y tres horas tras almorzar.

Deberías ir a cuesta con el equipo y el cargador, lo que conjuntamente se acerca peligrosamente a los 3,5 Kg de peso, cuando con otros equipos, el Honor que probamos hace unos meses, pesa 1,7 Kg y su transformador ni pesa, sirve el de un móvil con carga rápida, además a este ritmo de trabajo y con esta carga tengo para hasta casi 5 horas tirando únicamente de batería.

En el Omen tras el aviso de ahorro de batería comienza el stress, algo que sucede al 20% por defecto en cualquier equipo Windows, para empezar el brillo de la pantalla desciende y básicamente te deja el tiempo suficiente para recorrer las aplicaciones que tengas abiertas en búsqueda de ficheros y proyectos abiertos que grabar antes de quedarse literalmente seco.

En este mismo momento, trabajando de forma poco intensa, escribiendo este artículo, Windows ha marcado esa alerta de batería a las 10:26 y a las 10:30 ha pasado del 20% de la alerta al 17% lo que implica un descenso de casi un 1% al minuto, y da a lo sumo para 10-15 minutos de trabajo, ya sabemos todos que Windows estima mal la batería, y que a partir del 7% puede caer en suspenso súbito.

Térmicas y rumorosidad

En cuanto a las sensaciones térmicas tras horas de uso, bajo el denominado modo Whisper o susurro de los driver Nvidia Studio pues bastante bien cuando no se le exige, el equipo es algo más caliente en la zona derecha, tú derecha, donde apoyas la muñeca derecha notas que la temperatura es superior a la zona izquierda, sin quemar ni mucho menos donde trabajando con baterías desde hace unas tres horas y una temperatura ambiente de 17 grados centígrados.

Funcionando con batería y con tareas más pesadas, como la copia de archivos desde la nube, la temperatura asciende, y ronda los 57-65 grados, siendo la parte alta cuando además de la copia de archivos navegamos o abrimos y cerramos programas.

Conectado a corriente y ya con los procesos de puesta en marcha del PC, es decir, la instalación de programas, sincronización de archivos, el PC con los ventiladores girando al máximo y seteado como «Rendimiento», la app de Omen me indica que el uso de CPU está entre el 4 y el 15% dependiendo del momento, las temperaturas se mueven entre los 72 y 76 grados de temperatura de CPU y 38-40 grados en la GPU.

Si nos ponemos a jugar, pasará lo inevitable y es que cuando tiene que soplar, sopla con fuerza, pero bravo por él, porque en este aspecto tampoco es que sea de aquellos portátiles que sientas que va a salir volando, sus ventiladores alcanzan 4600 RPM de tope, lo que sirve para hacer descender la temperatura a valores normales pero no son especialmente ruidosos.

Mientras jugábamos teníamos temperaturas de CPU sobre los 90-95 grados en modo rendimiento con los ventiladores girando a su máximo, la GPU alcanzaba los 60 grados de temperatura.

En el otro extremo, el modo eco, los ventiladores bajan hasta llegar a los 2400 rpm cuando el equipo ronda los 50 grados, aunque lo más normal es tener temperaturas más cercanas a los 60º y un régimen de giro 2900 rpm.

Estas velocidades son algo que únicamente se apreciarán en entornos totalmente silenciosos, aunque dicho sea de paso para algunos puede que esto llegue a ser eventualmente molesto.

Es mi caso, esa rumorosidad a las 06:00 AM, cuando no se le está exigiendo prácticamente nada al equipo, por ejemplo navegando o redactando artículos, me acaba enervando, más aún cuando la temperatura es baja y creo que podría bajar su velocidad de giro más, o incluso desconectarlos.

Con el ordenador encendido y sin utilizarlo ni con procesos abiertos, el indicador de temperatura registraba 52 grados y la rumorosidad propia de 2900 rpm.

Lo que no veo tan acertado es que la rejilla de ventilación lateral esté ubicada a la derecha, ya que es donde si utilizamos el portátil con ratón externo, solemos colocar el ratón, y claro, en verano la mano se nos va a acabar achicharrando. En la primera semana del mes de mayo, con temperaturas entre 5 y 10 grados más altas de las que tocan no está siendo un problema, ya que el equipo si no eres exigente con él, no llega a soplar en demasía.

El precio del HP Omen

El precio de este equipo en su día fue de 1200 euros aprox, aunque rápidamente bajó a los 900 para luego ir viendo sucesivas ofertas, pero claro, en la actualidad un Ryzen series 5000 tiene ya dos o tres años, y aunque sea el tope de gama de los Ryzen 7 para portátiles, lógicamente ha bajado su precio, están a punto de llegar al mercado los portátiles con Ryzen de serie 7000.

La gráfica tiene también sus más y sus menos, es gaming sí, pero de entrada de gama y una generación más antigua que la actual, que todavía no se ve en casi ninguna tienda.

Toda esta caducidad hace que el precio actual de compra del mismo, en oferta puntual halla sido de 649 euros, un precio excelente, y es que creo que me lo voy a quedar para mi uso profesional pues estos días de intensa prueba me ha convencido en casi todos los aspectos.

Analizo la posibilidad de ampliación donde si le sumo a esos 649 euros un coste de 65 euros por 2 módulos de RAM de 16 Gb para tener el equipo con 32 Gb, ya veré que hago con los 16 Gb , 8 + 8 Gb que lleva, lástima que no tenga 4 slots para la memoria.

Realmente casi ningún portátil tiene más de 2 slots para RAM; lo que si tiene es slot para una segunda unidad NVMe. algo que aprovecharé para añadirle 2 Tb que he visto entre 85 y 119 euros, depende de la marca, Kingston o Crucial y que complementarán a la actual NVMe de 512 Gb, en total tendré 2,5 Tb de almacenamiento y memoria RAM de 32 Gb por sólo 799 euros (649 + 150 eur)

800 euros por un equipo portátil de 16″ con pantalla mate, con un Ryzen 7 de 8 núcleos 16 hilos, una gráfica RTX 3050 Ti, unos increíbles 32 Gb de RAM y 2,5 Tb de almacenamiento, supéralo, no es fácil.

Un precio que si lo pongo en valor hará poner rojo a más de uno, y es que comparándolo con un Apple MacBook Pro de 16″ con CPU M2 Pro, los mismos 32 Gb de RAM y 2 Tb… que cuesta la friolera 4.299 euros, ya que en Apple por pasar de 16 a 32 Gb te soplan 460 euros y por pasar de 1 Tb a 2Tb otros 460 euros.

Cuesta más dinero, unos 120 euros más, ampliar un Mac que ya cuesta mucho dinero , RAM + HD = 460 + 460 = 920 euros, que un PC gaming completo como este, que cuenta con incluso mayor capacidad.

Sin desmerecer dicho MacBook, ni macOS, que funcionan muy bien y que probablemente ganarían a este OMEN en muchos aspectos, aunque no en todos, esa diferencia de precio es indefendible, una diferencia que sólo pagarán los más fanáticos de Apple o los que realmente no sepan.

Siempre un fan de Mac podría decir que el tema está en que este Omen ya no está en su año de lanzamiento, cierto, pero igual de cierto es que los Mac no bajan su precio de salido por mucho que pase el tiempo.

Conclusión sobre el HP Omen

Un producto que convence, y lo hace cada vez más con el paso de los días de pruebas reales, si bien no puedo negar que la verdad es que me esperaba un poquito más en casi todos los aspectos, ya que en mi cabeza Omen es o debería ser como algo más premium, en el global no depepciona en absoluto.

Así que podríamos decir que este producto se queda en un «medium», ojo, que no es malo, ya que se aleja de lo plasticote sin tener que incrementar su coste por el uso de metales y aleaciones que en la práctica no aportan rendimiento ni funcionalidades extras.

En cuanto al rendimiento de este equipo concreto con Ryzen 7, 16 Gb de RAM y una RTX 3050 Ti, es excelente, va a poder prácticamente con cualquier tarea que le pongamos delante, incluso las de edición de vídeo con carácter profesional, cierto es que otros equipos conseguirán mayor desempeño, pero la diferencia será de a lo sumo un +20% y sólo en momentos puntuales.

Poniendo los datos prestacionales en contexto, una exportación de vídeo que en un equipo que cuesta dos veces más dinero puede tardar 45 segundos mientras que este lo haría en 56. Una diferencia que no vale ese dinero, no pasamos de una «corta espera» a algo instantáneo, y claro esperar 45 o 56, pues oye, a mi no me importa.

En cuanto su rendimiento para otros enfoques más allá de la edición de vídeo, te contaré que tengo una gran cantidad de años a mis espaldas como informático, siendo programador, diseñador y bloguero, algo que al final hace que precise una gran cantidad de herramientas, y tras una semana de uso noto claramente las diferencias entre uno y otro equipo cuando los someto a una alta presión de trabajo, esto por ejemplo es constatable cuando renderizo en 3D o compilo código, pero también durante los procesos de setup, de puesta en marcha inicial del equipo.

En esos momentos es donde descargo aplicaciones como si no hubiera un mañana, las instalo y lo hago para muchas apps y con varias instalaciones al mismo tiempo. Además si veo que el equipo no se rinde, aprovecho para iniciar la copia de archivos y carpetas, mientras copia e instala, ya adelanto pruebas de esto y esto otro.

De alguna forma si el PC me sigue el ritmo incremento la cantidad de las tareas simultáneas, lo hago hasta el punto que ahogo la máquina, y en este sentido con este equipo no he sido capaz de ahogarla, al igual que recientemente no lo fui con un Apple MacBook Pro con procesador M2.

Con esto quiero decir que la potencia del Omen es más que sobrada para cualquier tipo de usuario, claro que luego si buscamos el entorno exacto de cada uno pues pueden existir diferencias perceptivas, por ejemplo a un gamer quizá se le quede corto cuando compruebe que jugar a 1080p con algunos juegos modernos y alcanzar los 60 fps requiere que se bajen los settings gráficos, y es que esta tarjeta, con sólo 4 Gb de RAM da para lo que da, jugar sí, pero a un nivel de calidad medio y sólo a 1080p, a 1440p la calidad deberá sacrificarse a media baja y recurrir al DLSS de Nvidia.

Lo de si sirve para sustituir a un potente equipo de sobremesa, pues depende, si es para jugar con monitor externo a 4K o a 1440p pues no, aquí la gráfica dedicada, la 3050 Ti se va a quedar corta en casi todas las ocasiones y deberás recurrir a depurar los settings, si no eres exigente y sabes del tema, te valdrá.

Si bien en ese sentido la idoneidad con otro equipo que lleve una gráfica RTX 3060 se notará y mucho, quizá sean únicamente +10 o +12 FPS lo que ganarás, pero marcaran la diferencia a poder jugar a 55-60 FPS.

En cuanto al juego para la retro emulación, pues sí, puede hasta con títulos de Switch, con algún pero en algún juego exigente pero que no deja de ser mínimamente jugable y que probablemente se optimicen los emuladores con el tiempo. El Omen, en el resto de plataformas inferiores a Switch, irá sobrado.

Tras muchos días de uso bajo diferentes escenarios lo más destacable de este equipo es esa calificación de «notable alto» en todos los aspectos. Nada en él es «sobresaliente», a excepción de su bonita iluminación multicolor en su teclado; del mismo modo también es destacable que nada en él está por debajo de dicho notable.

Bueno sí, quizá el brillo de pantalla, al que le damos un aprobado justito y es que agradecería que fuese ostensiblemente mayor.